Arte

El Discóbolo en España

La emblemática pieza escultórica clásica se puede contemplar por primera vez en nuestro paí­s, concretamente en Alicante.

0
0 votos
02-05-2009
Publicidad
El "Discóbolo de Mirón" es sin duda una de las obras de arte más reconocidas y admiradas por cualquier ciudadano del planeta, aunque posea una formación artí­stica nula. Desde este jueves, esta pieza de mármol de 700 kilogramos y 170 centí­metros de alto podrá ser contemplada en las instalaciones del Museo Arqueológico de Alicante (MARQ). Procedente del British Museum, no sólo es significativo que la pieza se pueda contemplar por primera vez en España después de dos milenios, sino que es la segunda vez que sale de los muros del hermético museo londinense, templo mundial del expolio artí­stico. La primera ocasión fue en 2007, donde fue exhibida en Shangai y Hong Kong, con motivo de los Juegos Olí­mpicos de Pekí­n.
 El Discóbolo en España
El "Discóbolo de Mirón" es sin duda una de las obras de arte más reconocidas y admiradas por cualquier ciudadano del planeta, aunque posea una formación artí­stica nula. Desde este jueves, esta pieza de mármol de 700 kilogramos y 170 centí­metros de alto podrá ser contemplada en las instalaciones del Museo Arqueológico de Alicante (MARQ). Procedente del British Museum, no sólo es significativo que la pieza se pueda contemplar por primera vez en España después de dos milenios, sino que es la segunda vez que sale de los muros del hermético museo londinense, templo mundial del expolio artí­stico. La primera ocasión fue en 2007, donde fue exhibida en Shangai y Hong Kong, con motivo de los Juegos Olí­mpicos de Pekí­n.
La presencia de esta obra representativa del esplendor cultural griego se enmarca dentro del programa de la exposición “La belleza del cuerpo. Arte y pensamiento en la Grecia Antigua”, que podrá ser contemplada hasta el mes de Octubre. La muestra, indispensable para cualquier interesado en el arte, la historia, la arqueología o la cultura en general, esta compuesta por 125 piezas, seleccionadas por hasta 120 especialistas y técnicos, que se nos antoja como una obra faraónica que ha costado 1’8 millones de euros, recaudados de forma tanto pública como privada.
 
El discóbolo, ha sido realzado al ubicarse en solitario en una estancia del área Hacia el Olimpo, con una pequeña grada para que pueda ser observado con calma, y supone la representación de un valor ideal, relacionado con la superación y el culto esfuerzo físico, tan propio de la idiosincrasia griega. Una brillante composición sustentada sobre tres estructuras triangulares que aúna al mismo tiempo arte e ingeniería.
 
Además de la celebérrima obra de Mirón, en la exposición también destacan la Afrodita de Paros, ideal de belleza femenina, el Éfebo de Critios, el Doríforo o Portador de lanza, la diosa Deméter, el Atleta de Westmacott, una figura de las islas Cícladas del tercer milenio a. C., un busto de Hércules, la cabeza de la diosa Hera o figuras de Niké y Zeus. Las piezas se han distribuido por bloques temáticos: Ideal de Belleza, Carácter y Realismo y Hacia el Olimpo. Se trata de la segunda colaboración entre el centro expositivo londinense y el MARQ después del éxito, hace dos años, de la colección Arte e Imperio: tesoros asirios del Museo Británico.
 
Con esta exposición también se pretende recordar la presencia griega en las costas levantinas, y el vínculo cultural que de ella se derivó. Así pues, paralelamente a los fondos del Museo Británico en las salas temporales, el MARQ ha programado otra exposición en un ala diferente del museo denominada “Huellas griegas en la Contestania Ibérica” para dar a conocer el impacto de la cultura griega en las tierras de Alicante. Se trata de cuarenta piezas de fondos propios del MARQ y de otros museos municipales, como Elda, Alcoy y Santa Pola.
 
¿Qué te ha parecido el artículo?
Publicidad