"Euromanifestaciones" para pedir un Pacto Social contra la crisis

Un Pacto Social europeo para repartir la miseria

Los dirigentes sindicales europeos proponen como medida fundamental "reducir la jornada laboral" y "compensar el salario todo lo posible".

0
0 votos
29-03-2009
Publicidad
La Confederación Europea de Sindicatos (CES), que agrupa a los sindicatos mayoritarios de la Unión Europea, ha convocado manifestaciones en Mayo, el 14 en Madrid, el 15 en Bruselas y el 16 en Berlí­n y Praga. Según el secretario general de CES, John Monks, es necesaria "más acción" y "más determinación" para frenar el "rápido aumento del paro" que puede llegar a los 9 millones en la UE. La CES llama a un nuevo Pacto Social europeo cuyo centro deberí­a de ser un "plan de acción extraordinario contra los despidos" basado en "la reducción de la jornada laboral" "con mecanismos que compensen la reducción de salario todo lo posible".
 (EFE)
Manifestación de CC.OO. y de UGT ante la sede de la Federación Leonesa de Empresarios en Ponferrada (León) contra la crisis. ¿A qué esperan las direcciones nacionales de CCOO y UGT para dar una respuesta general?
(EFE) Manifestación de CC.OO. y de UGT ante la sede de la Federación Leonesa de Empresarios en Ponferrada (León) contra la crisis. ¿A qué esperan las direcciones nacionales de CCOO y UGT para dar una respuesta general?
La Confederación Europea de Sindicatos (CES), que agrupa a los sindicatos mayoritarios de la Unión Europea, ha convocado manifestaciones en Mayo, el 14 en Madrid, el 15 en Bruselas y el 16 en Berlí­n y Praga. Según el secretario general de CES, John Monks, es necesaria "más acción" y "más determinación" para frenar el "rápido aumento del paro" que puede llegar a los 9 millones en la UE. La CES llama a un nuevo Pacto Social europeo cuyo centro deberí­a de ser un "plan de acción extraordinario contra los despidos" basado en "la reducción de la jornada laboral" "con mecanismos que compensen la reducción de salario todo lo posible".
Una vez más los dirigentes de las grandes centrales sindicales desempolvan la vieja receta del “reparto de la miseria”, como programa único para los trabajadores. Se envuelven en la bandera de “virgencica que nos dejen como estamos” Para nada cuestionan la salida a la crisis que está imponiendo el gran capital, la banca, los monopolios y las multinacionales
¿Es que los dirigentes de los grandes sindicatos, desde la altura de sus pedestales, no ven que la salida del gran capital a la crisis está minando los pocos restos aún en pie del que fue el “Estado del bienestar”? Se envían millones de trabajadores al paro, se rebajan los salarios, se suprimen primas y derechos acumulados, se imponen ERE’s a destajo... Y como mucho a lo más que llegan es a pedir los Fondos Sociales europeos para “compensar el salario”.
 
Resulta paradójico que las dos centrales mayoritarias de nuestro país estén convocando estas concentraciones cuando aquí se niegan sistemáticamente a promover una movilización general. ¿Por qué contra los gobiernos de la UE en general sí y aquí no? No hay salida a la crisis, mejor, no hay salida a la crisis favorable a los intereses del país y de la mayoría de los ciudadanos, sin cambiar el rumbo de la política del gobierno de Zapatero. Y ahí es donde no quieren entrar las dos grandes centrales sindicales. A pesar de que el movimiento desde las bases es cada vez más exigente y lo está pidiendo a gritos.
No se puede dar una respuesta a la crisis favorable a los intereses de la mayoría sin darla en cada país. Una salida de verdad a la crisis exige un programa basado en la redistribución de las rentas y el ahorro para invertir en la economía productiva para crear riqueza y empleo. ¿Repartir el empleo en plena crisis, a costa del salario y las condiciones de vida de las clases trabajadoras? ¿O crear riqueza y empleo y una redistribución más justa? Ese es el problema.
 
Existen condiciones en España para una convocatoria general que obligue al gobierno a cambiar de rumbo o a dejar el camino libre a un gobierno que lo haga. Pero las cúpulas de los grandes sindicatos se han convertido en un tapón que lo impide.
¿Qué te ha parecido el artículo?
Publicidad