Mivimiento obrero

Los astilleros de Gijón siguen con su lucha frente a las dificultades

Tras el fin de semana de descanso, ayer volvieron a salir fuera de la factorí­a para proceder a cortar el tráfico, a lo que numerosos agentes de policí­a respondieron de forma bastante violenta

0
0 votos
19-05-2009
Publicidad
 
Ayer los astilleros de Gijón vivían una de sus jornadas de lucha más duras. Los prejubilados están encerrados en la fábrica ya catorce días, ya que el fin que tendrá este astillero será el cierre y la consecuente disolución. Por ello su preocupación y lucha, no solo por el cierre de una de los astilleros más antiguos de España, también por la situación de inseguridad en la que prevén que pueden quedar, si la empresa no se hiciera responsable de las indemnizaciones ofrecidas en las prejubilaciones al desaparecer la empresa y con ella la entidad subsidiaria que debe responder de las mismas.
 
Tras el fin de semana de descanso, ayer volvieron a salir fuera de la factoría para proceder a cortar el tráfico, a lo que numerosos agentes de policía respondieron de forma bastante violenta, lanzando pelotas de goma y gases lacrimógenos, a la vez que obstaculizaban la labor de la prensa, de forma que la Asociación de Fotoperiodistas del Principado de Asturias (AFPA) ha denunciado en un comunicado los hechos, a la vez que muestran apoyo a uno de sus reporteros que ha resultado sancionado, denunciando que el sancionado Alejandro Zapico “se identificó correctamente con su DNI y el agente que le requirió se negó a aceptar todas sus acreditaciones de prensa, incluso la de la asociación”.
 
Los trabajadores prejubilados luchan para poder asegurar sus jubilaciones en unas condiciones de seguridad mientras cada vez se endurecen más las condiciones de los trabajadores que en esta crisis quedan desamparados y luchan por sus derechos. Mientras, los astilleros de Gijón que serán prejubilados reclaman que el ente Pequeños y Medianos Astilleros en Reconversión (Pymar) se subrogue en las obligaciones de Naval Gijón y firme una póliza de seguros que garantice el pago de sus haberes una vez que la compañía sea disuelta por cese de actividad.
 
Por su parte la alcaldesa Paz Fernández Felgueroso, declaraba que no había motivo alguno para este revuelo y esta huelga, mientras el portavoz de los trabajadores Cándido González Carnero la reta a que muestre públicamente una póliza de externalización de alguna de las prejubilaciones de Naval Gijón o se “calle la boca”.
 
Se trata de una lucha obrera en la que la fuerza y esfuerzo de lucha de los trabajadores lucha por sus derechos e intereses, en la que la voz de los trabajadores se alza como altavoz para pelear por lo que le corresponde tras una vida dedicada al trabajo en esta labor. Esperamos desde De Verdad que la reunión que hoy tienen en Madrid los sindicatos CCOO y UGT con la dirección de Naval Gijón dé una solución favorable que solucione la situación de inseguridad y desamparo en que se encuentran en estos momentos los prejubilados.
 
¿Qué te ha parecido el artículo?
Publicidad