La precampaña gallega

¿De qué imperio debe defenderse Galicia?

El BNG ha lanzado un revelador anuncio electoral en formato ví­deo, como anticipo de la inmediata campaña electoral, que busca llamar la atención del público y transmitir de forma concentrada una idea clave. Para ello utiliza una especie de pelí­cula de ambiente romano y una situación similar a la aldea de Astérix y Obélix. Imagí­nense quiénes son los romanos y quiénes son los aldeanos. Pero a las camarillas dirigentes de los partidos nacionalistas, cuando se ponen a hacer “arte”, les sale de su inconsciente, su profundo carácter, no sólo fascista, sino de falsos patriotas, o, en realidad, de “patriotas gibraltareños”, en este caso, del noroeste de España.

El anuncio se inicia con un actor disfrazado de centurión lanzando un discurso a una multitud de resuntos gallegos, en un estado deplorable de suciedad, vestidos con ropas propias de la época romana. El desprecio que sienten realmente hacia los ciudadanos de a pie se expresa claramente en esta manera sucia de reflejar al pueblo en el vídeo. Entre ellos se sienta, bien limpio y aseado, Anxo Quintana que escucha el discurso del centurión sobre la preocupación "del imperio" por "lo que está pasando en la provincia galaica". Debido a que un "individuo" anda diciendo que "Galicia merece un estatuto de nación", por lo que "quiere la cabeza de ese hombre" y pide que se identifique de entre los presentes. Entonces los gallegos "primitivos" se levantan y dicen que todos son el líder del BNG. El malvado representante del "imperio" cede diciendo que "tampoco es para ponerse así". Es conocido que en el proceso de normalización lingüística del gallego, los nacionalistas intentan imponer alternativas morfológicas en muchas palabras similares a las que se utilizan en la lengua portuguesa. Lo que ocultan estos nacionalistas de “izquierda” es que en Portugal los intelectuales y los ciudadanos políticamente más conscientes y con ideas más progresistas desean y promueven la unidad con España para tener más fortaleza frente a las grandes potencias mundiales y europeas. Y con la perspectiva de fortalecer la unidad hispano-portuguesa con el reforzamiento de la unión con toda Iberoamérica. ¿No es acaso el colmo de la tergiversación de la realidad española, europea y mundial, caracterizar a España como el “imperio romano”? ¿No hay acaso un “imperio” absolutamente obvio a nivel mundial, una superpotencia global, que es Estados Unidos? ¿No hay acaso potencias “imperiales” europeas como Alemania y Francia, que intentan imponerse al resto de los países europeos? Más bien parece que crear la confusión entre los ciudadanos gallegos de a pie es un buen servicio de los “patriotas gibraltareños del noroeste” a sus verdaderos señores que están fuera de Galicia y de España.

Deja una respuesta