Asamblea de refundación de IU (1)

¿Quiénes son los amigos, quién los enemigos?

El pasado fin de semana, Izquierda Unida celebraba en Madrid lo que ellos mismos han denominado como Asamblea de Refundación de la Izquierda. Asamblea dirigida a la “refundación del espacio polí­tico y social de la izquierda” para “salvar las conquistas sociales, reconstruir el anhelo de una Europa democrática y equitativa y aprestarnos a luchar y movilizar a la sociedad por una alternativa posible”. Al margen del mayor o menor acierto de la idea de “refundación de la izquierda”, lo más importante es sobre qué propuestas y contenidos deberí­a hacerse.

Es imosible, dada la brevedad del espacio que disponemos, entrar, y hacerlo a fondo, en la multitud de análisis y propuestas que plantea el documento presentado a la Asamblea, titulado “Llamamiento a la izquierda”. Nuestros lectores interesados en ello pueden seguir el debate más ampliamente en nuestra publicación en la web (www.deverdaddigital.com) y en el próximo número de nuestra revista Chispas, donde dedicaremos un amplio apartado a estas cuestiones.Sí es necesario, sin embargo, tratar aun cuando sea brevemente dos cuestiones capitales, sin acertar en las cuales difícilmente podrá la izquierda comprender cuál es la situación actual y qué alternativas necesita nuestro pueblo para hacer frente con éxito al brutal proyecto de ajustes y recortes que quieren imponernos.Dos cuestiones capitales, pero que se resumen en una única pregunta: ¿quiénes son nuestros auténticos amigos, quiénes nuestros verdaderos enemigos?En primer lugar, como afirma el documento, “los poderosos quieren concentrar más capital y más poder” y “sabemos que la crisis tiene responsables, autores, rostros”. En efecto, así es. Conocemos desde Marx que el capitalismo sólo sale de las crisis destruyendo el capital sobrante y concentrando el resto a un nivel superior. Pero ¿quiénes son estos poderosos? ¿Quiénes los responsables, los autores, los rostros?Paradójicamente, la respuesta que se da a la cuestión contribuye a difuminar esos rostros, en lugar de ponerles nombres y apellidos. No es posible encontrar en el documento otros responsables que los especuladores, el FMI, el Banco Mundial y los gobiernos que actúan según el “dogma neoliberal” que predican aquellos. Conceptos abstractos, organismos multilaterales sin rostro definido, ¿son estos los enemigos a los que nos enfrentamos?Especuladores, FMI, BM o gobiernos no son más que los instrumentos a través de los cuáles actúan las burguesías monopolistas más poderosas, las grandes potencias imperialistas. Ellas son las que dictan las reglas a seguir, las que imponen recortes y ajustes, las que degradan a los países y saquean a los pueblos. No es en las bolsas mundiales o en la sede del FMI, sino en los centros de poder de Washington y de Berlín donde los encontramos.No es posible levantar una alternativa de lucha sin fijar con claridad a qué y a quién nos enfrentamos. Sin comprender previamente que asistimos a un ataque masivo contra los intereses del 90% de la población lanzado desde el exterior por Obama en Washington y Merkel en Berlín. Desde EEUU y Alemania, las dos grandes potencias con intereses de dominio sobre nosotros y que, con el estallido de la crisis, buscan acrecentar aún más ese dominio para aumentar el grado de saqueo sobre el 90% de la población. Sin fijar con claridad el blanco de nuestra lucha, ¿cómo podremos alcanzar ningún éxito?

Deja una respuesta