Efemérides

Pessoa, el poeta cubista

"Con una falta de literatura como la que hay ¿qué puede hacer un hombre de genio sino convertirse, él solo, en una literatura? Pessoa

0
0 votos
13-06-2009
Publicidad
La obra de Pessoa esta rodeada de misterio. Es uno de los autores más creativos y complejos de la literatura portuguesa. Pessoa es un poeta cubista. Desdobló su personalidad en varios heterónimos. Cada heterónimo era una voz poética original. Los heterónimos no eran pseudónimos, sino distintos "autores." Pessoa estaba en construcción. Era un poeta cubista, se destruí­a en pedazos para luego reconstruirse con una nueva perspectiva. La obra de Pessoa esta rodeada de misterio. Es uno de los autores más creativos y complejos de la literatura portuguesa. Pessoa es un poeta cubista. Desdobló su personalidad en varios heterónimos. Cada heterónimo era una voz poética original. Los heterónimos no eran pseudónimos, sino distintos "autores." Pessoa estaba en construcción. Era un poeta cubista, se destruí­a en pedazos para luego reconstruirse con una nueva perspectiva.
Depresivo, buscaba su identidad a través de múltiples escrituras, se encontraba en sus múltiples personajes. Algunos de sus heterónimos son el sabio Alberto Caeiro , el vanguardista Álvaro de Campos o el existencialista Bernardo Soares.
 
 
Portugal  a principios de siglo era un erial literario. Las vanguardias no tuvieron apenas eco en la capital lusa. Pessoa se defendió de este olvido y construyó toda una literatura  escindiendo su personalidad en los heterónimos.
 
Libro del desasosiego escrita por Bernardo Soares,  es uno de los textos en prosa más importantes del poeta portugués y de la literatura europea. Su prosa es innovadora y a veces inaccesible.  Se editó después de muerto, no dió instrucciones de cómo ordenarlo o estructurar los 500 fragmentos que lo componen. No tienen fechas ni orden lógico. Bernardo Soares es el heterónimo que mas se parece al propio Pessoa. Libro del desasosiego nos permite acercarnos al enigmático poeta.  El mismo reconoció: “En prosa es más difícil otrarse que en verso”. El texto  no es un espejo sino  en un puzzle que reconstruir para encontrar a Pessoa.
¿Qué te ha parecido el artículo?
Publicidad