Ataque aéreo de la guerrilla Tamil

Miles de Tamiles se manifiestan ante la sede de la ONU

Los rebeldes separatistas Tigres Tamiles están acorralados en una zona de conflicto en la selva de Sri Lanka cada vez más pequeña .

0
0 votos
21-02-2009
Publicidad
La operación Tamil se produce en un momento en que las fuerzas gubernamentales aseguran haber acabado con la capacidad de lucha convencional de los tigres tamiles La operación Tamil se produce en un momento en que las fuerzas gubernamentales aseguran haber acabado con la capacidad de lucha convencional de los tigres tamiles
Dos aviones de los Tigres Tamiles lanzaron un desafiante ataque en la capital de Sri Lanka, Colombo, matando a dos personas e hiriendo a 40 cuando uno de ellos se estrelló en un edificio gubernamental.El otro fue derribado en el aeropuerto internacional.
El ataque es la última prueba de la capacidad de los Tigres de atacar lejos de la zona de guerra, donde las tropas les han rodeado rápidamente en sólo 87 kilómetros cuadrados de jungla y están luchando para poner fin a una guerra separatista que comenzó en 1983.La capital está a unos 350 kilómetros al suroeste.
El Ejército dijo que un avión fue derribado por fuego antiaéreo mientras que el otro fue alcanzado y se estrelló contra el edificio de Hacienda en Colombo, cerca del puerto principal.
Los rebeldes separatistas Tigres Tamiles están acorralados en una zona de conflicto en la selva de Sri Lanka cada vez más pequeña y cuentan con una flota de pequeñas naves que en el pasado solí­an llevar a cabo ataques aéreos. A pesar de que la mayor parte de su territorio ha sido capturado por una rápida ofensiva militar, ninguno de los pequeños aviones de sólo un motor han sido encontrados por las tropas.
La guerra civil en Sri Lanka, el conflicto de mayor duración en Asia, ha provocado la muerte de 70.000 personas desde su inicio en 1983.

La operación Tamil se produce en un momento en que las fuerzas gubernamentales aseguran haber acabado con la capacidad de lucha convencional de los tigres tamiles. Este mismo viernes, las tropas tomaron otro pueblo en poder de los rebeldes, que han perdido más del 98% del territorio que controlaban hace dos años.
.
El ataque se ha producido después de que unos 14.000 ceilandeses de la etnia tamil se manifestaran en Ginebra ante el edificio de las Naciones Unidas para pedir a la comunidad internacional que exija el cese de las hostilidades en Sri Lanka. La concentración fue convocada por el Fórum Tamil de Suiza

El acto se realizó en el mismo lugar, la plaza de las Naciones, donde hace una semana un joven de 26 años y residente en Gran Bretaña se quemó a lo bonzo. "¿Cómo puedo expresar el sufrimiento del pueblo tamil? No puedo. No tengo palabras, sólo cuento con mi preciosa vida que sacrifico ante la comunidad internacional", según una nota que dejó el suicida.

Los manifestantes -muchos de ellos pintados o ataviados con los colores de su etnia, el rojo y el amarillo- solicitabann a las Naciones Unidas y a la comunidad internacional que actuara para parar lo que consideran el genocidio de la comunidad tamil a manos del Gobierno central de Sri Lanka.

¿Qué te ha parecido el artículo?
Publicidad