Espinosa acusa a los ganaderos de falsear la producción láctea

Cuotas, cornudos y apaleados

El sector lechero español viene sufriendo fuertes penalizaciones por superar la cuota lechera impuesta por Bruselas. Y la ministra lo defiende.

0
0 votos
30-04-2009
Publicidad
En una Ambiente carta remitida a las agrupaciones socialistas para justificar las cuotas lecheras impuestas por la Unión Europea a nuestro paí­s, la ministra de Medio, Medio Rural y Marino, vamos, la ministra de Agricultura, Elena Espinosa, acusa a los ganaderos productores por "haber falseado a la baja los datos de producción en los años ochenta". En una Ambiente carta remitida a las agrupaciones socialistas para justificar las cuotas lecheras impuestas por la Unión Europea a nuestro paí­s, la ministra de Medio, Medio Rural y Marino, vamos, la ministra de Agricultura, Elena Espinosa, acusa a los ganaderos productores por "haber falseado a la baja los datos de producción en los años ochenta".
Como dice el refrán, “para este viaje no hacían falta alforjas”. Para defender las imposiciones de Bruselas no necesitamos un ministerio de Agricultura en España, basta con que venga el Comisario europeo de vez en cuando a imponer la cartilla.
 
Lo que hace la ministra es justificar el sistema de cuotas y, sobre todo, las imposiciones de Bruselas que han impuesto unas cuotas que ni siquiera cubren las necesidades de España. Espinosa justifica, tanto las multas impuestas a España, más de 250.000 millones de las antiguas pesetas en 1994 (por superar las cuotas asignadas) como la importación de excedentes de países como Francia, cuando los productores españoles han de recortar su capacidad productiva.
 
El resultado final es que España sigue produciendo menos leche de la que consume. Y los principales beneficiarios son los monopolios europeos que obtienen en los países europeos con excedentes (Francia, Holanda, Alemania…) una leche a bajo precio con la que “dopar” el mercado español.
 
¿Qué te ha parecido el artículo?
Publicidad