Crisis y alimentación

La crisis disminuye la calidada de la alimentación

Bajan los alimentos frescos, todo contar llegar a fin de mes.

0
0 votos
24-05-2009
Publicidad
Merca-Málaga vende los productos más baratos, los más caros en caida libre. Merca-Málaga vende los productos más baratos, los más caros en caida libre.
Anteriormente a la crisis había estadísticas de que la diferencia de esperanza de vida entre un barrio obrero, dígase Leganés y otro de la oligarquía, dígase Néguri, era de entre 10 y 15 años. En prejuicio de los obreros. A esta diferencia ayudaban el nivel de la sanidad, el estilo de vida, o la alimentación.
Pues ahora inevitablemente la espiral de diferencia se ve aumentada.
En el mercado de Málaga, el de al por mayor de frutas y verduras no cesan de ver como crece la demanda de los productos mas baratos y los caros caen en caída libre.
Por ejemplo fresas o cerezas no se vende o si no las endivias. En cambio los tomates multiplican sus ventas. Este es el único criterio para el 95% de los malagueños llegar a final de mes.
Se pasa de comprar productos frescos y se va al congelado y a aquel que por menor precio aguante más o se pueda utilizar en más elaboraciones distintas.
Este es el aspecto menos agridulce de la crisis en el ámbito de la alimentación, simplemente se rebaja el nivel de la dieta. El otro aspecto es simplemente que por primera vez desde la pos guerra se gasta menos dinero en comida. Se compra menos en comida, hay un sector que no compra, son los cientos de miles de personas que no tienen ningún ingreso.
A puntos insospechados estamos llegando, la crisis la pagamos los trabajadores euro a euro, aunque con ello tengamos que dejar de comer. Se ve cada día ellos multiplican sus beneficios y si viene la crisis la pagamos nosotros. 
¿Qué te ha parecido el artículo?
Publicidad