Berlí­n ensaya ante el espejo

“Un mensaje claro sobre el segundo plan de rescate de Grecia [traerí­a], como efecto encadenado, cierta calma para las deudas de los dos paí­ses intervenidos (Irlanda y Portugal) y para las economí­as de los dos grandes paí­ses del Sur de Europa (Italia y España) que tienen que pagar los costes de la indecisión europea sobre Grecia en forma de una prima de riesgo exorbitante (ayer, la española, después de un moderado descenso, todaví­a estaba en 345 puntos básicos).”

Sería deseable una reflexión revia sobre el modelo actual de los rescates que, más que salvar países, actúan como arenas movedizas en las que los rescatados se hunden poco a poco. Mientras Berlín ensaya ante el espejo elegantes posturas ortodoxas y Merkel se encastilla en el estribillo "o quita privada o nada", la prima de riesgo encarece los costes financieros de los países implicados en planes de ajuste, como se pudo comprobar en la emisión de deuda española de ayer. El aumento desorbitado del servicio de la deuda reduce los márgenes presupuestarios y coarta el crecimiento económico. (EL PAÍS) CINCO DÍAS.- Las Cámaras de Comercio han puesto de manifiesto que la situación es insostenible para las pequeñas y medianas empresas, que se encuentran con grandes dificultades de acceso al crédito. En el segundo trimestre del año, la encuesta sobre el acceso de las pymes a la financiación ajena, que elabora las Cámaras, revela que 893.000 empresas tuvieron problemas para conseguir financiación de las entidades financieras, un resultado que marca máximos de los últimos años. EL MUNDO.- Lo negativo de la subasta fue la alta rentabilidad que tuvo que ofrecer el emisor para poder lograr la financiación. En total, un 3,76% para las Letras a 12 meses y un 3,98% para las emisiones a 18 meses, lo que supone aumentos del 38% y 21%, respectivamente, si se compara con las rentabilidades de la anterior emisión. En ésta, celebrada en junio, se llegaron a colocar 5.578 millones. En concreto, el Tesoro subió ayer casi un punto porcentual el interés de ambas denominaciones, hasta alcanzar los niveles de 2008 y 2002. Lo curioso es que el Tesoro tendrá que pagar más por subastar casi 1.000 millones menos que en ese mes Editorial. El País Cumbre decisiva La zona euro vivirá mañana una cumbre crucial. Sería exagerado decir que en la reunión del Eurogrupo se juega la supervivencia de la moneda única, pero es evidente que la credibilidad europea como área monetaria respetada y con iniciativa política depende de que los ministros de Finanzas emitan un mensaje claro sobre el segundo plan de rescate de Grecia y, como efecto encadenado, cierta calma para las deudas de los dos países intervenidos (Irlanda y Portugal) y para las economías de los dos grandes países del Sur de Europa (Italia y España) que tienen que pagar los costes de la indecisión europea sobre Grecia en forma de una prima de riesgo exorbitante (ayer, la española, después de un moderado descenso, todavía estaba en 345 puntos básicos). El FMI acaba de explicar alto y claro que el retraso de la solución de la crisis griega "no es una opción". Aunque Angela Merkel sostenga públicamente que de la cumbre no saldrá "un paso espectacular" que resuelva los problemas de Grecia, sabe perfectamente que al euro le esperan meses innecesariamente dolorosos si no hay un mensaje claro en los siguientes términos: Grecia tendrá un segundo rescate, probablemente con reestructuración voluntaria de la deuda por parte de los acreedores privados, y dicho rescate no será considerado como impago (event credit) por las agencias de calificación. Alemania se resiste a aceptar la evidencia de que Grecia no puede pagar a sus acreedores y que el único camino que queda es la reestructuración sin default. Si ese objetivo se consigue mediante quitas pactadas, o a través de una tasa a los bancos acreedores, es algo cuyas consecuencias tendrá que evaluar la cumbre; y mejor que lo haga bien. Pero el paso vital es apagar el incendio que abrasa a las deudas periféricas; y eso solo puede hacerse mediante un acuerdo sobre el segundo (y se supone que definitivo) rescate de Atenas. Sería deseable una reflexión previa sobre el modelo actual de los rescates que, más que salvar países, actúan como arenas movedizas en las que los rescatados se hunden poco a poco. Europa tiene que avanzar hacia la unión financiera real, que es la creación de los eurobonos, en vez de aplazar o complicar las decisiones. Quizá sea demasiado pedir para una cita urgente. El mínimo exigible es un acuerdo tajante, político y económico, sobre Grecia. Sin él, las tensiones de la deuda pueden acarrear efectos políticos indeseados durante los próximos meses y un grave empeoramiento de las condiciones económicas del área. Mientras Berlín ensaya ante el espejo elegantes posturas ortodoxas y Merkel se encastilla en el estribillo "o quita privada o nada", la prima de riesgo encarece los costes financieros de los países implicados en planes de ajuste, como se pudo comprobar en la emisión de deuda española de ayer. El aumento desorbitado del servicio de la deuda reduce los márgenes presupuestarios y coarta el crecimiento económico. Con ese lastre, es difícil pensar ya que España puede acercarse a tasas de crecimiento superiores al 1,5% en 2012. EL PAÍS. 20-7-2011 PYMES. Cinco Días 117.000 pymes tienen cerrado ya el acceso a la financiación Javier G. Jorrín Las Cámaras de Comercio han puesto de manifiesto que la situación es insostenible para las pequeñas y medianas empresas, que se encuentran con grandes dificultades de acceso al crédito. En el segundo trimestre del año, la encuesta sobre el acceso de las pymes a la financiación ajena, que elabora las Cámaras, revela que 893.000 empresas tuvieron problemas para conseguir financiación de las entidades financieras, un resultado que marca máximos de los últimos años. En la primera encuesta que realizaron las Cámaras en el primer trimestre de 2009, un 81,2% de las pymes declararon tener problemas para acceder al crédito bancario; dos años y medio después, este porcentaje ha aumentado en 6,3 puntos, hasta afectar a prácticamente nueve de cada 10. Desde la llegada de la crisis, las pymes se encuentran con mayores trabas y requisitos por parte de la banca para concederles un crédito. En el segundo trimestre de este año 117.000 empresas no consiguieron acceder a la financiación, lo que significa que el 14% de las pymes españolas tiene cerrado el crédito. Además, la encuesta revela que las pymes dedicaron la financiación a hacer frente a las necesidades del circulante (el 92%), mientras que el 26,8% lo emplearon para realizar solo proyectos de inversión. Esto significa que "el destino del crédito se dedica mayormente a financiar capital circulante, para sobrevivir día a día", explicó Raúl Mínguez, analista del Consejo de Superior de Cámaras a CincoDías. "Una combinación peligrosa", advirtió, ya que las 117.000 pymes que no tienen acceso a la financiación y que necesitan capital circulante tienen pocas posibilidades de subsistir. Pero las empresas que consiguen el crédito no lo tienen mucho más fácil, ya que a prácticamente la mitad no se les concedió el total solicitado. Crecen las exigencias El principal motivo que dificulta el acceso a la financiación es el aumento de las exigencias de garantías y avales que demandan las entidades financieras. En el segundo trimestre del año, el 82,5% de las pymes experimentaron un aumento de estas exigencias, mientras que para el 47% se requirieron garantías de carácter personal. Al mismo tiempo, los costes por asumir financiación siguieron aumentando por quinto trimestre consecutivo para dos de cada tres empresas, tanto en los tipos de interés, como en los gastos y comisiones. Según Raúl Mínguez, las pequeñas y medianas empresas tomaron conciencia del aumento de las exigencias impuestas por las entidades financieras para conceder créditos y dejaron de acudir, progresivamente, al sector bancario. Por este motivo, en el segundo trimestre del año solo un 67,5% de las pymes acudieron a las entidades financieras en busca de financiación, muy lejos del 76,5% que lo hicieron en el mismo periodo de 2010. "Las pymes están conociendo otros instrumentos de financiación", apuntan desde las Cámaras, lo que les abre la posibilidad de acceder al crédito, ante la imposibilidad de obtenerlo a través de la banca. Entre estos instrumentos alternativos destacan el capital riesgo, los business angels, el capital semilla, préstamos participativos y los instrumentos financieros de la Comisión Europea. CINCO DÍAS. 20-7-2011 Economía. El Mundo El Tesoro, obligado a pagar un 38% mas para colocar la deuda Víctor Martínez El Tesoro español superó ayer con relativo éxito el primer envite del mercado al conseguir colocar 4.448 millones de euros en Letras a 12 y 18 meses. Así, el organismo logró captar la emisión máxima prevista y consiguió -tras un lunes negro de gran inestabilidad financiera- enfriar la tensión con la que los inversores miran a España. Lo negativo de la subasta fue la alta rentabilidad que tuvo que ofrecer el emisor para poder lograr la financiación. En total, un 3,76% para las Letras a 12 meses y un 3,98% para las emisiones a 18 meses, lo que supone aumentos del 38% y 21%, respectivamente, si se compara con las rentabilidades de la anterior emisión. En ésta, celebrada en junio, se llegaron a colocar 5.578 millones. En concreto, el Tesoro subió ayer casi un punto porcentual el interés de ambas denominaciones, hasta alcanzar los niveles de 2008 y 2002. Lo curioso es que el Tesoro tendrá que pagar más por subastar casi 1.000 millones menos que en ese mes, ya que la colocación de ayer tendrá un coste en intereses de 168 millones frente a los 161 de junio. José Luis Martínez, estratega de Citi España, valoró de forma «positiva» la emisión de Letras por «la gran demanda que tuvo». Algo que, insiste este analista, «demuestra que los inversores siguen confiando en la solvencia española». La «buena noticia», sin embargo, quedó empañada por «los altos tipos de interés a los que el Estado se enfrenta para lograr financiación», añade Julio Gómez-Pomar, director del Centro de Innovación para el Sector Público de PwC y el Instituto de Empresa. Para él, la alta rentabilidad de la deuda nacional responde «a la indefinición del Eurogrupo en torno al segundo rescate griego, la etiqueta de periférico que acompaña a España y la propia inestabilidad política del país». Una situación «aguantable coyunturalmente pero insostenible a largo plazo», avisa Gómez-Pomar. El cara a cara del Tesoro con los inversores continuará mañana con la subasta de entre 1.750 y 2.750 millones de euros en Obligaciones a 10 y 15 años. La de ayer era la primera subasta que celebraba el Tesoro español tras la publicación de las pruebas de solvencia a las que se han sometido los bancos europeos -en las que suspendieron cinco de las 25 entidades españolas examinadas-. La puja se celebró además tras varios días en los que la prima de riesgo de España se ha situado en máximos desde la introducción del euro, ya que la rentabilidad del bono español a diez años, cuyo diferencial con el alemán mide el riesgo país, rebasaba el 6,3 %, su nivel más alto desde 1997. Ayer, tras comenzar la sesión en máximos, con 366 puntos básicos, el diferencial entre el bono español a diez años y el alemán del mismo plazo caía por debajo de 350 y se situaba minutos después de la emisión del Tesoro en 345 puntos básicos. Al final de la sesión, la prima de riesgo española se relajaba hasta los 341 puntos básicos, después de que la rentabilidad de los bonos a diez años bajara hasta el 6,093%. El diferencial aún inquieta a los analistas consultados. Sin embargo, se aleja de la frontera de los 400 puntos, el listón psicológico a partir del cual un país entre el riesgo real de rescate. El Ibex 35, por su parte, también aprovechó la jornada para tomar aire y recuperar un 1,03% tras dos semanas de fuertes retrocesos. EL MUNDO. 20-7-2011

Deja una respuesta