Los sindicatos nacionalistas vascos convocan huelga general

Con Ibarretxe no era urgente

Con Ibarretxe no habí­a motivos ni urgencia para la huelga. Ahora sin Ibarretxe sí­ hay. Estas direcciones sindicales nacionalistas actúan como un engranaje del sistema etnicista como en el franquismo.

0
0 votos
02-04-2009
Publicidad
Los sindicatos ELA, LAB, ESK, STEE, HIRU y EHNE han anunciado la convocatoria de huelga general para el próximo 21 de mayo en el Paí­s Vasco y Navarra. La razón para convocarla serí­a la grave situación debida a la "destrucción de empleo", el "chantaje patronal" y las polí­ticas gubernamentales. Convocada a un mes y 21 dí­as vista, supone que ya no estará el gobierno de Ibarretxe en Ajuria Enea sino el nuevo gobierno de Patxi López fruto del acuerdo entre el PSE y el PP. Las direcciones de los sindicatos nacionalistas citados se aprovechan de las cada vez más duras consecuencias de la crisis sobre los trabajadores, que demandan una alternativa favorable a los intereses del pueblo, utilizándolas al servicio del nacionalismo excluyente. Con Ibarretxe no habí­a motivos ni urgencia para la huelga. Ahora sin Ibarretxe sí­ hay motivos y urgencia. Estas direcciones sindicales nacionalistas actúan como un engranaje del sistema etnicista a semejanza de los sindicatos verticales en el régimen de Franco. Los sindicatos ELA, LAB, ESK, STEE, HIRU y EHNE han anunciado la convocatoria de huelga general para el próximo 21 de mayo en el Paí­s Vasco y Navarra. La razón para convocarla serí­a la grave situación debida a la "destrucción de empleo", el "chantaje patronal" y las polí­ticas gubernamentales. Convocada a un mes y 21 dí­as vista, supone que ya no estará el gobierno de Ibarretxe en Ajuria Enea sino el nuevo gobierno de Patxi López fruto del acuerdo entre el PSE y el PP. Las direcciones de los sindicatos nacionalistas citados se aprovechan de las cada vez más duras consecuencias de la crisis sobre los trabajadores, que demandan una alternativa favorable a los intereses del pueblo, utilizándolas al servicio del nacionalismo excluyente. Con Ibarretxe no habí­a motivos ni urgencia para la huelga. Ahora sin Ibarretxe sí­ hay motivos y urgencia. Estas direcciones sindicales nacionalistas actúan como un engranaje del sistema etnicista a semejanza de los sindicatos verticales en el régimen de Franco.
Porque si el objetivo verdadero de las direcciones de tales sindicatos fuera “trabajar colectivamente como clase trabajadora para hacer frente a los ataques a sus derechos laborales” hubieran planteado el acuerdo conjunto y la unidad de acción con todas las fuerzas sindicales en toda España. Por ello, UGT-Euskadi ha expresado su "sorpresa" ante la convocatoria de huelga general por parte de los sindicatos nacionalistas, porque considera que “consolida el frentismo” y supone “una patada anticipada a la mano tendida por el nuevo Gobierno vasco” en materia de diálogo social. Igualmente, UGT-Euskadi valora que “desde la división sindical, no hay ninguna salida a la crisis para los trabajadores”, a los que “vuelven a utilizar para sus objetivos políticos”, siendo “absolutamente irresponsable, y fruto de una estrategia basada en la división y el desgaste de la clase trabajadora”.
Los sindicatos nacionalistas no habían convocado una huelga general desde hace siete años, en junio de 2002, y fue contra la reforma del desempleo decidida mediante decreto-ley por el gobierno del PP presidido por Aznar, que produjo la respuesta de los principales sindicatos españoles con una huelga general en toda España el 20 de junio. En el País Vasco, los dos principales sindicatos nacionalistas, ELA y LAB, se separaron de CC OO y UGT y convocaron para el día anterior, el 19 de junio. Por lo que, en Euskadi hubo dos jornadas de huelga general, reduciendo su éxito.
 
La portavoz del Gobierno Vasco en funciones, Miren Azkarate, dijo que no opinaba sobre la huelga general porque en esas fechas habrá “otro Gobierno”. Y añadió que “cada uno se hace responsable mientras está en el cargo”. Hay palabras que dicen mucho más de lo que aparentan. Esta no es una huelga general, es una huelga contra otro gobierno.
¿Qué te ha parecido el artículo?
Publicidad