SELECCIÓN DE PRENSA INTERNACIONAL

El ex dictador liberiano Taylor y sus lazos con la CIA

http://articles.boston.com/2012-01-17/metro/30632769_1_courtenay-griffiths-charles-taylor-war-crimes

Cuando Charles G. Taylor ató las sábanas de su cama para escapar por una ventana del segundo piso del Correccional de Plymouth el 15 de septiembre de 1985, era algo más que un fugitivo tratando de evitar la extradición. Era una fuente buscada por la inteligencia estadounidense.Después de un cuarto de siglo de silencio, el gobierno de EEUU ha confirmado lo que ha sido durante mucho tiempo un rumor: Taylor, quien se convertiría en presidente de Liberia y primer líder del africano juzgado por crímenes de guerra, trabajó con las agencias de espionaje de EEUU durante su ascenso como uno de los los dictadores más notorios del mundo.Las revelaciones sobre el ex presidente se producen en respuesta a una solicitud presentada por el Boston Globe hace seis años al amparo de la Ley de Libertad de Información. La Agencia de Inteligencia de Defensa, el brazo de espionaje del Pentágono, confirmaron que agentes suyos y de la CIA trabajaron con Taylor a comienzos de la década de los 80.”Es posible que hayan trabajado con él algo más de lo que deberían haber hecho, pero tal vez estaba dando algo útil”, dijo Douglas Farah, investigador senior en el Centro Internacional de Evaluación y Estrategia en Washington y una autoridad en el reinado de Taylor y el comercio de armas por diamantes que era una base de su poder.La Agencia de Inteligencia de la Defensa se negó a revelar más detalles acerca de la relación, diciendo que ello dañaría la seguridad nacional.Taylor, de 63 años, se declaró inocente en 2009 de múltiples cargos de asesinato, violación, ataques contra civiles, y el despliegue de niños soldados durante la guerra civil en la vecina Sierra Leona, mientras fue presidente de Liberia desde 1997 a 2003. Después de un proceso que duró varios años, el panel de tres jueces de la Corte Especial de la ONU para Sierra Leona está revisando decenas de miles de páginas de evidencias, incluyendo el testimonio de cerca de 100 víctimas, ex rebeldes, y del propio Taylor, cuyo testimonio se prolongó siete meses.”Esperamos que el veredicto llegue en el primer trimestre de este año”, dijo Solomon Moriba, portavoz de la corte de La Haya.Moriba dijo que la relación de Taylor con la inteligencia estadounidense no estaba relacionado con su caso ante los tribunales, pero que eso podría explicar por qué, al investigar las atrocidades, algunos funcionarios de EEUU parecían reticentes a utilizar su influencia para llevar ante la justicia a Taylor cuanto antes.Después de que Taylor renunciara como presidente de Liberia en 2003 tras su acusación, vivió prácticamente a la intemperie durante tres años en el exilio en Nigeria, un aliado de EEUU. La administración Bush fue objeto de intensas críticas de los miembros del Congreso por no haber intervenido sobre el gobierno de Nigeria, hasta que Taylor fue entregado finalmente a la corte en 2006.Allan White, un antiguo investigador del Departamento de Defensa, que ayudó a construir el caso contra Taylor en nombre de Naciones Unidas, dijo que la noticia refuerza las sospechas que tenía desde hace años.

Deja una respuesta