"Cartas de republicanos galegos condenados a morte".

Entrevista a Xesús Alonso Montero

El BNG, le hace el mismo flaco favor al gallego que una madre que abraza tanto a su hijo que termina ahogándolo a fuerza de abrazos. "

0
0 votos
21-02-2009
Publicidad
Xesús Alonso Montero es uno de los referentes principales de la literatura gallega de los últimos 60 años. Nacido en 1928, forma parte del grupo de escritores de posguerra que irrumpieron en el panorama literario español hacia 1950. Poeta y ensayista, Montero es miembro de la Real Academia de la Lengua Galega. Ha escrito numerosos estudios rescatando la memoria de escritores gallegos de distintas épocas, así­ como del patrimonio cultural de la República y la guerra civil.
 Xesús Alonso Montero
Xesús Alonso Montero
Xesús Alonso Montero es uno de los referentes principales de la literatura gallega de los últimos 60 años. Nacido en 1928, forma parte del grupo de escritores de posguerra que irrumpieron en el panorama literario español hacia 1950. Poeta y ensayista, Montero es miembro de la Real Academia de la Lengua Galega. Ha escrito numerosos estudios rescatando la memoria de escritores gallegos de distintas épocas, así­ como del patrimonio cultural de la República y la guerra civil.
   -Se le considera uno de los escritores del notable grupo de posguerra, surgidos a partir de los 50. ¿Qué significado tuvieron en esa época?
 
   -Sí, la generación de Goytisolo, Barral, Valente, los que teníamos 20 años en 1950. Teníamos el mérito de que habiendo ido a escuelas franquistas, institutos franquistas y universidades franquistas, terminamos en el buen camino, es decir, a la izquierda,  y nos opusimos al franquismo.

Publicábamos en la España de Franco, éramos autodidactas, no nos orientó nadie, y fuimos los primeros en decir no al régimen.
 
   -Entre su variada obra ensayística y poética, tiene varios estudios sobre escritores gallegos: Rosalía de Castro, Celso Emilio Ferreiro, Alvaro Cunqueiro…¿Qué ha querido transmitir sobre ellos?
  
   -Y otros no tan conocidos. En total unos 30 libros sobre escritores gallegos. He estudiado a Manuel Leiras Pulpeiro, médico y poeta, enterrado en el cementerio civil de Mondoñedo (Lugo) bajo una inscripción que dice “Amó a verdade e practicó o ben”. También he estudiado a Curros Enríquez, considerado el escritor español mas anticlerical del XIX, pero yo le he atribuído un vago teísmo, aunque era muy anticlerical, que son cosas distintas. He estudiado también a Tomás Navarro Tomás, cuyo manual de pronunciación del español estudié de joven sin saber quien era, y resulta que era el director de la Biblioteca Nacional, un republicano que no se exilió.
 
   -Tambien tiene estudios sobre escritores del resto de España: Lorca, Unamuno, Machado…Este año se cumplen 70 años de la obra de Machado. ¿Qué debemos recordar de él?
 
   -Me gusta profundizar en aspectos poco conocidos de ellos, por ejemplo, Unamuno, tan individualista él, militó varios años en el PSOE cuando era un partido marxista. Machado, que no era socialista ni comunista, escribió un himno a las juventudes socialistas unificadas.
Sobre todo recordar sus últimos meses en Coulliure, la pena de abandonar España y la pobreza de sus últimos días.

José Agustín Goytisolo, Carlos Barral, José Angel Valente y otros visitaban la tumba de Machado cada 22 de febrero y le rendían homenaje. Y eso mismo estoy organizando yo para este año, con el libro que le dediqué en los años 60, “Machado na nosa voz” que es una recopilación de poemas de distintos autores traducidos al gallego. Machado tiene una gran significación; no estaba organizado, era simplemente un hombre leal a la República.

Yo conocí a Machado gracias a la Falange, fíjate, hay que reconocer que había falangistas cultos, la edición primera que conocí de sus obras era de Dionisio Ridruejo y la tituló: “El poeta rescatado”.
 
   -Usted es miembro de la Real Academia Galega. En sus escritos da una visión poco esperanzada de la lengua gallega, incluso vaticina su muerte en no mucho tiempo. Sin embargo, forma parte del patrimonio cultural de todos los españoles, es la lengua de Rosalía y de Alfonso X el Sabio. ¿No deberíamos conservarla y difundirla?
 
   -Cada vez se habla menos el gallego, los grandes políticos como Touriño y Feijoo sólo lo hablan litúrgicamente, y el Bloque, que sí lo reivindica, le hace el mismo flaco favor que una madre que abraza tanto a su hijo que termina ahogándolo a fuerza de abrazos. Se han inventado eso de que Galicia es una nación, acogiéndose a una definición de nación que es de Stalin, que Castelao recogió de Stalin, totalmente erronea, y están ahogando el gallego.

Sí se debería promover que los escolares del resto de España dieran en Literatura y Conocimiento del Medio nociones de literatura gallega y conocieran textos, nociones, porque si los pobres tienen que aprender gallego, catalán y vasco ya me dirás.
Si que sepan que España es un territorio plurilinguístico, y lo puedan conocer y valorar.
 
   -Está a punto de salir publicada “Cartas de republicanos galegos condenados a morte”, recopilación de 120 cartas de despedida de personas muy diferentes poco antes de ser fusilados. Háblenos de ella.
 
-De las 120 hay 40 que son inéditas, y todas son conmovedoras y estremecedoras. Una de ellas es de un hombre casi analfabeto de Tuy que dejó 6 hijos, del que sólo quedó un retrato que le hizo un pintor compañero de celda y que fue lo único que enviaron a la familia, porque era lo único que tenía. En la esquina del cuadro escribió unas palabras de agradecimiento al pintor, ¡ en 8 versos octosílabos¡ y no sabía apenas escribir.

Otros escriben con la conciencia de estar dejando testimonio  para la historia.
 
¿Qué te ha parecido el artículo?
Publicidad