Feijóo ajusta el cinturón a la Xunta.

Austeridad para frenar la crisis

"Las cuentas no cuadran. Los presupuestos son totalmente irreales", palabras de Feijóo, presidente de la Xunta. Hace público un agujero de 600 millones de euros dejado por el bipartito.

0
0 votos
08-05-2009
Publicidad
Este es el informe de la nueva Xunta sobre la situación financiera de la comunidad. La primera consecuencia es reajustar la totalidad de los presupuestos elaborados por el bipartito para este año y revisar la ejecución y programación de algunos proyectos de inversión. Este es el informe de la nueva Xunta sobre la situación financiera de la comunidad. La primera consecuencia es reajustar la totalidad de los presupuestos elaborados por el bipartito para este año y revisar la ejecución y programación de algunos proyectos de inversión.
Las cuentas de la casa a nivel nacional o de comunidad no son tan diferentes a las de las casas particulares. Ante todo han de ser realistas y ajustadas. Y si hay algún problema detectarlo y afrontarlo con  los medios disponibles.
 
Si una casa no deja de endeudarse, puede llegar a perderla. La diferencia es que aquí hablamos de cuantas donde el dinero que está en juego es de todos a la vez de que dispone de muchos más recurso de los que dispone cualquier persona de a pie.
 
Pero el camino ha de ser apretarse el cinturón, austeridad dando ejemplo para dar salida a lo más inmediato y aplazar lo más superfluo. La alternativa no puede ser gastar más dinero público estatal para resolver los problemas financieros locales y provinciales, así como diputaciones.
 
La crisis ha provocado reducción de ingresos, y desde ahí se tienen que amoldar.
 
La guinda del pastel, es la previsión que hacía el bipartito del crecimiento de Galicia, colocándola en 1,3% cuando la nueva Xunta calcula que en 2009 se producirá una contracción de un 2,5%. ¡Una variación de casi cuatro puntos!, y es que en estos cuatro primeros meses se han destruido 20.759 puestos de trabajo.
 
Las medidas que anuncia el presidente de la Xunta son claras
 
1)      Volver a reelaborar por completo los presupuestos para adecuar las cuentas a la realidad económica de Galicia.
2)      Impulsar un plan de austeridad en todas las consellerias para reducir costes
3)      Cómo esto nos será suficiente habrá que replantearse algunos proyectos de inversión, para que lo que no se toque sea educación, sanidad y atención a mayores y a dependientes.
 
 
Cuentas claras encima de la mesa y resoluciones sencillas. Es un buen camino el tomado por el Presidente de la Xunta. Del que Zapatero podía tomar nota. Tanto del “raca, raca” de que ya ha pasado lo peor y que la situación ya despunta por otro camino como la “solución” de gasto por allí gasto por allá.
 
Una cosa ya se ha cortado en Galicia, por ahora no sólo se hablará de ninguna “silla” de Touriño, en relación a la escandalosa remodelación que llevó adelante la Xunta anterior de unos despachos, donde sólo las silla costaban miles de euros, sino que como cada familia que imposición se ha de apretar el cinturón, mucho más las administraciones.
¿Qué te ha parecido el artículo?
Publicidad