Las autonomí­as deben 31.000 millones a la banca

“Cabe destacar que este cambio se ha producido en dos años y medio en los que la expansión del crédito a las instituciones públicas ha sido muy abultado. Mientras, en 2009 el crédito privado se contraí­a más de un 1%, el crédito al sector público crecí­a más de un 22%. En el ejercicio anterior, el crecimiento fue de más de un 23%. Los especialistas esperan que esta tendencia se mantenga, al menos, durante este año para suplir la falta de ingresos fiscales, fundamentalmente, por el parón inmobiliario y de la actividad económica, en general” (EXPANSIÓN)

EL MUNDO.- Por utilizar un símil, el PP ha colocado la elota sobre el terreno y le corresponde ahora chutar al Gobierno. Si Zapatero no da el paso de negociar una reducción muy sustancial de un déficit que se acercó en 2009 al de Grecia, el pacto será imposible porque el presidente no puede exigir a la oposición un acuerdo en lo pequeño sin comprometerse en lo grande. DIARIO DE SEVILLA.- A Rosa Díez se le pueden criticar muchas cosas, pero no la falta de cercanía con el público. Se pudo comprobar ayer por la tarde en la Facultad de Derecho de Sevilla, donde la líder de Unión, Progreso y Democracia (UPyD) dio una lección de política en las distancias cortas, sin guiones previos, a cara descubierta ante unos ciudadanos que llenaban el salón de actos y que la acribillaron con preguntas de todo tipo y condición Informe. Expansión Las autonomías adeudan 31.000 millones a la banca Jaime E. Navarro Las Comunidades Autonómas aumentan su endeudamiento a marchas forzadas. Uno de cada dos euros que la banca española presta a las administraciones públicas va a parar a estas instituciones. Así, del saldo de crédito total de las entidades con estos organismos públicos (más de 64.000 millones de euros), el 48,5% corresponde a las autonomías, un total de 31.244 millones al cierre de 2009, según datos del Banco de España. Esta situación es nueva. Cuando se inició la crisis, en el verano de 2007, los ayuntamientos eran los reyes de los créditos bancarios, con un 56% del saldo total, mientras que las autonomías tenían el 37%. Ahora las corporaciones locales representan un 47%. Cabe destacar que este cambio se ha producido en dos años y medio en los que la expansión del crédito a las instituciones públicas ha sido muy abultado. Mientras, en 2009 el crédito privado se contraía más de un 1%, el crédito al sector público crecía más de un 22%, según datos del supervisor. En el ejercicio anterior, el crecimiento fue de más de un 23%. Los especialistas esperan que esta tendencia se mantenga, al menos, durante este año para suplir la falta de ingresos fiscales, fundamentalmente, por el parón inmobiliario y de la actividad económica, en general. Este tipo de créditos representa sólo el 3,6% del saldo total de la banca. Desde el verano de 2007, la financiación bancaria de las autonomías españolas ha crecido en 15.406 millones, lo que supone duplicar su deuda con bancos y cajas en dos años y medio. En el caso de los ayuntamientos, su saldo ha aumentado en 6.500 millones en el mismo período, un 27,3% más. La administración central es la menos endeudada. Apenas representa un 5% de la financiación al sector público, con un saldo total de 2.290 millones, casi el mismo que al inicio de la crisis. Cataluña es la región que mantiene una mayor deuda bancaria, con un total de 12.700 millones, según los datos del Banco de España hasta septiembre. Está seguida por la Comunidad de Madrid, con un saldo de 9.850 millones y Valencia con más de 5.900 millones de euros. En el lado contrario, se sitúan La Rioja, con un saldo de 497 millones; Navarra, con 569 millones; y Cantabria con 585 millones. En estos datos se incluye el crédito concedido a los ayuntamientos de estas regiones y no sólo a la administración autonómica. Cuota de mercado En la financiación bancaria a la Administración la mayor cuota de mercado la tienen los bancos, con un 63% del conjunto del negocio, más de 38.400 millones. Las cajas, por su parte, cuentan con una cuota del 35%, más de 21.500 millones. Las grandes entidades, en su mayoría, no consideran este tipo de créditos como un negocio significativo debido a su bajo volumen respecto al total de crédito. No obstante, algunas cajas como La Caixa sí le han prestado atención, con oficinas especializadas en Madrid, Cataluña y Baleares. Las ocho principales entidades españolas concedieron a las administraciones públicas en 2009 más de 44.300 millones de euros, lo que supone un 24,1% más que en 2008. Morosidad Los bancos justifican el alza del crédito a las AAPP argumentando que son los únicos operadores solventes que demandan financiación. Su tasa de morosidad es tan sólo del 0.3%, mientras que la del sector privado alcanza ya casi el 5%. La normativa contable clasifica las operaciones con administraciones públicas con la UE como financiación “sin riesgo apreciable” de insolvencia. La normativa fija que para determinar la provisión se analiza individualmente cada crédito. EXPANSIÓN. 3-3-2010 Editorial. El Mundo Sin recorte del gasto público no habrá pacto A JUZGAR por sus declaraciones, Elena Salgado y Cristóbal Montoro asistieron ayer a reuniones distintas. Mientras Salgado calificaba de «positivo» y «útil» el encuentro con los representantes del PP, Montoro decía exactamente lo contrario: «Chocamos frontalmente. Que quede claro y establecido». Ninguna de las dos valoraciones refleja lo que sucedió en la reunión bilateral entre el Gobierno y el PP porque es cierto, como resaltó la vicepresidenta, que hubo acuerdos en un considerable porcentaje de las propuestas de ambas partes, pero también es verdad que los negociadores no alcanzaron consenso alguno en los tres asuntos más importantes: la subida del IVA, la reforma de las cajas de ahorros y el recorte del gasto público. El PP acepta de entrada algunas de las medidas planteadas en el documento del Gobierno como la reducción del IVA a la rehabilitación de viviendas, que podría ser aprobada en el Parlamento sin ninguna demora. Está también dispuesto a apoyar la concesión de créditos a las pequeñas empresas por parte del ICO, con la condición de establecer garantías de la recuperación de esos préstamos. Pero, como Montoro subrayó ayer, estos acuerdos puntuales no constituyen un pacto de Estado ni van a solucionar los graves problemas estructurales de la economía española. Los ciudadanos esperan mucho más del Gobierno y de la oposición. La iniciativa lanzada por Zapatero sólo tiene sentido si los dos grandes partidos unen sus fuerzas para llevar a cabo ajustes y reformas que probablemente no podrían acometer por sí solos por su elevado coste social y político. Elena Salgado dejo claro que el Gobierno no va a reconsiderar la subida del IVA en julio, lo que nos parece un grave error porque tendrá consecuencias negativas para el consumo. Pero se trata de una medida discutible, en la que PSOE y PP no están de acuerdo. En lo que sí hay una coincidencia en los planteamientos teóricos del Gobierno y del PP es en la necesidad de recortar el gasto público. De hecho, el Ejecutivo se ha comprometido a un tijeretazo de 50.000 millones de euros en cuatro años en el programa de estabilidad presentado en Bruselas. Pero obras son amores. El PP propuso ayer un pacto con el Gobierno para imponer topes de gasto a las comunidades autonómas con sanciones en caso de incumplimiento, lo que supondría reformar la ley de estabilidad presupuestaria, pero Elena Salgado se negó a ello. La vicepresidenta defendió como alternativa la subida del IVA que permitiría este año reducir el déficit con un recorte del gasto público mucho más limitado que el que propone el partido de Rajoy. A juzgar por las declaraciones de Zapatero en Londres y por la posición mantenida por Elena Salgado, da la sensación de que el Gobierno es muy reacio a cumplir su compromiso de recortar el gasto público a corto plazo porque teme que ello le podría enfrentar con los sindicatos o perjudicarle electoralmente. Ello dificulta muchísimo un acuerdo con el PP, que ha presentado el ajuste del gasto como uno de los requisitos para alcanzar ese pacto de Estado. Montoro sostiene, con razón, que si no se hace un serio esfuerzo de saneamiento de las cuentas públicas, la recuperación de la economía será muy difícil por no decir imposible. Por utilizar un símil, el PP ha colocado la pelota sobre el terreno y le corresponde ahora chutar al Gobierno. Si Zapatero no da el paso de negociar una reducción muy sustancial de un déficit que se acercó en 2009 al de Grecia, el pacto será imposible porque el presidente no puede exigir a la oposición un acuerdo en lo pequeño sin comprometerse en lo grande. EL MUNDO. 4-3-2010 Andalucía. Diario de Sevilla “Tengo una pregunta para Rosa” Luis Sánchez-Moliní A Rosa Díez se le pueden criticar muchas cosas, pero no la falta de cercanía con el público. Se pudo comprobar ayer por la tarde en la Facultad de Derecho de Sevilla, donde la líder de Unión, Progreso y Democracia (UPyD) dio una lección de política en las distancias cortas, sin guiones previos, a cara descubierta ante unos ciudadanos que llenaban el salón de actos y que la acribillaron con preguntas de todo tipo y condición, repasando temas como el aborto (no a esta ley), las autonomías (el Estado debe recuperar competencias como Educación y Sanidad para evitar las desigualdades) o el voto de extranjeros (todo el que vive y paga impuestos debería tener derecho al sufragio), por poner sólo algunos ejemplos. Cierto es que algunas cuestiones eran formuladas por sus fans con la intención de colocarle el toro en suerte (un participante, en el colmo de la admiración, llegó a alabar el modelo que lucía la política vizcaína), pero también lo es el que otras se hacían desde la discrepancia, buscando más bien un traspié. A todas, Rosa Díez contestó como una metralleta, de una manera seca y rápida, con ese desparpajo tan propio de los vascos. Ella maneja el cotarro y lo sabe, se gusta en su papel de oradora imbatible. La ocasión merecía el lucimiento de Rosa Díez. UPyD fue la tercera fuerza política más votada en Sevilla con 11.204 sufragios (por detrás de PSOE y PP y por delante de IU) en las pasadas elecciones europeas. Pero lo del turno de preguntas fue la segunda parte del acto. La primera consistió en una conferencia titulada Libres e Iguales en la que la diputada demostró que se siente cómoda en lo políticamente incorrecto, pero sin caer en la grosería ni en las profecías apocalípticas. Tras la presentación de Fernando Iwasaki (quizás el simpatizante de UPyD más conocido de Sevilla), Rosa Díez apenas tardó en ir al grano para dejar claro que no estaba allí para perder el tiempo: "No estamos en absoluto de acuerdo con la manipulación que realiza el Gobierno de España (y también el de Andalucía) respecto a la igualdad de género", dijo Rosa Díez antes de tildar como "insensateces" iniciativas "tipo miembras y miembros, que provocan vergüenza ajena" y que "hacen un daño enorme a la justa reivindicación de la igualdad real". Frente a la discriminación positiva, "que está provocando un rechazo social a la igualdad de género", propuso la "igualdad de oportunidades y de trato", lo cual es "todo lo contrario a la caricatura y a la guerra de sexos a la que lleva la demagogia del Gobierno y el despiste de la oposición en este tema". Rosa Díez propuso un feminismo de la igualdad y aseguró que "las políticas de género no son para nosotros un florero", sino un "mainstreaming" (corriente principal). Eso sí, fue tajante al afirmar que "bajo la excusa de la discriminación positiva no se pueden admitir injusticias y conculcación de derechos", entre otras cosas "porque somos muy conscientes de estamos a punto de que todo esto se convierta en un boomerang". En este sentido, la líder de UPyD se preguntó por qué en España, al contrario que en otros países europeos como Holanda, no existen centros de acogida para hombres que sufren la violencia de sus cónyuges, pese a que todos los informes avisan de que cada vez son más. Sorprendente Rosa Díez. DIARIO DE SEVILLA. 4-3-2010

Deja una respuesta