Nutrición

Brócoli un protector de estómago

Un equipo norteamericano está obteniendo sorprendentes resultados en el estudio de los vegetales como protectores ante las enfermedades

0
0 votos
07-04-2009
Publicidad
Se conocí­a que el brócoli in vitro y en ratones actuaba tení­a propiedades antibióticas contra la bacteria Helicobacter pylori. Pues bien, gracias a un estudio de la universidad Johns Hopkins (EEUU) se ha empezado a recoger la evidencia de estos efectos en humanos. Según el estudio, comer 70 gramos de brécol al dí­a durante dos meses podrí­a prevenir la gastritis, posibles úlceras e incluso el cáncer. Se conocí­a que el brócoli in vitro y en ratones actuaba tení­a propiedades antibióticas contra la bacteria Helicobacter pylori. Pues bien, gracias a un estudio de la universidad Johns Hopkins (EEUU) se ha empezado a recoger la evidencia de estos efectos en humanos. Según el estudio, comer 70 gramos de brécol al dí­a durante dos meses podrí­a prevenir la gastritis, posibles úlceras e incluso el cáncer.

Muchos son los estudios en todo el mundo que apuntan a que el brécol, o brócoli, es uno de los alimentos más saludables que existe. ES de la familia de las crucíferas, igual que la coliflor, el repollo, la lombarda, la col o las coles de Bruselas.
Son muchas las propiedades del brócoli. Además de aportar  vitaminas, minerales y otras sustancias vegetales activas contra muchas dolencias, entre ellas el cáncer. Se trata también de un alimento "antioxidante" capaz de neutralizar los llamados "radicales libres" y, por tanto, es un buen preventivo de enfermedades degenerativas. Su contenido en folatos, lo hace recomendable para las embarazadas puesto que alivia la retención de líquidos y la hipertensión. 
Admás, se conocía que in vitro y en ratones actuaba como una sustancia antibiótica contra la bacteria Helicobacter pylori. Pues bien, gracias a un estudio de la universidad Johns Hopkins (EEUU) se ha empezado a recoger la evidencia de estos efectos en humanos. Según el estudio, comer 70 gramos de brécol al día durante dos meses podría prevenir la gastritis, posibles úlceras e incluso el cáncer.

El estudio se realizó en Japón, donde hay una elevada tasa de cáncer gástrico.

Los brotes de brécol fresco tienen una alta concentración de sulforafano, un bioquímico natural que activa la producción de enzimas en el intestino y actúa como protector frente a los radicales de oxígeno, sustancias químicas "oxidantes" que dañan el material genético de las células y activan los mecanismos de inflamación. Esta sustancia (presente sobre todo en los brotes tiernos) fue aislada por primera vez en 1992 por el equipo de la Universidad John Hopkins de Baltimore (EEUU) que ha realizado el estudio actual. Este equipo se dedica a estudiar plantas comestibles con capacidad de actuar como protectoras ante diferenes enfermedades.
Lo que han hecho en este estudio es comparar dos grupos de 25 pacientes, uno de ellos que padecía infección por Helicobacter pylori, la bacteria relacionada con la gastritis, úlcera y cáncer gástrico, al que se le administró el brócoli. El otro grupo, que también padecía la infección recibió la misma cantidad de brotes, pero de alafalfa, que no contiene el sulforafano.
El resultado fue que el brécol multiplicó la producción de enzimas protectoras del estómago y disminuyó la infección e inflamación gástrica. Si bien las propiedades anticancerígenas del brócoli son conocidas, la demostración de su papel preventivo como protector gástrico es una muy buena noticia. Tomemos nota.
¿Qué te ha parecido el artículo?
Publicidad