SELECCIÓN DE PRENSA NACIONAL

El copago sanitario llega a Cataluña

El copago sanitario ya es una realidad en Catalunya. El Govern de CiU ha sacado hoy adelante la ‘Ley de Acompañamiento de los Presupuestos’ que incluye la creación de dos nuevas tasas, una turí­stica y otra farmacéutica. La segunda, que gravará con un euro las recetas médicas constituye un copago sanitario de facto. La medida se ha aprobado gracias a la abstención del Partido Popular de Catalunya.

La norma se ha sometido a votación en la Cámara catalana con un mes de retraso, el que ha necesitado el Consejo de Garantías Estatutarias para avalar su idoneidad después de que ICV-EUiA, SI y Ciutadans solicitaran su dictamen.

La Ley de Medidas recoge las dos tasas más polémicas de la negociación presupuestaria de 2012: un nuevo impuesto sobre las pernoctaciones turísticas, que comenzará a aplicarse el 1 de noviembre, y el pago de un euro por receta médica, que se cobrará desde el 1 de junio, y del que quedarán eximidos los enfermos crónicos con menos recursos y los beneficiarios de una pensión no contributiva.

Otras consecuencias que tendrá la aprobación de la ley -que ha obtenido 61 votos a favor, 52 en contra y 17 abstenciones- serán un incremento del canon por captación de agua, un recorte del 15% en la jornada laboral de los empleados interinos de la Generalitat, así como que se implante una tasa para acceder a la justicia. El retraso de un mes en la aprobación de esta ley tendrá un impacto negativo en las arcas de la Generalitat de 50 millones de euros, según las estimaciones del Departamento de Economía, aunque el portavoz adjunto de CiU en la cámara, Ramon Espadaler, ha elevado esta cifra a 60 millones.

Espadaler ha defendido en su intervención la tasa que ha recibido el rechazo más unánime entre la oposición, el copago farmacéutico, del que ha dicho que su “voluntad recaudadora está en segundo plano”, al tiempo que ha recordado las exenciones a los colectivos “más débiles”.

Los populares también sacan pecho por haber logrado arrancar al Govern que retrase la aplicación de la tasa turística y el copago farmacéutico, y que introduzca topes y exenciones en unos impuestos que el PPC se ha comprometido a que “pasen a ser historia” cuando se recupere la situación económica.

Deja una respuesta