Transporte público

¿Debate de público o privado o avance de servicios?

Ante la pregunta sobre si es mejor la concesión a empresas públicas o privadas hay que contestar con una lí­nea que mejore el servicio y las condiciones de trabajo en ambos casos

0
0 votos
16-05-2009
Publicidad
 
Ante la convocatoria que quedó desierta respecto a la adjudicación de la línea de transporte público del servicio de las Villavesas, se abre el debate sobre si es mejor la gestión pública o la privada en este servicio. Alrededor encontramos ejemplos de todo tipo.
 
En Pamplona y Bilbao la empresa que se encarga del transporte público es la multinacional francesa Veolia, que tiene firmado con Bilbobús un contrato que se prolongará hasta 2016 y ofrece el servicio de transporte municipal. El interurbano corresponde a la empresa Bizkaibus, este servicio depende de la diputación e igualmente es gestionado por una empresa privada.
 
En Vitoria y San Sebastián el transporte corre a cargo de, la sociedad municipal Tuvisa y Donostiabus respectivamente, ambas son sociedades anónimas de cada Ayuntamiento. Aunque el transporte interurbano corre a cargo de diferentes adjudicaciones al consorcio Lurraldebus.
 
 
Las opciones son diversas, pero no debemos tratar el asunto como una cuestión de método si no más bien de qué objetivos se plantean en el transporte público, ya que solo desde orientarnos por los objetivos podremos dar con una alternativa que pueda ofrecer unos servicios puestos en función de las necesidades de la gente y las ciudades conjuntamente con unas condiciones laborales en avance que aseguren las condiciones de los trabajadores a ala vez que hacen rentable las empresas de transporte de forma que cada vez los servicios sean mejores y las condiciones de los trabajadores puedan mejorar en una misma dirección.
 
Una de las cuestiones a tratar es la duración de la concesión de las líneas a largo plazo, ya que en la mayoría de los casos se trata de concesiones en muchos casos históricas que quedan burocratizadas dando unos servicios arcaicos y sacando los beneficios a costa de estrangular a los trabajadores y las coediciones laborales. De forma que promover una línea que unifique estos ovjetibos es fundamental para que el transporte urbano se ponga al servicio de la gente. Para crear un transporte público que ofrezca comodidad para los usuarios a unos precios rentables, ya que el problema del tráfico, la contaminación y el gasto que supone los malditos parquings y zonas azules que ya se reproducen hasta el último rincón de cada ciudad se verían muy descongestionados. Pero para eso hay que promover un plan que se dedique a la renovación de condiciones y la rentabilidad, a su vez que se ofrezca un servicio rentable como transporte diario a la hora de moverse de forma económica y cómoda por las ciudades y pueblos.
¿Qué te ha parecido el artículo?
Publicidad