Continúa la instalación de misiles en Polonia

EE UU y la baza Polaca

El acuerdo firmado el año pasado entre Polonia y EEUU señala que 10 interceptores terrestres serán instalados en Redzikowo, norte de Polonia, como parte de un amplio sistema de defensa de misiles que incluirá un sistema de radar en la Rep

0
0 votos
23-05-2009
Publicidad
Un anexo del acuerdo entre Polonia y Estados Unidos sobre el escudo antimisiles estadounidense en Polonia relacionado con la instalación de misiles Patriot en territorio polaco será cumplido, independientemente de las decisiones que se tomen sobre el escudo en sí­, dijo hoy el ministro de Relaciones Exteriores polaco, Radoslaw Sikorski. Un anexo del acuerdo entre Polonia y Estados Unidos sobre el escudo antimisiles estadounidense en Polonia relacionado con la instalación de misiles Patriot en territorio polaco será cumplido, independientemente de las decisiones que se tomen sobre el escudo en sí­, dijo hoy el ministro de Relaciones Exteriores polaco, Radoslaw Sikorski.
Después de una reunión de cancilleres de los paí­ses del Grupo de Visegrad y Suecia, Sikorski dijo que el acuerdo, firmado por él el año pasado y por la entonces secretaria de Estado estadounidense Condoleezza Rice, señala claramente que la instalación de misiles Patriot en Polonia comenzará este año con el fin de formar una base de misiles permanente para 2012.

"De modo que su instalación concordará bastante con lo que firmamos. Todas las señales que hemos recibido de Estados Unidos indican que la administración estadounidense mantendrá el anexo sobre los Patriot independientemente de lo que se decida sobre el escudo", dijo el canciller, según informes de la agencia noticiosa polaca PAP.

El viceministro polaco de Defensa Stanislaw Komorowski dijo hoy anteriormente al diario Financial Times que las conversaciones entre Polonia y EEUU sobre las instalaciones de los Patriot avanzaban hacia la conclusión de acuerdos finales, seguidos por el despliegue de entre 100 y 110 soldados de EEUU y 196 misiles en Polonia a finales del año.

El acuerdo firmado el año pasado entre Polonia y EEUU señala que 10 interceptores terrestres serán instalados en Redzikowo, norte de Polonia, como parte de un amplio sistema de defensa de misiles que incluirá un sistema de radar en la República Checa.

Rusia se opone al plan del escudo antimisiles, advirtiendo que en respuesta al plan de EEUU desplegará un sistema de misiles de corto alcance en su enclave Báltico de Kaliningrado, fronterizo con Polonia.

El presidente estadounidense, Barack Obama ha expresado que apoya el sistema de defensa de misiles en general pero pide asegurar que el sistema es fiable y no resta la importancia a otras prioridades militares. Polonia pidió la unidad Patriot después de que Rusia condenó el plan del escudo antimisiles y lo describió como una amenaza para Rusia.

El ministro de Defensa de Polonia, Radoslaw Sikorski, habí­a informado después de su encuentro con la secretaria de Estado de EEUU, Hillary Clinton, en febrero pasado, que los misiles antiaéreos Patriot serí­an emplazados en el territorio polaco independientemente de los planes de Washington de desplegar elementos del escudo antimisiles en Polonia.

En noviembre del año pasado, el presidente ruso, Dmitri Medvedev, advirtió de que Rusia desplegará cohetes tácticos Iskander en Kaliningrado en respuesta a la instalación del escudo antimisiles de EEUU en Europa del Este.

Kaliningrado es un enclave occidental aislado del resto del territorio ruso y tiene fronteras con Lituania y Polonia. Hasta el año 1945 la ciudad se llamó Kí¶nigsberg y fue la capital de Prusia Occidental. En el año 1945 Kí¶nigsberg y la parte norte de Prusia Occidental fueron convertidas en territorio soviético, y Kí¶nigsberg recibió el nombre de Kaliningrad.

Los sistemas móviles Iskander (SS-26 Stone, según la clasificación de la OTAN) están dotados de cohetes tácticos con un alcance de entre 50 y 300 kilómetros y que pueden portar distintas cargas de hasta 480 kilogramos.

La Administración Bush tení­a planes de instalar para el año 2013 diez cohetes interceptores en Polonia y una central de radar en la República Checa para contener supuestos ataques con misiles lanzados desde Irán. Obama todaví­a no ha anulado los planes de Bush, pero a nivel oficial, que dice que esa iniciativa se encuentran en una fase de "reconsideración", en el sentido de que hay que analizar con detalle su eficacia y la necesidad real de su emplazamiento y también una revisión desde el punto de vista de su justificación económica. En el lenguaje de la Casa Blanca o del Departamento de Estado, esa anunciada "reconsideración" puede significar prácticamente cualquier cosa.

La posible instalación de los misiles norteamericanos Patriot en Polonia tiene que ver con el deseo de Washington de frenar por algún tiempo el proceso de despliegue del escudo antimisiles de EEUU en Europa hasta que sea firmado con Rusia un nuevo tratado sobre reducción de armas ofensivas estratégicas, EEUU procedió a frenar el proceso de despliegue de su escudo antimisiles en Europa para convencer a Rusia de la necesidad de concertar un nuevo tratado sobre la reducción de las armas ofensivas estratégicas hasta 1.000 unidades.
La otra baza que juega EEUU con los Patriot en Polonia como una carta que puede garantizar el triunfo en el asunto iraní­ .A mediados de febrero, en declaraciones al diario polaco Rzeczpospolita, el jefe del Pentágono Robert Gates abiertamente declaró que el destino del escudo y los Patriot en Polonia depende directamente de la postura de Moscu con respecto a Irán.

Si Rusia acepta el punto de vista estadounidense y presiona a Teherán con una postura fuerte que obligue al Gobierno persa renunciar a su programa nuclear, el escudo antimisiles y los Patriot ya no serán necesarios en Polonia. Pero es poco probable que Rusia cambie su postura con respecto a Irán. Moscú ya concluyó la construcción de la central nuclear de Bushehr, y se prepara a firmar otros contratos para continuar la cooperación nuclear, y presionar a Teherán significa perder todos esos contratos. A propósito, si EEUU renuncia a el escudo antimisiles automáticamente desaparece la necesidad de los Patriot, puesto que Polonia ya esta protegida por el sistema de defensa antiaerea de la OTAN

¿Qué te ha parecido el artículo?
Publicidad