Fallece Pepe Rubianes

Hasta siempre nene

El mordaz cómico es despedido por sus compañeros del mundo del espectáculo, y programas dispares le recuerdan en televisión.

0
0 votos
03-03-2009
Publicidad
El actor galaico-catalán (como a él le gustaba definirse) falleció el domingo a los 61 años, ví­ctima de una cáncer de pulmón. Su temperamento y su fuerza, pese a haberle costado algunas polémicas, también han hecho que se haya ganado toda una legión de amigos y seguidores que hoy le daban su último adiós. Entre los programas que en la pequeña pantalla le han tratado de recordar hemos encontrado afectuosos homenajes protagonizados por algunos de sus amigos, pero también reportajes malintencionados, que desprecian su dilatada trayectoria para centrarse sólo en alguna de las recientes controversias que protagonizó.
 Hasta siempre nene
El actor galaico-catalán (como a él le gustaba definirse) falleció el domingo a los 61 años, ví­ctima de una cáncer de pulmón. Su temperamento y su fuerza, pese a haberle costado algunas polémicas, también han hecho que se haya ganado toda una legión de amigos y seguidores que hoy le daban su último adiós. Entre los programas que en la pequeña pantalla le han tratado de recordar hemos encontrado afectuosos homenajes protagonizados por algunos de sus amigos, pero también reportajes malintencionados, que desprecian su dilatada trayectoria para centrarse sólo en alguna de las recientes controversias que protagonizó.
Rubianes trabajó en cine y televisión –donde se le recordará por la maravillosa serie Makinavaja, que La 2 repondrá esta noche- pero sobre todo quien nos deja es un hombre de teatro. Pepe Rubianes era un caballo desbocado sobre las tablas, que nunca quiso ser domado por nadie. Su espectáculo “Solamente” fue el monólogo más extenso de la historia del teatro español y que más tiempo permaneció en las carteleras de toda España.
 
También entre sus últimos trabajos como director teatral, de contenido más “serio”, encontramos la magnífica “Lorca somos todos”, una obra que denunciaba la hipocresía y el fanatismo de algunos, y que precisamente fue retirada de algunos teatros por el particular órdago que el Rubianes más anárquico lanzó a la unidad de España. Precisamente esta desmesurada polémica ha sido la que Tele 5 se ha encargado de “colgarle” al actor en su lecho de muerte, despreciando sus méritos artísticos y atacando a lo personal.
 
Polémicas a parte, de lo que nunca se le pudo acusar al actor fue de tibieza. El deslenguado cómico hablaba alto y claro, y su independencia lo hacía invulnerable a los ataques. Sin embargo su enorme profesionalidad y humanidad propició que sus defensores a ultranza se contaran por centenares, y la mayoría de ellos se han reunido en el tanatorio barcelonés para desearle, entre otras cosas “que allá donde vaya le espere una buena mulata”, que según su íntima amiga Loles León era lo que más feliz le hacía.
 
Sus cenizas serán esparcidas entre Cuba y Kenia, dos tierras que cautivaron al actor, siempre ávido de conocer nuevos mundos sin abandonar del todo este. Deseamos que este nuevo viaje le resulte al menos tan placentero como todos los anteriores, de momento nosotros intentaremos quedarnos con su legado, y seguir lanzando irreverentes y sonoras carcajadas a su salud.
 
¿Qué te ha parecido el artículo?
Publicidad