Selección de prensa internacional

La lucha apenas comienza

Por un Presidente con sentido ético en Estados Unidos, tuvimos durante los 28 años siguientes, tres que cometieron genocidios, y un cuarto que internacionalizó el bloqueo

0
0 votos
12-05-2009
Publicidad
Se ha tomado su tiempo Fidel Castro para contestar a la reciente cumbre de la OEA -de la que Cuba está excluida por su régimen "no democrático", lo que no obsta para que el Chile de Pinochet o la Argentina de las juntas militares sí­ estuvieran-, pero cuando lo ha hecho ha sido con contundencia. Aprovechando su columna habitual de reflexiones que publica en la prensa cubana, imputa a la OEA haber sido instrumento de los crí­menes desatados por EEUU en Iberoamérica. Y le lanza a la cara por qué no acusó jamás a Estados Unidos por ellos.
 La lucha apenas comienza
Se ha tomado su tiempo Fidel Castro para contestar a la reciente cumbre de la OEA -de la que Cuba está excluida por su régimen "no democrático", lo que no obsta para que el Chile de Pinochet o la Argentina de las juntas militares sí­ estuvieran-, pero cuando lo ha hecho ha sido con contundencia. Aprovechando su columna habitual de reflexiones que publica en la prensa cubana, imputa a la OEA haber sido instrumento de los crí­menes desatados por EEUU en Iberoamérica. Y le lanza a la cara por qué no acusó jamás a Estados Unidos por ellos.

¿Qué hizo la OEA para proteger a Cuba de los intentos de invasión, magnicidio, terrorismo o del bloqueo, se pregunta Fidel Castro? ¿Y para proteger a los demás países iberoamericanos invadidos, sojuzgados, golpeados y explotados inmisericordemente por el gran vecino del norte?
 
A partir de ahí, el dirigente cubano toma como pretexto la resolución de la OEA sobre Venezuela para hacer un encendido y vibrante alegato en defensa de la revolución venezolana y de Hugo Chávez. De quien dice que es “un hombre verdaderamente revolucionario” y “un adversario formidable del sistema capitalista de producción y del imperialismo”.
 
El Diario del Pueblo de Pekín, por su lado, publicaba ayer un ilustrativo artículo de Zheng Yongnian, director del Instituto de Estudio de los Asuntos de Asia Oriental adscrito a la Universidad Nacional de Singapur, en el que opone la distinta forma (y los distintos resultados) en que el modelo de desarrollo económico chino y el de EEUU y las grandes potencias occidentales se están enfrentado a la crisis.
 
Para el autor, que cree que la competencia entre el modelo chino y el norteamericano por demostrar su superioridad puede haber empezado ya, el modelo chino tiene tres fortalezas de las que carece el de EEUU. En primer lugar, la capacidad de defensa ante la crisis financiera que ha mostrado el modelo chino frente al de los países occidentales.
 
En segundo lugar, la capacidad de tomar medidas propias para enfrentar la crisis, debido a que el gobierno, a diferencia de los países occidentales, posee no sólo capacidad financiera (bien porque disponga de reservas, bien recurriendo al endeudamiento) sino que también puede recurrir a modificar rápidamente la estructura productiva del país. La razón de ello hay que buscarla en el hecho de que al ser China una formación económica mixta, con múltiples sistemas de propiedad que van desde lo privado a lo estatal, de lo cooperativo a lo mixto, el gobierno dispone de poderosas palancas de intervención en el conjunto de la economía, lo que a su vez le permite dar una respuesta propia y autónoma, de acuerdo con sus necesidades e intereses, a la crisis.
 
En tercer lugar, porque mientras el modelo de las economías occidentales ya no les permite seguir monopolizándolo todo, es inevitable que las economías emergentes, y en primer lugar China, ocupen un papel cada vez más destacado e importante en el establecimiento de un nuevo orden en el sistema económico y financiero internacional.
 
 
Cuba. Granma
LA LUCHA APENAS COMIENZA
Fidel Castro
 
Los gobiernos pueden cambiar, pero los instrumentos con que nos convirtieron en colonia siguen siendo iguales.
 
Por un Presidente con sentido ético en Estados Unidos, tuvimos durante los 28 años siguientes, tres que cometieron genocidios, y un cuarto que internacionalizó el bloqueo.
 
La OEA fue instrumento de esos crímenes (...)
 
Cuba respeta los criterios de los gobiernos de los hermanos países de América Latina y el Caribe que piensen de otra forma, pero no desea formar parte de esa institución.
 
Daniel Ortega, que pronunció un valiente e histórico discurso en Puerto España, explicó al pueblo de Cuba que los países independientes de África no invitaron a las antiguas potencias coloniales de Europa a formar parte de la Unidad Africana. Es una posición digna de ser tomada en cuenta.
 
La OEA no pudo impedir que Reagan desatara la guerra sucia contra su pueblo, minara sus puertos, acudiera al tráfico de drogas para adquirir armas de guerra, con las que financió la muerte, la invalidez, o lesiones graves a decenas de miles de jóvenes en un país tan pequeño como Nicaragua.
 
¿Qué hizo la OEA para protegerlo? ¿Qué hizo para impedir la invasión en Santo Domingo, los cientos de miles de personas asesinadas o desaparecidas en Guatemala, los ataques de la aviación, los asesinatos de prominentes figuras eclesiásticas, las represiones masivas contra el pueblo, las invasiones de Granada y Panamá, el golpe de Estado en Chile, los torturados y desaparecidos allí, en Argentina, Uruguay, Paraguay y otros sitios? ¿Acusó alguna vez a Estados Unidos? ¿Cuál es su valoración histórica de estos hechos?
 
Ayer sábado, Granma publicó lo que escribí sobre el acuerdo contra Cuba de la CIDH. Sentí después curiosidad por conocer el que adoptó contra Venezuela. Era más o menos la misma basura.
 
El acceso al poder de la Revolución Bolivariana fue diferente al de Cuba. En nuestro país el proceso político había sido abruptamente interrumpido por un artero golpe militar que promovió el gobierno de Estados Unidos el 10 de marzo de 1952, a pocas semanas de las elecciones generales que debían celebrarse el 1ro. de junio de ese año. En Cuba, una vez más, al pueblo no le quedaría otra alternativa que resignarse. De nuevo lucharon los cubanos, en esta ocasión el desenlace fue muy diferente. Casi siete años más tarde la Revolución emergió victoriosa por primera vez en la historia (...)
 
No fue igual en Venezuela. Chávez, un militar revolucionario como lo fueron otros en nuestro hemisferio, llegó a la Presidencia a través de las normas de la Constitución burguesa establecida, como líder del Movimiento V República, aliado a otras fuerzas de izquierda. La Revolución y sus instrumentos estaban por crear. De haber triunfado el levantamiento militar dirigido por él, la Revolución en Venezuela posiblemente habría seguido otro curso. Fue fiel, sin embargo, a las normas legales establecidas, que estaban ya a su alcance como vía principal de lucha. Desarrolló el hábito de la consulta popular cuantas veces fuera necesario.
 
Llevó a plebiscito popular la nueva Constitución. No tardó en conocer los métodos del imperialismo y sus aliados de la oligarquía para recuperar y conservar el poder.
 
El golpe de Estado del 11 de abril de 2002 fue la respuesta contrarrevolucionaria.
 
El pueblo reacciona y lo lleva de nuevo al poder cuando, aislado e incomunicado, estaba a punto de ser eliminado por la derecha, que lo compulsaba para que firmara su renuncia (...)
 
Pensé por aquellos días que su política se radicalizaría; sin embargo, preocupado por la unidad y la paz, en el momento de mayor fuerza y apoyo fue generoso y conversó con sus adversarios buscando la cooperación.
 
La réplica del imperialismo y sus cómplices a esa actitud fue el golpe petrolero. Tal vez una de las más brillantes batallas que libró en ese período fue la que llevó a cabo para suministrar combustible al pueblo de Venezuela.
 
Habíamos conversado muchas veces desde que visitó Cuba en 1994 y habló en la Universidad de La Habana.
 
Era un hombre verdaderamente revolucionario, pero a medida que tomaba conciencia de la injusticia que reinaba en la sociedad venezolana se fue profundizando su pensamiento, hasta llegar a la convicción de que para Venezuela no había otra alternativa que un cambio radical y total (...)
 
Pensándolo fríamente, Chávez es hoy un adversario formidable del sistema capitalista de producción y del imperialismo. Se ha convertido en un verdadero experto sobre muchos problemas fundamentales de la sociedad humana. Le he visto en estos días, mientras inauguraba decenas de servicios de salud. Es impresionante (...) Define al capitalismo tal como es; no pinta caricaturas, muestra radiografías e imágenes del sistema.
 
Se trata de un peculiar y odioso conjunto de formas de explotación del trabajo humano, injusto, desigual, arbitrario. No habla simplemente del trabajador, lo muestra por televisión produciendo con sus manos, mostrando su energía, sus conocimientos, su inteligencia, creando bienes o servicios imprescindibles para los seres humanos; les pregunta por sus hijos, su familia, esposa o esposo, familiares allegados, dónde viven, qué estudian, qué hacen para elevar sus conocimientos, la edad, el salario, la futura jubilación, las grotescas mentiras sobre la propiedad que difunden los imperialistas y capitalistas.
 
Muestra hospitales, escuelas, fábricas, niños y niñas, ofrece datos sobre las fábricas que se edifican en Venezuela, maquinarias, cifras de crecimiento del empleo, recursos naturales, diseños, mapas y ofrece noticias sobre el último hallazgo de gas (...)
 
Chávez no solo posee especial talento para captar y transmitir la esencia de los procesos; lo acompaña una memoria privilegiada (...) Habla de un socialismo que busca la justicia e igualdad (...) Sobre todo ha demostrado ser el líder político en Venezuela capaz de crear un partido, transmitir incesantemente ideas revolucionarias a sus militantes y educarlos políticamente.
 
(...) Cuando hace alrededor de ocho años iniciamos nuestra cooperación revolucionaria con Venezuela él [Ignacio Ramonet, director de Le Mode Diplomatique] estaba en el Palacio de la Revolución haciéndome infinitas preguntas. El escritor conoce sobre el tema y se devana los sesos tratando de adivinar qué será lo que sustituya el sistema capitalista de producción. La experiencia venezolana, con seguridad lo llena de asombro (...)
 
Es una batalla de ideas perdida de antemano por el adversario, que no tiene nada que ofrecer a la humanidad.
 
No en balde la OEA trata hipócritamente de presentarlo como un enemigo de la libertad de expresión y la democracia. Ha transcurrido ya casi medio siglo de que esas melladas e hipócritas armas se estrellaron contra la firmeza del pueblo cubano. Hoy Venezuela no está sola, y cuenta con la experiencia de 200 años de excepcional historia patriótica.
 
Es una lucha que apenas comienza en nuestro hemisferio.
GRANMA. 11-5-2009
 
 
 
 
 
 
 
China. Diario del Pueblo
¿QUÉ MODELO ES MEJOR PARA ENCARAR LA CRISIS FINANCIERA, EL DE CHINA O EL DE EEUU?
Zheng Yongnian
 
Tras el estallido de la crisis financiera global, los gobiernos de diversos países han tomado medidas para aliviar los resultados dañinos o librarse del atolladero cuanto antes. Hasta el momento, muchos especialistas han comenzado a abordar el tema sobre los distintos modelos económicos, de los cuales el chino ha sido considerada diferente de aquel de EEUU y otros países occidentales. E incluso, algunos economistas han afirmado que los dos modelos económicos aplicados por China y EEUU respectivamente han comenzado la competencia.

Los expertos prestan atención en los tres aspectos del modelo chino. Primero, la capacidad de defensa ante la crisis financiera. La actual crisis ha afectado a todas las economías en diferente grado. Sin embargo, China ha demostrado una capacidad de resistencia a la crisis bastante alta en comparación con las occidentales y con las de Japón y otras economías asiáticas. Esto se debe al modelo de desarrollo económico, típico de China, desde el inicio de su reforma y apertura hacia el mundo exterior.

Segundo, China ha tomado una serie de medidas propias. Al igual que otros países, China ha tomado una serie de medidas para enfrentarse a la crisis. Aparentemente, no se ven diferencias esenciales de las medidas tomadas por Occidente, pero las medidas chinas han resultado más efectivas. Cuando las economías occidentales están entrando en la etapa de recesión, están apareciendo indicios de recuperación económica en China. Actualmente, muy pocos países occidentales se han mostrado tan optimistas como China por el futuro desarrollo económico.

La actitud optimista y la confianza chinas se basan sobre fundamentos objetivos. Al hacer frente a la crisis, a los gobiernos de EEUU y otros países occidentales solo les queda recurrir a la palanca financiera, en vez de la económica. El gobierno chino cuenta con los dos medios y puede poner en juego su palanca económica además de la financiera mediante poderosas entidades estatales. Por otra parte, los gobiernos de EEUU y Occidente son deficitarios en contraste con el gobierno chino cuya economía evoluciona sin contratiempos. Se puede afirmar que el chino es uno de los pocos gobiernos del mundo con suficientes recursos financieros.

Tercero, China desempeñara su papel en el futuro orden financiero internacional. Al igual que las anteriores, la actual crisis conducirá a restablecer el sistema económico y financiero. En el pasado, el mundo occidental ha sido el fundador del sistema y los demás países no han tenido otra opción que aceptarlo. En el futuro proceso de restablecimiento del orden económico y financiero, es imposible que Occidente lo monopolice todo, y es inevitable que las economías emergentes incluidas China, India, Brasil y Rusia, participarán en el restablecimiento del nuevo sistema. China que cuenta con una economía de gran margen desempeñará un importante papel. El mundo desea informarse de la actitud china hacia el futuro orden y su posición en el futuro sistema.

Actualmente, un creciente número de personas tiene mucho interés por el modelo chino. No pocos países en vías de desarrollo intentan aprender del modelo chino, y por su parte los países desarrollados están preocupados por el posible reemplazo del modelo occidental por el chino. Entonces es importante sintetizar el modelo chino que se refleja en los aspectos político, económico y social. Hay expertos que creen que se puede calificar el modelo chino como una formación económica compuesta o mixta. Por el término “mixto”, se entiende la modalidad de múltiples sistemas de propiedad, o mejor dicho, un equilibrio entre distintas formas de propiedad. También necesita el equilibrio entre la apertura al exterior y la demanda interna y el equilibrio entre las funciones del gobierno y del mercado en la esfera económica.

En la actual crisis, la modalidad de economía de mercado socialista china ha mostrado su superioridad, y también algunos puntos vulnerables. La modalidad china está en proceso de desarrollo. Las lecciones en la crisis financiera serán favorables para el desarrollo del modelo.

Un grupo de estudiosos chinos y extranjeros están intercambiando opiniones sobre la posibilidad de mejorar el modelo china para promover el crecimiento económico del país. algunos de ellos creen que la clave de mejorar el modelo consiste en establecer el sistema social mediante la reforma social para garantizar el desarrollo sostenible de la economía china.

La crisis financiera es realmente una oportunidad para realizar la reforma social y establecer el sistema social. China necesita perfeccionar continuamente su modelo de desarrollo, y lo más importante consiste en la ampliación de la demanda interna y establecer una sociedad de consumo. Sin lugar a dudas, en todos los países, la reforma social y el establecimiento del sistema social es un trabajo arduo. Un buen sistema social básico constituye el fundamento necesario para garantizar el satisfactorio desarrollo del mercado y la estabilidad social. China tiene mucho trabajo que hacer para alcanzarlo.
DIARIO DEL PUEBLO. 11-5-2009
 
 
 
 
 
 
EEUU. The New York Times
ALGO MÁS QUE RECORTES
 
Frente a un déficit de 1.2 billones de dólares el próximo año -y una proyección de 640 mil millones de presupuesto del Pentágono, sin incluir el costo de dos guerras- el presidente Obama debería un recorte más profundo en el derroche del gasto de armas que los modestos 8,8 mil millones en ahorros que ha anunciado.

Casi todos estos ahorros ya fueron anunciados el mes pasado por el secretario de Defensa Robert Gates. La principal contribución fue la cancelación del nuevo motor alternativo para el programa F-35 Joint Strike Fighter de la Fuerza Aérea, con un total adicional de ahorro, de mil millones de dólares.

Este año, el presupuesto del Pentágono tiene una mayor sintonía con la realidad económica y militar que los indisciplinados y derrochadores de la era Bush. Pero el Sr. Obama perderá una nueva oportunidad para la recogida de importantes ahorros en costosas armas innecesarias y sistemas diseñados para la guerra fría. Recortes mucho más audaces en estos sistemas serán necesarios en el futuro en los presupuestos del Pentágono.

Esa es la única manera de liberar dinero para otras necesidades militares -entre ellos la ampliación del Ejército y la compra de la clase de vehículos blindados más necesarias en lugares como Iraq- mientras que también ayudará a reducir el enorme déficit. El presupuesto de este año no elimina la redundancia de los F-22 Stealth Fighter, de la Fuerza Aérea. Compra cuatro más. No elimina el costoso destructor DDG-1000 de la Armada. Compra tres más. No hace una reducción significativa en los innecesarios submarinos de ataque de clase Virginia de la Marina de Guerra. Estos tres programas representan alrededor de $ 7 mil millones al año en gastos innecesarios.

El presupuesto también ha tocado (...) sólo una pequeña fracción de los miles de millones que podría ser ahorrados en la defensa de misiles (...) Estos programas tienen poderosos grupos de apoyo en el Congreso, que es una de las grandes razones por la que las sucesivas administraciones han sido tan tímidas sobre su eliminación.

Pero los tiempos pueden estar cambiando (...) con el aliento del Sr. Gates, las dos cámaras están avanzando sobre un proyecto de ley para reformar el sistema de adquisiciones. Dos tercios de los mayores sistemas de armas se elevaron sobre sus presupuestos el año pasado, con un costo extra combinado de 296 mil millones. Estos programas llevan, en promedio, casi dos años de retraso.

El proyecto de ley del Senado, aprobado la semana pasada, crea una oficina para estimar los gastos del Pentágono, refuerza los requisitos para poner fin a la sobreexplotación de los sistemas del presupuesto y aumenta la competencia entre los contratistas. En caso de aplicarse rigurosamente a todos los contratos importantes, podría traer grandes ahorros. Lamentablemente, la versión del Congreso, que se va a votar más tarde, sólo se aplica a alrededor del 20 por ciento de las adquisiciones. La factura final debería proporcionar una cobertura más amplia.

Lamentablemente, los lobbystas han sido durante mucho tiempo un elemento básico de la política americana. Pero en un momento de guerra y crisis económica, el Pentágono y el Congreso no tienen excusa. Deben asegurarse que el dinero de los contribuyentes se utilice de forma tan rentable como sea posible para la defensa de la nación.
THE NEW YORK TIMES. 11-5-2009
 
 
 
¿Qué te ha parecido el artículo?
Publicidad