Melilla

La última estatua de Franco

Más allá de sí­mbolos, lo importante es que se sepa todo sobre la dictadura, sobre todo quien la financió y quién más dinero ganó gracias a ella.

0
0 votos
16-04-2009
Publicidad
Desde el primer dí­a al último. Melilla dice que la estatua de Franco no se va. En concreto el presidente de la ciudad, José Juan Imbroda, dice que la estatua del General fascista no se irá de los pies de la muralla melillense, que es donde está ahora, si el Ejército no le encuentra un lugar adecuado. Entre los destinos propuestos están un acuertelamiento cualquiera o un museo militar. Esta rebelión por parte del Presidente de la ciudad fue planteada esta semana. La estatua es la última que queda en pie. La penúltima la quitaron hace poco en Santander. El Preidente Imbrona dijo hace meses que la estatua franquista se irí­a cuando empezaran las obras en la muralla en la que se encuentra. Ahora se ve que Imbrona se lo ha pensado mejor. El vericueto por donde Imbrona pretende conservar la estatua del Caudillo fascista es que la estatua está dedicada al comandante Franco en 1921, cuando resistio el asedio a la ciudad. Claro faltaban 15 julios para el Golpe de Estado que acabarí­a con un millón de ciudadanos, exiliarí­a a otro y meterí­a a la cárcel a un tercer millón... Se ve que los sí­mbolos sí­ importan... Pero depende de dónde; por ejemplo, si es en un acuartelamiento. Es decir en un cuartel militar donde se asienta el actual régimen yo estarí­a en contra de que la estatua estuviera... Pero si fuera en un museo militar donde sirve para explicar todas las verdades del franquismo, entonces sí­. Quién lo financió, quién lo apoyó e incentivó, desde dentro y fuera de nuestro paí­s, como las "democráticas" potencias occidentales... Quién lo sujetó cuarenta julios más y quién ganó dinero gracias a él... No se queden sólo en los sí­mbolos y las estatuas de Franco... Es hora ya de entrar en materia gris... Desde el primer dí­a al último. Melilla dice que la estatua de Franco no se va. En concreto el presidente de la ciudad, José Juan Imbroda, dice que la estatua del General fascista no se irá de los pies de la muralla melillense, que es donde está ahora, si el Ejército no le encuentra un lugar adecuado. Entre los destinos propuestos están un acuertelamiento cualquiera o un museo militar. Esta rebelión por parte del Presidente de la ciudad fue planteada esta semana. La estatua es la última que queda en pie. La penúltima la quitaron hace poco en Santander. El Preidente Imbrona dijo hace meses que la estatua franquista se irí­a cuando empezaran las obras en la muralla en la que se encuentra. Ahora se ve que Imbrona se lo ha pensado mejor. El vericueto por donde Imbrona pretende conservar la estatua del Caudillo fascista es que la estatua está dedicada al comandante Franco en 1921, cuando resistio el asedio a la ciudad. Claro faltaban 15 julios para el Golpe de Estado que acabarí­a con un millón de ciudadanos, exiliarí­a a otro y meterí­a a la cárcel a un tercer millón... Se ve que los sí­mbolos sí­ importan... Pero depende de dónde; por ejemplo, si es en un acuartelamiento. Es decir en un cuartel militar donde se asienta el actual régimen yo estarí­a en contra de que la estatua estuviera... Pero si fuera en un museo militar donde sirve para explicar todas las verdades del franquismo, entonces sí­. Quién lo financió, quién lo apoyó e incentivó, desde dentro y fuera de nuestro paí­s, como las "democráticas" potencias occidentales... Quién lo sujetó cuarenta julios más y quién ganó dinero gracias a él... No se queden sólo en los sí­mbolos y las estatuas de Franco... Es hora ya de entrar en materia gris...
¿Qué te ha parecido el artículo?
Publicidad