Efemérides

Pura materia gris. Ramón y Cajal

España tiene una tradición cientí­fica, recursos y una cantera de primera fila y sin embargo dependemos de las patentes extranjeras.

0
0 votos
23-04-2009
Publicidad
Don Santiago Ramón y Cajal recibió el premio Nóbel por sus revolucionarias teorí­as sobre las células nerviosas. Sus teorí­as se conocí­an como "doctrina de la neurona". Cuando la potencia de los microscopios todaví­a no permití­a mostrar la estructura del sistema nervioso la teorí­a postulaba que las neuronas son células discretas, no conectadas para formar un tejido, antes se daba por hecho que el sistema nervioso era una retí­cula. La doctrina de la neurona sigue siendo hoy el principio central de la neurociencia moderna. Don Santiago Ramón y Cajal recibió el premio Nóbel por sus revolucionarias teorí­as sobre las células nerviosas. Sus teorí­as se conocí­an como "doctrina de la neurona". Cuando la potencia de los microscopios todaví­a no permití­a mostrar la estructura del sistema nervioso la teorí­a postulaba que las neuronas son células discretas, no conectadas para formar un tejido, antes se daba por hecho que el sistema nervioso era una retí­cula. La doctrina de la neurona sigue siendo hoy el principio central de la neurociencia moderna.
Frente a las dificultades técnicas Ramón y Cajal aplicó una técnica para visualizar neuronas desarrolladas antes por Camillo Golgi. Sólo tintaba una célula de cada cien con una solución de plata, logrando visualizarla y demostrando que las neuronas estan separadas y no forman una red.
 
 Fue entonces  una Edad de Plata para las letras y artes  españolas,  Lorca, Dalí, Buñuel ,Miguel Hernández Falla, Albeniz, Turina… Destacamos en campos que antes nos estaban negados como la medicina con el Nóbel Don Santiago Ramón y Cajal y la filosofía con Ortega y Gasset
 
España tiene una tradición científica, recursos y una cantera de primera fila y  sin embargo somos unos enanos. Las políticas  de investigación y ciencia aprobadas por los diferentes gobiernos no han tenido la voluntad de explotar ese capital y ponerlo en función del desarrollo del país. Dependemos de las patentes farmacéuticas y científicas extranjeras .   Figuras importantes como Ramón y Cajal y Faustino Cordón desarrollaron sus investigaciones siempre ligadas a proyectos de desarrollo económico nacionales.  Hoy los trabajos del equipo de Atapuerca  chocan con los antropólogos americanos, y destacamos en campos como biología molecular con figuras como Ginés Morata, Santiago Grisolía, Joan Masague, Margarita Salas… pero seguimos siendo unos enanos científicos. 
¿Qué te ha parecido el artículo?
Publicidad