Gustavo Bueno

“EEUU camina hacia una disminución efectiva de poder en el mundo”

Se afirma que hay una crisis mundial, ero la realidad es que una gran parte del mundo está creciendo. ¿No sufrimos la crisis solo los países dependientes de la política norteamericana a través del FMI? No, yo creo que no, porque ahora quien manda en el mundo no es EEUU precisamente, también China. Quien tiene más dinero ahora es China, y es EEUU quien le debe. A pesar de que sigue siendo una gran potencia el centro se ha desplazado hacia China, que controla mucho más el porvenir. La situación es totalmente nueva e imprevisible. El mundo ha cambiado y ya no es el de después de la Guerra Fría. Cuando se aplican los recortes en España, Grecia, Irlanda o Portugal, y ahora Italia, ¿no es un error hablar de “los banqueros”?, ¿no son las ingentes necesidades de financiación de EEUU el origen? Claro, porque es a quién más le deben. La mayoría del capital norteamericano está fuera de sus fronteras, además de ser un estado deudor. Lo que no puede ser es que se hable de un problema de banqueros. Primero son necesarios porque en el mundo hace falta una gran cantidad de intercambio de bienes y servicios. Y después la impresión de que hay unos cuantos ricachones robando a los demás es totalmente errónea. Después de la Guerra Fría, con la caída de de la URSS, EEUU quedó como la potencia capitalista por excelencia. Pero ahora no es posible pensar en corrientes de carácter comunista como la de la URSS, o socialista, porque la socialdemocracia lo confunde todo. En lugar de la URSS está China. Pero claro, China no tiene las pretensiones, al parecer, que tenía la URSS. China también es comunista, pero el comunismo de China es el de un imperio centrípeto, no centrífugo. Los chinos se está convirtiendo en los amos del mundo desde un punto de vista capitalista. el Partido Comunista Chino tiene cerca de 70 millones de militantes, mucho de ellos millonarios. Pero son millonarios de una forma muy especial. Están ocupando todo el mercado, comprando terrenos en África, pero no para defender la libertad, sino para sembrar algodón y buscar petróleo para ellos. Una potencia de este calibre con 1.500 millones de habitantes no tiene parangón. Todo esto cambia el panorama internacional. Pero EEUU es quien tiene, para empezar, la hegemonía militar. Pero la hegemonía militar no es nada si no tiene una base económica por detrás. Además la hegemonía militar es la bomba atómica, lo demás son tonterías. Quien la tiene es quien tiene la sartén por el mango, y China también la tiene, a parte de estar enviando satélites constantemente, como otros países claro. Pero la posesión de la bomba atómica, que la tienen tanto China como EEUU, es lo que equilibra y neutraliza la situación. ¿Pero la contradicción principal no es el decreciente peso económico de EEUU en el mundo frente a unas crecientes necesidades de financiación del aparato militar más grande y poderosos del planeta? Y eso ¿a qué conduce? A una disminución efectiva del poder en el mundo, que es lo que le está pasando a EEUU y lo que le pasó a la URSS. Son procesos normales, no ya del capitalismo, sino del sistema en el que estamos, que ya no se puede decir que sea capitalista, es otra cosa diferente. Las condiciones del capitalismo son totalmente diferentes, las crisis ya no son las propias del capitalismo, son crisis del sistema en el que estamos, que no se si llamarlo post-capitalista. Pero, volviendo al tema de EEUU, quien viene a exigir que se apliquen los recortes son Obama y Merkel. Claro, porque son los que mandan. Por ejemplo: ¿por qué se han metido en la guerra de Libia y han metido a España en ella?, ¿por qué dicen que es una misión de paz si es una guerra?, claro, así las guerras de Alejandro Magno, Hitler o Stalin fueron misiones de paz… pero de la paz de la victoria. Ésta guerra fue promovida por Francia e Italia, por los intereses que tienen desde Mussolini y por El Chad, donde hay muchos intereses con el algodón y el cacao. Y luego por intereses políticos. Piense que Gadafi hasta hace poco estaba visitando las cancillerías europeas. ¿Por qué le atacan ahora?, seguramente por lo que llaman la primavera árabe, en Túnez, Egipto, Siria… ¿cómo interpretas esto? ¿que la gente quiere democracia? En una democracia cada uno quiere decidir con su voto, pero con la democracia no se resuelve la situación económica. Las leyes económicas van por otro lado. ¡Más democracia!, y luego ¿qué más?. ¿No hay una relación directa entre el grado de intervención de EEUU en cada país y la dureza de los recortes? Por supuesto. Pero las grandes potencias, que ahora son Brasil, India, China y Rusia, son las que están organizando ya una especie de mercado común con un sistema económico propio, con moneda propia. Ahí está uno de los centros y plataformas principales de la situación a partir de ahora. El futuro es China, Brasil e India, realmente. Pero también países como Bolivia, Ecuador, Venezuela… crecen sobre la base de la independencia económica. Son países que carecen de importancia. Comparativamente no significan nada. Su soberanía e independencia depende de las alianzas que tengan, porque hoy en día es muy escasa. La soberanía es importante para cada nación. En España es esencial. La soberanía es importante para nosotros pero por razones políticas, además de las económicas, que están vinculadas. Las políticas que siguen los países que crecen se basan en seguir el camino contrario al de las recomendaciones del FMI: elevan el nivel de vida de la población, el mercado interno… lo contrario a lo que se está haciendo en España. Pero España no tiene peso específico ninguno. No se puede comparar la política de España con la de China. Y eso que China tiene problemas internos tremendos, de explotación, de paro, de trabajadores que ganan 50 euros al mes, que duermen en el trabajo… y sin embargo tira para delante. Están construyendo ciudades nuevas… y con problemas muy serios de secesión con zonas islamizadas. Hay unas diferencias tan enormes que no se puede hablar en términos universales. El antagonismo que ha revelado la crisis y la ingente montaña de deuda de EEUU, ¿no pone de manifiesto que este orden mundial es insostenible?. La única superpotencia necesita endeudarse con todo el mundo para mantener su hegemonía y dictar las reglas del juego, “pagadme que yo mando”, ¿hasta cuando se puede sostener esto? Pues dependerá de los demás, porque a muchos les interesa que EEUU no se hunda, aunque tengan que pagar, entre ellos España. En la situación internacional, aunque el poder norteamericano no es tan hegemónico como hace unos años, sigue siendo una potencia de primera magnitud para Europa. De hecho la bolsa siempre está en función de China, EEUU, Europa… y lo importante es contar algo en Europa, no estar en la cola como estamos nosotros. Nos hemos puesto nosotros ahí por impericia y despiste. Y esto le interesa a Alemania, a Francia, que son enemigos virtuales, y a China y EEUU estratégicamente en función de sus intereses. Se ha difundido la gran mentira de que no hay dinero en España pero la realidad es hay mucho. ¿No debería aplicarse en España una política de redistribución de riqueza? Pero ¿de qué dinero se habla?. Si hubiera tanto dinero se vería. Cuando se debe tanto dinero y cuesta tanto vender los bonos de deuda no habrá tanto dinero. No hay más que ver los beneficios de los grandes bancos y monopolios… Pero los beneficios de la banca española son los beneficios de la banca española. No podemos hablar de la banca como una máquina de hacer dinero que luego se lo queda un señor que fuma puros. El dinero de la banca española se invierte constantemente en América. Cuando gana Repsol son sus beneficios, y ese dinero está constantemente funcionando, además con riesgo de perderse una y otra vez. ¿Cómo no va a ir ese dinero a los beneficios de las empresas y la banca?, si no se hunden. Y eso pasa hasta con un autónomo. Ni que los beneficios fueran un robo. Los beneficios son los que el sistema permite, y si lo permite el sistema pues ya está. Y si no pues a ver cuando se derrumba o se transforma. Pero eso ya lo veremos. Sin embargo todo el capital que se paga en intereses por la deuda se incrementa porque las agencias de rating norteamericanas los fijan así, agencias de la que son accionistas los mismos “acreedores”… Bueno, los fijan porque no tienen más remedio que fijarlos, porque si no a ver quién se los compra. Si tenemos que pagar más o menos es por el puesto que ocupamos en el ranking, y si tenemos tantos puntos básicos de deuda es porque no se puede vender por menos. Además las empresas que se benefician también se hunden, y el mercado se renueva constantemente. Luego los beneficios que un individuo pueda sacar de esas operaciones le dan para comprarse un chalet en una isla. Y eso puede tener valor para una familia, pero es el chocolate del loro. Y aunque tengan que esconder esos beneficios para que no se vean… es como lo de los trajes de Camps, menudo follón, como los EREs de Andalucía. Eso son problemas políticos pero económicamente no significan nada. Pero es que en España existen 130 mil privilegiados entre los que hay sueldos de 600 u 800 mil euros mensuales. ¿No estaría de acuerdo con aplicar una escala salarial según la cual nadie cobre por debajo de mil y nadie por encima de 10 mil? Hombre, eso es evidente. ¿Quién va a decir que no?. La cuestión siempre es quién le pone el cascabel al gato. Para hacer eso es necesario un gobierno con voluntad, pero sobretodo con fuerza para hacerlo. Y la fuerza solo está en un sitio, en el ejército. Si no hay ejército, no hay fuerza. Sino, ¿cómo lo hace?, ¿con los sindicatos? Esta medida está muy bien, pero luego quién la ejecuta y con qué fuerza. ¿No se hace necesaria la construcción de un amplio frente antihegemonista que denuncie el saqueo al que está sometido nuestro país y permita otro rumbo? Por supuesto, pero ¿cómo se construye eso?. Hay muchos frentes construidos que habría que desmontar primero. Ese frente del que habla tendría que tener un programa convincente para ganarse a la gente. Y eso es o no es. A mi lo del frente me parece algo vacío. Si quiere un frente pues hágalo, sino es especular. Cualquier proyecto que no se base en el sistema es totalmente especulativo y metafísico. Es como cuando los cristianos dicen que hay que ser bueno y no robar, pues muy bien, hágalo, ¿y qué?. Todo eso está muy bien en una pizarra, pero la realidad va por otro lado. La realidad es que eso es lo que se ha hecho en los países que van por otro camino diferente al que marca EEUU y el FMI. Se ha dado toda una revolución impersonal en la que han cambiado las potencias y las relaciones entre ellas. Hay tal grado de dependencia y de correlación de unas potencias con otras que no te puedes salir sin hundirte o tener una situación peor de la que tienes. ¿A quién vas a tomar como modelo?, ¿a Suiza? ¿a Noruega?, no hay modelos. Cada nación se lo monta por su cuenta. Y para eso hace falta que exista la nación, no como España que la están desguazando por las autonomías. Y eso le interesa a Alemania y a Francia, ya se sabe, divide y vencerás. Ya no podemos apoyarnos en Europa, ni en la OTAN, ni en el Mercado Común. Pero es evidente que los países de los que hablábamos antes han podido defender su soberanía frente a EEUU y el FMI… Por sus condiciones, su organización social… han ensayado políticas que a unos les ha ido bien y a otros hasta que les vaya mal, porque es algo totalmente cambiante. Es como un conjunto de flotadores en un piscina, subiendo y bajando unos, pinchándose otros… ¿modelo? ¡que va!, es totalmente cambiante. Para mi lo único indiscutible es que España funcionó en época de Aznar y que se hundió por haber apoyado una política belicosa frente a Irak. Sin embargo sus parámetros a nivel económico permitían que España ocupase un lugar en el G-8 y con un paro del 6%. Desde luego es una política que Zapatero siguió los primeros años. Claro, el ladrillo lo pagaban otros. ¿Hacia dónde camina entonces el mundo? Si lo supiera se lo diría, pero no lo se. Lo que es una chaladura es pretender saber hacia donde vamos. El futuro está determinado por el desarrollo de China y de la India, que son los centros de gravedad del futuro. El cómo y el cuándo no puedo saberlo.

Deja una respuesta