El continuo saqueo de las eléctricas

5
8 votos
16-05-2017
Publicidad
La Fiscalía Anticorrupción ha abierto una denuncia a Iberdrola, a la que se ha sumado la organización de consumidores FACUA como acusación popular, por manipular los precios de la luz entre noviembre y diciembre de 2013, apropiándose de manera indebida de 20 millones de euros sustraídos a los consumidores.
 El continuo saqueo de las eléctricas
La Fiscalía Anticorrupción ha abierto una denuncia a Iberdrola, a la que se ha sumado la organización de consumidores FACUA como acusación popular, por manipular los precios de la luz entre noviembre y diciembre de 2013, apropiándose de manera indebida de 20 millones de euros sustraídos a los consumidores.

Se acusa a Iberdrola de paralizar a propósito el funcionamiento de varias centrales hidráulicas del Duero, Sil y Tajo para inflar el precio de la electricidad en 2013. No es la primera vez que se denuncia a Iberdrola por estos mismos hechos. Ya la CNMC (Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia) multó a Iberdrola con 25 millones de euros por esta misma acción, acusándola de manipular el precio de la energía. Y entonces, FACUA denunció a la Fiscalía General del Estado en diciembre de 2015 para que investigase este mismo delito por lo penal. Pero la Fiscalía General lo derivó a la Fiscalía de Bizkaia, quien en febrero de 2016 decidió archivarla porque no veía delito en la acción de Iberdrola. 

No es un hecho aislado

No estamos ante una práctica individual hecha en un momento dado por una empresa concreta. No, estamos ante una práctica habitual llevada a cabo de manera generalizada por las eléctricas aprovechándose de su situación de monopolio de un sector tan básico y fundamental como es la energía. Hay que recordar que cinco eléctricas se reparten el 80% de toda la energía que se produce en España y el 90% de la energía que se comercializa. 

Sirva como ejemplo este último enero, en donde la factura de la luz fue la segunda más cara de la historia de España, aumentando un 28% con respecto a enero del año pasado, una media de 20 euros más para cada consumidor. Las eléctricas se aprovechan de los momentos de mayor necesidad (olas de frío y mal tiempo) para forzar una subida de precios ante la total indefensión de la población.

Una estafa llamada subasta

Pueden actuar de esta manera gracias a como está formado el sistema de venta de energía, totalmente a su servicio. Las distintas tecnologías de generación eléctrica entran en el mercado por orden de coste, y la última de ellas en participar, la más cara, marca el precio para el conjunto.  Si la energía media generada tiene un coste de 10, pero la parte más cara de producir ha costado 20, las eléctricas pueden por ley vender toda la electricidad por 20, aunque lo que les haya costado 20 a ellas haya sido sólo el 15% de la energía que han producido. En otras palabras, es como si en una pescadería, te ofrecieran todos los pescados a precio de bogavante ¡Una estafa en toda regla!

Y además, si se oferta menos energía, porque algunas centrales retiran sus ofertas, como pasó con las hidráulicas en el pasado 2013, tal y como denuncia Anticorrupción, el precio se encarece todavía más, de manera completamente artificial.

La posición de FACUA

En declaraciones al De Verdad, Rubén Sánchez García, portavoz de FACUA ha expuesto los motivos por los que se han personado como acusación popular contra Iberdrola: “Denunciamos la situación de Iberdrola a finales de 2015, después de que la CNMC impusiese la sanción. Presentamos la denuncia entendiendo que se había producido un delito contra el mercado y los consumidores, y que más allá de la infracción, fraude, etc. esto había que calificarlo penalmente, porque se habría desarrollado una práctica que encaja en un tipo delictivo que incluye el Código Penal en su Artículo 281.” Y añade, ante la denuncia actual desde Anticorrupción qué “Ahora, con el caso del Fiscal Anticorrupción, él ha entendido que sí se produce delito, el mismo delito que nosotros considerábamos, compartiendo así nuestro criterio jurídico. Lo que ha hecho es presentar una denuncia en la Audiencia Nacional, con lo cual ya se abre un procedimiento judicial.” 

Rubén Sánchez explica también la posición de FACUA ante las prácticas monopolistas de las eléctricas: “Nosotros sospechamos que en todo el sector eléctrico se puede estar cometiendo prácticas para manipular e incrementar los precios. Lo que ocurre es que no tenemos elementos suficientes para poder realizar un análisis en ese sentido. Es la CNMC la que tiene acceso a mecanismos de control y por eso de hecho detectó el fraude de la compañía Iberdrola a finales del año 2013. En cualquier caso, nosotros entendemos que los mecanismos de fijación de tarifas en el mercado mayorista son muy opacos y facilitan la especulación.”

Y termina asegurando como respuesta a este atraco de Iberdrola que “si se determina judicialmente que se ha producido ese cobro de 20 millones de euros de más, pues también se podría plantear como medida la devolución del dinero a los afectados. Es una reclamación a estudiar por esa vía penal.”

¿Qué te ha parecido el artículo?
Publicidad



COMENTARIOS