Islandia retira la solicitud de ingreso en la Unión Europea

No tocarás mis cuotas

El gobierno islandés, tras un año con las conversaciones para el ingreso en la UE paralizadas, ha decidido retirar la solicitud de ingreso en la UE. La solicitud de ingreso se presentó en 2010, bajo el gobierno “de izquierdas” de La Alianza Socialdemócrata, y ahora el 60% de la población islandesa (según las encuestas) está en contra de integrarse en la UE y exige un referéndum para decidir sobre el ingreso en la UE.

Sobre todo porque piensan que la integración no es ventajosa para Islandia, porque dañaría los recursos fundamentales del país, como la industria pesquera y las empresas agrícolas, con la imposición de cuotas.

Aunque Islandia forma parte del Espacio Único Europeo desde 1993 y está incluida en el convenio de Schengen, “La integración en la Unión Europea va a traer lo mismo que ha traído a España, Italia, Grecia, es decir a las economías periféricas: una situación de desempleo, de miseria y de problemas económicos graves”, declara uno de los comentaristas más influyentes, Alberto Rabilotta.

Las disputas con Bruselas, por las indemnizaciones a los bancos extranjeros por la quiebra del banco Icesave y por las cuotas de caballa, no han hecho más que reavivar el euroescepticismo y el rechazo a la integración.

Deja una respuesta