Especial Elecciones Andalucía

Premio Nobel de la Paz para las Trans de América Latina

Mañana sábado 24 de noviembre, la coalición Recortes Cero – Por Un Mundo Más Justo – Grupo Verde organiza un acto para presentar la propuesta de Kim Pérez de una candidatura al Premio Nobel de la Paz para las trans de América Latina.

En el acto intervendrán la activista y candidata de la coalición Kim Pérez, y la cabeza de lista Violeta Tercedo, además de profesionales y activista del movimiento en defensa de los derechos de las trans.

El acto, en el que se hará entrega de un galardón simbólico, cobra una especial relavancia teniendo en cuenta que este domingo 25 es el Día Internacional contra la Violencia de Género, y la coalición participará en las manifestaciones en todas las capitales andaluzas, a las que llevará la propuesta de Kim Pérez.

En América Latina existe, avanza y se desarrolla uno de los mayores impulsos trans de todo el mundo. Un movimiento que no suele encontrar formas de aceptación social, sino que tienen que vivir de la calle, casi invisibles, en una prostitución en la que, las hijas de la miseria tienen que afrontar las drogas, como evasión, las coacciones de parte de la policía, los clientes alcoholizados y las armas dispuestas a matar, los contagios, cuando falta la atención médica. El resultado es la frecuencia de la muerte hacia los treinta y cinco años.

Es un genocidio silencioso, del que nadie habla. Por ese motivo, desde Recortes Cero promovemos, a propuesta de la activista Kim Pérez, algo que parece disparatado, la petición del Premio Nobel de la Paz para las trans de América Latina.

Su justificación es la valentía con la que viven por su identidad. Sabemos que la identidad es uno de los derechos humanos básicos, el más humano, el que dice “quién soy”. Las trans de América Latina se han atrevido a ser humanas, incluso bajo peligros de muerte que las amenazan con que sus vidas se pierdan desde su juventud.

Esperamos que esta reivindicación sirva para que las propias trans valoren su manera de ser, y para la mayoría social, que se produzca una sorpresa, un ataque de risa y gradualmente un cambio de conciencia. Lo único que puede crear un cambio rápido.

De esta manera, tomamos la decisión de asumir este objetivo como nuestro, con la portavocía de Kim Pérez, más allá de una propuesta electoral, por razones humanas y sociales estructurales. Por la libertad.

Un comentario sobre “Premio Nobel de la Paz para las Trans de América Latina”

  • No comprendo qué tiene que ver el género en sí, ni los nuevos géneros que puedan surgir en sociedad, con la promoción de la guerra o con la superación histórica de la determinación bélica bajo el imperialismo. A veces se utiliza la colisión inter-cultural que provocan estos fenómenos sociales (absolutamente respetables), para criminalizar a países/territorios culturales con una cantinela asesina cuya siniestra letra sería “no hay que moverse por ellos y se merecen lo que les ocurra a manos del imperialismo, pues ellos mismos son irrespetuosos con colectivos, identidades y esto y lo otro y tal y cuál”. Lo importante es comprender que la cosificación en colectivos e identidades, es la típica producción política burguesa contemporánea, y que el rechazo a formas de ejercicio del poder anteriores (represivas, uniformizadoras…) no nos debe hacer perder de vista que la auto-visibilización como colectivo es, lejos de oponerse al poder, parte del poder contemporáneo que el colectivo piensa estar combatiendo.

Deja una respuesta