Ganar la batalla de las pensiones

4
11 votos
03-05-2017
Publicidad
“La batalla de las pensiones se puede ganar, porque solo les exigimos que hagan lo que ya hacemos nosotros, luchar codo con codo los que pensamos diferente, por un objetivo común”, Joanen Cunyat, miembro de la portavocía de la MERP, Mesa Estatal Pro-Referéndum de las Pensiones.
 Joanen Cunyat, miembro de la portavocía de la MERP, Mesa Estatal Pro-Referéndum de las Pensiones.
Joanen Cunyat, miembro de la portavocía de la MERP, Mesa Estatal Pro-Referéndum de las Pensiones.
“La batalla de las pensiones se puede ganar, porque solo les exigimos que hagan lo que ya hacemos nosotros, luchar codo con codo los que pensamos diferente, por un objetivo común”, Joanen Cunyat, miembro de la portavocía de la MERP, Mesa Estatal Pro-Referéndum de las Pensiones.

Discurso pronunciado por Joanen Cunyat invitado en la celebración del 1 de Mayo de la Union Sindical Obrera.

A finales de 2011, la Unión Sindical Obrera salió a la calle en contra de la reforma de las pensiones de Zapatero, una de las pocas organizaciones que lo hizo. En aquellos meses se celebraban las primeras reuniones en las que empezamos a abordar la idea del blindaje constitucional de las pensiones. Un año y medio después, el 12 de abril del 2013, un pequeño grupo de 11 organizaciones, entre las que estaba la USO, y 9 personalidades del mundo de la cultura, lanzamos la Mesa Estatal Pro-Referéndum de las Pensiones. La MERP. 

Cuatro años después hay que decir que el camino recorrido ha sido un éxito y un acierto. 

Es de agradecer la audacia, amplitud de miras y generosidad, tanto de Julio Salazar como del equipo de dirección del sindicato al apostar por la construcción de la MERP, hoy en día, sin duda, la mayor plataforma en defensa de las pensiones del país. 

Somos ya 170 organizaciones con presencia en todas las provincias, incluidas Ceuta y Melilla, y contamos con el respaldo de cerca de 100 personalidades del mundo de la cultura. Como sabéis, estamos unidos sin distinción de ideologías, credos religiosos o siglas partidistas. Una plataforma en la que luchan juntos una congregación de monjas y una asociación en defensa de los derechos de los transexuales. Desde el principio nos unimos de forma consciente, buscada y trabajada, en torno a un solo y único punto, el blindaje constitucional de las pensiones. 

La fuerza de la unidad de la MERP reside en la reivindicación misma. No discutimos de aspectos técnicos, no entramos en la financiación de las pensiones, la USO tiene propuestas para ello, como muchas otras organizaciones de la MERP. Solo decimos que al margen del color del gobierno o de la correlación de fuerzas en el Congreso, ha llegado el momento de que los demócratas nos impongamos un dogal constitucional: las pensiones no pueden privatizarse, ni degradarse su poder adquisitivo. 

Estemos de acuerdo o no, el artículo 135 de la Constitución blinda el pago de la deuda, ¿qué demócrata defendería abiertamente que son más importantes los acreedores del Estado que los pensionistas? La MERP propone un avance democrático, no una lucha defensiva y de resistencia, sino “a la ofensiva” y resolviendo, que obligue a los gestores a encontrar soluciones técnicas para que el espacio de las pensiones públicas no pueda ser ocupado por las privadas. No estamos en contra de los fondos de pensiones privados, estamos en contra de que hagan negocio a costa de la degradación de las pensiones públicas. 

Hemos buscado y construido una relación de respeto entre iguales que nos ha permitido fortalecer lo que nos une y potenciar enormemente la pluralidad y los protagonismos, y no el protagonismo de uno solo. 

Hemos recogido ya 700 mil firmas. Nos hemos reunido con las defensorías del pueblo, con los grupos parlamentarios, y ahora hemos presentado la moción en 80 ayuntamientos. Ya se ha aprobado en 40 de ellos, en 4 capitales autonómicas. Hemos conseguido el apoyo del presidente de Cantabria, Miguel Ángel Revilla, para llevar la moción al Parlamento de Cantabria, hemos conseguido una declaración institucional del Parlamento de Navarra. Hemos conseguido que en Pamplona voten juntos UPN y Bildu, y en Hospitalet, ERC y Ciudadanos. Que la moción se apruebe en Ibi, con mayoría absoluta del PP, o en Llodio, con mayoría de Bildu y PNV.

Nos queda mucho camino por recorrer. Pero no quiero acabar sin pedir un aplauso para el fantástico trabajo de los compañeros y compañeras de AJUPE (Asociación de Jubilados y Pensionistas de USO) con Felipe Bayón al frente, y sin deciros que esta es una batalla que se puede ganar, porque les exigimos que hagan lo que nosotros ya hacemos, trabajar codo con codo los que somos diferentes por una causa común. Hemos conseguido las firmas y las mociones gracias a mucha gente como vosotros, miembros de las organizaciones. Y ahora os llamamos a hacer llegar el blindaje constitucional de las pensiones a todos los rincones del país. La batalla de las pensiones se puede ganar. La vamos a ganar.

¿Qué te ha parecido el artículo?
Publicidad