Volver a Afganistán

Sobre la mesa del gobierno español hay una petición de Estados Unidos para volver a enviar soldados en apoyo del gobierno de Kabul.

El 13 de abril la nueva administración norteamericana hacía su carta de presentación lanzando sobre Afganistán la MOAB, la “madre de todas las bombas”, el mayor artefacto no nuclear utilizado nunca. Las tropas españolas pueden regresar al escenario de la guerra de Afganistán.

Obama no solo no pudo acabar con la guerra, sino que en su última etapa de presidente detuvo la retirada de tropas para mantener 8.400 militares sobre el terreno.

Ahora la nueva administración Trump, que acusó a la de Obama de no saber ganar guerras y de mantener una costosa e infructuosa presencia de tropas en Afganistán, se prepara para enviar “varios miles de soldados que nos faltan para cumplir nuestra misión”, tal y como decía el general Josep Votel, jefe del Mando Central, en el Comité de las Fuerzas Armadas del Senado.

España, como miembro de la OTAN, es uno de los países a los que EEUU ha pedido el envío de militares. Según dijo en el Comité de las Fuerzas Armadas del Senado el general Josep Votel, jefe del Mando Central norteamericano, se trataría de aplicar una “nueva estrategia” que, el Pentágono ha elaborado para “frenar la expansión de los talibanes y el Estado Islámico en Afganistán”.

El Washington Post ha desvelado que EEUU quiere enviar al menos 5.000 militares, 3.000 norteamericanos y 2.000 aportados por los países de la OTAN para reforzar la misión Resolute Support (Apoyo Decidido) de la OTAN, dedicada al asesoramiento, asistencia y adiestramiento de las fuerzas afganas, y que ya cuenta con 13.500 militares de 39 países, 6.950 norteamericanos.“España, como miembro de la OTAN, es uno de los países a los que EEUU ha pedido la vuelta de los soldados a Afganistán”

Afganistán sigue siendo un peligrosísimo escenario de guerra. El fracaso de Estados Unidos y el deterioro de la situación son evidentes.

El gobierno de Kabul solo controla el 57% del territorio y las tropas gubernamentales tuvieron en el último año más de 7.000 bajas.

En abril los talibanes atacaron una base del ejército afgano produciendo 150 muertos.

El 31 de mayo un camión cargado con tonelada y media de explosivos estallaba en pleno barrio diplomático de Kabul, el más protegido de la capital, provocando 90 víctimas y 460 heridos.

Washington presiona

Oficialmente la Casa Blanca aún no ha aprobado estos planes, pero la petición, más bien la exigencia, para que las tropas españolas vuelvan a Afganistán, ya están sobre la mesa.

De hecho el gobierno ha reconocido que está considerando varias posibilidades. España aún tiene una veintena de instructores en Kabul, por lo que ampliar el contingente que pide Estados Unidosería sencillo si fuera en la capital. Pero no así si hay que despegarlos en otras zonas del país, ya que eso implicaría el envío de una fuerza de protección.

Por eso Defensa baraja la posibilidad de ofrecerse a prorrogar el destacamento de misiles Patriot instalado en Adana, en la frontera turca con Siria, que acaba en diciembre. Ahí nuestro país tiene la batería de misiles y 140 militares en la misión Active Fence (Cerca Activa) de la OTAN.

De una u otra forma, lo que sí está claro es que de esta petición España saldrá aún más implicada en las misiones de guerra del Pentágono. En la frontera turco-siria o, lo más probable, con la vuelta a Afganistán, cuando no sea en los dos sitios.

España llegó a tener 1.500 efectivos en la guerra afgana, gastó 3.700 millones de euros y la vida de 99 militares y 2 intérpretes.

8 comentarios sobre “Volver a Afganistán”

Deja una respuesta