El rescate de los bancos españoles nos costará el 3,7% del PIB

Pagamos todos

Según el FMI, el Estado sólo recuperará como mucho la mitad del dinero que el gobierno está entregando a la banca. El rescate de la banca nos costará a los españoles más de 37.000 millones de euros.

0
0 votos
08-03-2009
Publicidad
El último informe del Fondo Monetario Internacional (FMI), que analiza los costes de las ayudas que los gobiernos del G-20 están dando a la banca, anuncia para España un déficit público del 6,1% del PIB, y un coste para nuestro paí­s del 3,7% del PIB en los próximos cinco años por la factura que pagaremos por la compra de activos y los avales que el plan de rescate del gobierno ha puesto a disposición de la banca. El último informe del Fondo Monetario Internacional (FMI), que analiza los costes de las ayudas que los gobiernos del G-20 están dando a la banca, anuncia para España un déficit público del 6,1% del PIB, y un coste para nuestro paí­s del 3,7% del PIB en los próximos cinco años por la factura que pagaremos por la compra de activos y los avales que el plan de rescate del gobierno ha puesto a disposición de la banca.
El informe del FMI analiza el caso de España señalando que aunque el gobierno no ha hecho inyecciones de capital directas en los bancos, por ahora, la compra de activos y los avales supone el pago de una factura del 3,7% del PIB, unos 37.000 millones de euros que saldrán del bolsillo de todos y cada uno de los españoles.
Los especialistas del FMI calculan que de los 50.000 millones de euros del fondo de adquisición de activos, sólo se podrán recuperar un 49,9%. Es decir, a medio plazo el coste de la compra de esos activos para el Estado –o sea para todos nosotros- será de 25.000 millones de euros. Respecto al coste de los avales ofrecidos a los bancos para la emisión de deuda, el FMI calcula por encima de los 10.000 millones de euros. Una cantidad realmente insuficiente a la vista de cómo están evolucionado las cosas.
Además, si tenemos en cuenta que en los procesos de fusión de cajas de ahorros ya se anuncia la inyección directa de dinero público (1.000 millones de euros, por ejemplo, para la Caja de Castilla-La Mancha), los 37.000 millones del FMI se quedan cortos.
¿Si pagamos todos, por qué no decidimos todos? En primer lugar, decidiendo sobre la distribución de rentas, para que paguen los que más beneficios han acumulado cuando crecíamos.
¿Qué te ha parecido el artículo?
Publicidad