Zapatero se aprovecha del silencio de los sindicatos

La coartada

Según Zapatero: "Es obsceno ver cómo se critica a los sindicatos porque no organizan una huelga general; pero es que los sindicatos saben muy bien hacia dónde van las polí­ticas de la derecha".

0
0 votos
29-05-2009
Publicidad
Los dirigentes del PSOE y en particular Zapatero siguen empeñados en colocar ante los ciudadanos el señuelo de la "derecha retrógrada" como el problema principal que vive nuestro paí­s y el principal impedimento para dar una salida a la crisis favorable a los trabajadores y el paí­s. Y en esta ocasión, en su mitin de Langreo en Asturias ha echado mano de los sindicatos para apoyar su campaña y su polí­tica de entregar miles de millones a los grandes poderes económicos del paí­s. Los dirigentes del PSOE y en particular Zapatero siguen empeñados en colocar ante los ciudadanos el señuelo de la "derecha retrógrada" como el problema principal que vive nuestro paí­s y el principal impedimento para dar una salida a la crisis favorable a los trabajadores y el paí­s. Y en esta ocasión, en su mitin de Langreo en Asturias ha echado mano de los sindicatos para apoyar su campaña y su polí­tica de entregar miles de millones a los grandes poderes económicos del paí­s.
A estas alturas, camino de los 5 millones de parados, con la crisis azotando brutalmente a las clases trabajadoras, el silencio de las dos principales centrales sindicales del país –CCOO y UGT- se ha convertido en una vergonzosa traición a los intereses obreros y generales del país. Un silencio que se ha convertido en la coartada de Zapatero, el hombre que ejecuta el programa de Botín, el principal banquero del país.
Zapatero llama “responsabilidad sindical” a la parálisis de quienes tienen la responsabilidad de movilizar a los trabajadores para dar una salida a la crisis favorable a los intereses de la mayoría de la sociedad trabajadora.
Comisiones y UGT no dicen nada, no proponen nada, no mueven nada. Y Zapatero está encantado con su silencio. El problema no es el mayor o menor oportunismo de la derecha que encabeza Rajoy. El problema es qué política y al servicio de quién está haciendo quien tiene el poder de gobernar, o sea Zapatero; y qué proponen los sindicatos mayoritarios del país. O sea NADA.
¿Qué te ha parecido el artículo?
Publicidad