Copago hospitalario

Barreras a los más vulnerables

La UE avanza en sus imposiciones en España. Camino de lo que la Troika ha conseguido ya en Grecia o Portugal, el copago sanitario en consultas médicas, urgencias o ingresos hospitalarios, el Gobierno ha extendido el copago farmacéutico en las farmacias hospitalarias.

En junio de 2012, cuando Europa tuvo que “rescatar” a España, el gobierno insistió en que aquello era un “préstamo en condiciones favorables”. Pero no, era un rescate con condiciones que los “hombres de negro” de la Troika controlan. Caiga quien caiga.“Todo, incluida nuestra vida, por la salud de bancos y farmacéuticas” El copago, y en concreto el hospitalario, es lo que llaman eufemísticamente la racionalización del gasto sanitario. Dicen que se trata de una “aportación reducida”, con un tope máximo de 4,20 euros por envase. Pero en la realidad lo que hay son enfermos con patologías crónicas que ya consumen otros medicamentos sometidos a copagos y que en muchos casos tienen ingresos muy reducidos (como los pensionistas).Cada vez más voces, entre colectivos médicos y de enfermos afectados denuncian que se trata de una nueva barrera para el acceso a medicamentos necesarios a los sectores de la población con menores ingresos, lo que empeora las condiciones de salud. En definitiva, una agresión más del Ministerio de Sanidad a los que menos tienen y más enfermos están.Entre los 50 medicamentos que se van a tener que pagar el 10% de su precio, con un tope de 4,2 euros, se encuentran medicamentos para retrasar la progresión en cáncer de mama avanzado como el ‘Afinitor’ o el ‘Tyverb’, para tratar el cáncer de riñón avanzado o extendido a otros órganos como el ‘Votrient’; o para en el tratamiento de tumores cerebrales como el ‘Temodal’; además de otros tantos fármacos prescritos para la leucemia mieloide crónica (LMC), el tratamiento de tumores malignos no resecables y/o metastásicos del estroma gastrointestinal (GIST), para reproducción asistida, la artritis reumatoide, la esclerosis múltiple, VIH, la degeneración macular o la hepatitis C crónica, entre otros.Además, se incluye dentro de la lista el sistema intrauterino liberador de levonorgestrel(SIU-LNG) ‘Mirena’, que es un sistema anticoncpetivo; y, por otro lado, ‘Lactest’ indicado para diagnóstico de la intolerancia a la lactosa.Se trata de fármacos complejos para situaciones complejas, a veces incurables. Todo un mensaje: si no puedes permitírtelo, vive menos y punto. Tanto tienes, tanto vives.Abierto este melón, el paso siguiente es el pago de los servicios sanitarios. Todo, incluida nuestra vida, por la salud de bancos y farmacéuticas.

Deja una respuesta