Sentencia de La Manada: condenados por abusos, pero absueltos de agresión sexual

La Audiencia de Navarra condena a nueve años de prisión a los cinco acusados por un delito continuado de abuso sexual y les absuelve del delito de agresión sexual que pedían la Fiscalía y la acusación por “no ver ni intimidación ni violencia”.

La Audiencia Provincial de Navarra ha condenado a los cinco miembros de La Manada, José Ángel Prenda (28 años), Jesús Escudero (27) Ángel Boza (26), Antonio Manuel Guerrero (29) y Alfonso Jesús Cabezuelo (29), a nueve años de cárcel por un delito continuado de abuso sexual. Han quedado, sin embargo, absueltos del delito de agresión sexual.

La sentencia ha contado con el voto discrepante de uno de los tres magistrados, Ricardo González, que ha abogado por la absolución de los cinco.

La Fiscalía solicitaba, 22 años de carcel y diez meses para cada uno-18 años por un delito continuado de agresión sexual; dos años y 10 meses por un delito contra la intimidad, y dos años por robo con intimidación- y una indemnización de 100.000 euros para la víctima. La acusación particular pedía 24 años y nueve meses de cárcel y 250.000 euros de indemnización por los mismos delitos. Las acusaciones populares del Ayuntamiento de Pamplona y el Gobierno Foral, 25 años. Las defensas, la absolución.

El tribunal los condena por abusos sexuales y no por agresión sexual, delitos que se diferencian por el uso de la violencia y la intimidación, con lo que entiende que los abusos se produjeron sin consentimiento pero sin que concurrieran esas circunstancias.El tribunal no ve intimidación ni violencia y condena por tanto a los miembros de ‘la manada’ a nueve años de cárcel por abuso sexual

La sentencia ha provocado una ola de indignación en las redes sociales y entre colectivos feministas que califican de “vergüenza” la decisión del tribunal.Varios centenares de personas, muchas de ellas exhibiendo manos rojas, símbolo contra las agresiones sexistas, permanecen concentradas ante las puertas del Palacio de Justicia, donde han expresado de esta forma su disconformidad con el fallo y han repetido la consigna de “yo si te creo”

Deja una respuesta