Hispanos

5
13 votos
01-02-2017
Publicidad
El novelista mejicano Carlos Fuentes se refiere al mundo hispanohablante como Territorio de la Mancha, englobando en un solo concepto el escenario de las andanzas de don quijote, una “mancha de mestizaje” “porque los que hablamos español no pertenecemos a una sola raza”, y una mancha lingüística que se encuentra hoy en expansión sin más vehículo que sus propios hablantes.
 Hispanos
El novelista mejicano Carlos Fuentes se refiere al mundo hispanohablante como Territorio de la Mancha, englobando en un solo concepto el escenario de las andanzas de don quijote, una “mancha de mestizaje” “porque los que hablamos español no pertenecemos a una sola raza”, y una mancha lingüística que se encuentra hoy en expansión sin más vehículo que sus propios hablantes.

Y es que el territorio comprendido entre los Pirineos y Tarifa, entre los Grandes Lagos y la Tierra de Fuego, convivimos con más de 400 millones de hispanos unidos por lazos de sangre, pero sobre todo de cultura, de lengua, de historia y de sensibilidad. Frente a la gélida Europa y el individualismo del mundo anglosajón imperante, el Mundo Hispano representa una forma de vivir y de relacionarse, unos principios y unos valores contrarios, que encuentran un gran punto de unidad y a la vez de diferencia y comunicación, en un idioma que es por todos nosotros hablado pero asumido por cada uno si destruir nuestra particularidad. A diferencia de lo ocurrido en países como Alemania o los EEUU, nuestra lengua ha adquirido una enorme fortaleza sin apoyarse en ningún centro decisivo de poder mundial, y sin haber aniquilado la diversidad lingüística propia de nuestras tierras, pues si en España nuestras distintas lenguas nacionales  se han conservado y vitalizado- aún a pesar de los sucesivos intentos del Estado a lo largo de la historia por someterlas-, en la América Latina se mantienen hoy numerosas lenguas amerindias cuyos hablantes dominan también el castellano.

La fortaleza de la comunidad hispánica reside precisamente en su diversidad. Ser hispano implica ser mestizo.Íberos, celtas, fenicios, vascones, judíos, visigodos, árabes y romanos son el cóctel que constituye nuestra sangre de hoy, pero quienes en sus respectivos momentos de la historia de la península han llegado a dominar nuestra tierra, quién sabe porque razón , no han llevado a cabo un exterminio genético. Más bien, con el poder o sin él se han fundido en la población autóctona, e incluso asumido gran parte de los aspectos culturales de la misma, en contraste con las pugnas y limpiezas étnicas entre tribus llevadas a cabo en zonas hoy ocupadas por pueblos germánicos, o el genocidio practicado por ingleses y yanquis contra los aborígenes americanos, de los que apenas queda rastro hoy. En el punto opuesto,, a pesar de estar llevando a cabo una conquista imperial, españoles y portugueses también se mezclaron con quechuas, mayas, emberes, aztecas, guaraníes quimbayas, etc, supieránlo o no, se encontraba en su esencia propia hacerlo.

La innegable sociabilidad del talante hispano ha dado a nuestra cultura un carácter cuyo ímpetu y fuerza consiste en el propio hecho de considerarse a sí mismo como algo inacabado, que mira siempre hacia adelante. Decía Le Corbusier que lo que más le gustaba del carácter hispano era su actitud de tratar las cosas sin rodeos, para ver que hay de bueno y de malo en ellas, y entonces asumirlo y desecharlo. Cervantes relató magistralmente esa dialéctica entre ir hasta el final de las cosas , y si la mayoría de los sonetos de Quevedo destrozan mordazmente a los sectores más débiles de la sociedad, dejaba salir así mismo una rabia que le llevaba a arremeter agudamente contra las injusticias de su tiempo.

 

Estos son algunos de los muchos, muchísimos escritores que han configurado lo que con toda justeza podemos llamar Literatura Hispánica, fiel reflejo de nuestra historia, nuestro carácter, diversidad y unidad. Propio de la espontaneidad como rasgo que también define a este carácter es aquello que percibía Hemingway, que prefería tomarse un café en Pamplona a hacerlo en Bayona “porque en España, al dar propina, nunca puedes saber si el camarero te dará las gracias o no, aunque le conozcas”.  Quizá por eso el castellano tiene una fuerza de penetración en el propio feudo del inglés, en suelo de la única superpotencia existente hoy, que esta última lengua no posee en ninguna tierra de habla hispana.  El inglés penetra a través de las finanzas, el comercio, la publicidad, el espectáculo y la información, mientras el castellano aparece como la lengua de los sentimientos, de la gastronomía, del amor, lo familiar y de la cultura.

Una profunda unidad y cohesión dentro de la Comunidad Hispánica, que contrata abiertamente con su configuración política, cuyos vínculos se reducen de forma casi exclusiva al hecho irrefutable de que compartimos también, todos en nuestro conjunto, y cada uno en sí mismo, la permanente intromisión e intervención del imperialismo, y en particular, del hegemonismo norteamericano. La injerencia del imperialismo británico en siglos anteriores, y del norteamericano en este último, han ido siempre encaminadas a fracturar y enfrentar nuestra comunidad para someterla y explotarla mejor. Rompiendo la unidad existente entre de las repúblicas latinoamericanas hoy separadas, y en su mayoría gobernadas por guiñolescos regímenes, al servicio del más salvaje saqueo enfrentándolas a su vez con España y Portugal. 

Reestablecer los lazos existentes entre nuestra comunidad en el marco de una hispanidad que se nos pretende robar, es una tarea primordial para todos nosotros y para cualquier revolucionario del mundo. Rescatar estos vínculos es el objetivo de esta sección , desde la que tratar aquellas cuestiones que afectan al mundo hispano de una forma más cena , propia y familiar, como nos corresponde, luchando por no perder algo que se nos quiere amputar. 

¿Qué te ha parecido el artículo?
Publicidad


COMENTARIOS

kenobi z (invitado) 12-11-2017 07:41

Un poco de flamenco weno,de la película que ya habréis visto todos(porque la han echado muchas veces en la tele)visión "la máscara del Zorro" --> https://www.youtube.com/watch?v=bD0RyURhoYg .Donde el "super-héroe" tiene que impedir que el malvado gobernador (pero malo,malo) de California,se la venda a los yankees.En la novela de Isabel Allende el Zorro comienza sus inicios luchando contra las tropas napoleónicas en Barcelona


kenobi (invitado) 12-11-2017 00:49

Os dejo un serial sobre los PADRES DE LA PÁTRIA HISPANA,sacado en Foros21 .....frente a los padres de la "pátria anglosajona","guapos y elegantes" ellos,todos unos dandys y gentlemen,los de la pátria hispana,como Pancho Villa,son pequeñitos,súcios,etc-->" Los héroes de la Patria futura" “(...) ya estoy todos los días en peligro de dar mi vida por mi país y por mi deber (...) de impedir a tiempo con la independencia de Cuba que se extiendan por las Antillas los Estados Unidos y caigan, con esa fuerza más, sobre nuestras tierras de América. Cuanto hice hasta hoy, y haré, es para eso (...) Viví en el monstruo, y le conozco las entrañas: y mi honda es la de David”. José Martí (...) América, que dejó de ser hija de España, porque la madre fue criminal madrastra, pero a la que queremos, a la que no hemos olvidado, hermanados en el mismo sufrimiento, en el dolor de la esclavitud y de la opresión, y a la que deseamos a nuestro lado, unida estrechamente a nosotros, por los lazos del afecto, del idioma, de la raza y de los intereses comunes (...). Dolores Ibárruri, Pasionaria Frente a los fomentadores del recelo y el agravio, de la insolidaridad y la fragmentación reclamamos con todos los pueblos iberoamericanos la patria grande, a la que por derecho pertenecemos. Y frente a las pequeñas naciones en que quieren dividirnos los recaderos del imperialismo, enarbolamos la bandera de nuestra futura patria común: la gran nación iberoamericana A Roosevelt “Eres los Estados Unidos, eres el futuro invasor de la América ingenua que tiene sangre indígena, que aún reza a Jesucristo y aún habla en español (...) Mas la América nuestra, (...) (...) esa América que tiembla de huracanes y que vive de Amor, hombres de ojos sajones y alma bárbara, vive. Y sueña. Y ama, y vibra; y es la hija del Sol. Tened cuidado. ¡Vive la América española! Hay mil cachorros sueltos del León Español. Se necesitaría, Roosevelt, ser por Dios mismo, el Riflero terrible y el fuerte Cazador, para poder tenernos en vuestras férreas garras (...)” Rubén Darío. Problemas del subdesarrollo “Monsieur Dupont te llama inculto, porque ignoras cuál era el nieto preferido de Victor Hugo. Herr Müller se ha puesto a gritar, porque no sabes el día (exacto) en que murió Bismark. Tu amigo Mr. Smith, inglés o yanqui, yo no lo sé, se subleva cuando escribes shell. (Parece que ahorras una ele, y que además pronuncias chel.) Bueno ¿y qué? Cuando te toque a ti, mándales decir cacarajícara y que donde está el Aconcagua, y que quién era Sucre, y que en qué lugar de este planeta murió Martí. Un favor: que te hablen siempre en español”. Nicolás Guillén. Canto general Pero si armas tus huestes, Norte América, para destruir esa frontera pura y llevar al matarife de Chicago a gobernar la música y el orden que amamos, saldremos de las piedras y del aire para morderte: saldremos de la última ventana para volcarte fuego: saldremos de las olas más profundas para clavarte con espinas: saldremos del surco para que la semilla golpee como un puño colombiano, saldremos para negarte el pan y el agua, saldremos para quemarte en el infierno. Pablo Neruda. “La Patria está en peligro. Madrid perece víctima de la perfidia francesa. Españoles acudid a salvarla” (Móstoles. 2 de Mayo de 1808) Nuestra futura patria común Es notorio para la inmensa mayoría de españoles cómo detrás de la reforma del Estatuto catalán o del redivivo Plan Ibarretxe se amparan las fuerzas que –desde dentro y desde fuera del país– persiguen con ahínco la fragmentación de España. Apostados tras la idea de la España plural, se hallan lanzados a una frenética carrera para tratar de desarticular el Estado y quebrar los lazos de unidad y solidaridad entre el pueblo español. Mientras aquí se enarbola como bandera progresista la exacerbación de los particularismos, la exaltación de las diferencias y la defensa intransigente de los intereses de la “pequeña nación” de cada cual, contemplamos con infinita alegría cómo entre los pueblos del mundo hispano crece y se agiganta la idea de la patria grande, de tender nuevos y sólidos puentes que permitan avanzar en la gestación de una gran nación iberoamericana, de la gran patria de los pueblos hispanos como único y mejor medio para defender nuestros intereses comunes y construir un futuro común de paz, progreso social y libertad. Al llegar a esta encrucijada ha llegado el momento de que el pueblo español –y con él todos sus pueblos hermanos de Iberoamérica que lo han sufrido en sus propias carnes– considere qué es lo que se pretende con todo esto. ¿Convertir a España en una nueva América Central? Es decir, en una constelación de diminutas naciones, en una sucesión de mini-Estados, en un rosario de repúblicas bananeras susceptibles de ser dirigidas directamente por las embajadas de las potencias imperialistas. ¿Es que no hemos aprendido nada de la experiencia histórica de los pueblos de Iberoamérica? ¿Es que acaso el dominio y el sojuzgamiento del mundo hispano por el imperialismo no se ha construido sobre la base de dividir, fragmentar y enfrentar a pueblos con unas mismas raíces, una misma cultura, una misma historia y los mismos intereses con el único objetivo de que, finalmente, la United Fruits y la General Motors acabaran siendo los propietarios de ellas? Si sabemos que cada trozo de Iberoamérica está construido sobre un secuestro del imperialismo, ¿permitiremos ahora que el eje franco-alemán haga lo mismo con nosotros? Los pueblos de Iberoamérica han aprendido, a costa de sangre y lágrimas, que mientras que uno a uno el imperialismo nos devora, con todos juntos no puede. Su dolorosa historia del siglo pasado les ha enseñado que la unidad es la más formidable herramienta de la que disponemos para hacer frente a la codicia de las grandes potencias por dominarnos. Si tienen que venir ahora “los cachorros del león español” a dar lecciones –como en tantas otras cosas– a la madre patria, que así sea. Pues de la misma forma que ellos no pudieron ser sin nosotros, nosotros no podremos ser sin ellos. Si la nación española, por los sinuosos avatares de nuestra historia reciente, hemos olvidado a nuestros héroes, ellos por el contrario conservan inmaculada y permanentemente viva la memoria de los suyos. Héroes sudorosos, polvorientos y que nunca alcanzaron –o les permitieron– tener un pensamiento político estructurado con la claridad suficiente. Pero que perviven en la gesta de sus luchas y que se yerguen como los pilares más sólidos, como los padres fudadores sobre los que construir la gran patria futura de los pueblos iberoamericanos. Si la fragmentación y el sojuzgamiento vienen arrastrados por los gélidos vientos del norte –no importa para el caso que vengan de Washington, de París y Berlín o de ambos al mismo tiempo–, nuestro futuro y salvación está en nosotros mismos. Divididos somos juguetes en manos de los grandes centros de poder mundial. Unidos, los pueblos del mundo hispano y las naciones iberoamericanas podemos llegar a ser, y efectivamente seremos, impetuoso e irresistible torrente de libertad, embravecido mar en demanda de justicia social, huracán ingobernable por nada ni por nadie que no sean nuestros propios intereses y los de toda la humanidad. Frente a los fomentadores del recelo y el agravio, de la insolidaridad y la fragmentación reclamamos con todos los pueblos iberoamericanos la patria grande, a la que por derecho pertenecemos. Y frente a las pequeñas naciones en que quieren dividirnos los recaderos del imperialismo, enarbolamos la bandera de nuestra futura patria común: la gran nación iberoamericana como foco de luz capaz de iluminar a todos los pueblos del mundo hispano y de crear un poder que una las fuerzas de más de 300 millones de personas y veintitantas naciones fundidas –desde su singular diversidad– en una sola. “Ustedes están en la obligación de hacer comprender al pueblo de América Latina que entre nosotros no deben existir fronteras y que todos estamos en el deber preciso de preocuparnos por la suerte de cada uno de los pueblos de la América Hispana, porque todos estamos corriendo la misma suerte ante la política colonizadora y absorbente de los imperialistas yankis”. Augusto C. Sandino Son sólo ocho, pero el eco de sus latidos recorre lo que Eduardo Galeano ha llamado “las venas abiertas de América Latina” y que nosotros hacemos extensivas a toda la gran patria iberoamericana, a uno y otro lado del charco. Son sólo ocho, pero representan a millones, a centenares de millones. En ellos, como dijo Pasionaria, “habla el dolor milenario de las multitudes explotadas”, de las naciones desgarradas y oprimidas, de los países subyugados por el imperialismo. Con ellos, los pueblos del mundo hispano nos reconocemos –sin otra excepción que la de un puñado de parasitarios oligarcas y recaderos del imperialismo– en unas mismas raíces, en una misma lucha, en unos intereses y en un futuro común. Agustina de Aragón La catalana Agustina Saragossa Doménech (Barcelona 1786-Ceuta 1857) es una de las figuras más representativas de la resistencia del pueblo español contra las tropas francesas durante la Guerra de la Independencia. Junto a El Empecinado, Daoiz y Velarde, el tambor del Bruch y tantos otros héroes populares anónimos, fue considerada –incluso durante su propia vida– como uno de los grandes símbolos hispanos de resistencia frente al invasor y de lucha por la independencia nacional, a los que Pérez Galdós calificó como “los numantinos de los tiempos modernos”. José Martí Nacido en La Habana en 1853, hijo de un valenciano y una tinerfeña, José Martí es no sólo el padre de la independencia de Cuba, sino el primer gran dirigente iberoamericano en advertir cómo detrás de la codicia yanqui por las Antillas se encontraba el interés y la voracidad del “águila temible”, del imperialismo norteamericano, por sojuzgar y explotar el continente entero. De ahí también que sea el primero en formular, en la época contemporánea, la necesidad de la unidad de Nuestra América. “Puesto que la desunión fue nuestra muerte, ¿qué vulgar entendimiento ni corazón mezquino ha menester que se le diga que de la unión depende nuestra vida?” Pancho Villa Doroteo Arango, verdadero nombre de “Pancho Villa”, nació en 1876 en Durango, hijo de una familia de jornaleros sin tierra. En plena juventud se ve obligado a echarse al monte tras atacar a un funcionario que trató de abusar de su hermana. En 1910 se suma a la revolución democrática de Madero al grito de “Tierra y Libertad” –el mismo que durante siglos han enarbolado los jornaleros andaluces o extremeños– y durante los años siguientes convierte a su ejército guerrillero de peones en el bastión de la revolución en el norte del país. Cuando a finales de 1915, los invasores gringos reconocen a Carranza, Villa cruza la frontera para atacarlos en su propio territorio. Su espíritu rebelde e indómito, su condición de símbolo de los mexicanos oprimidos llevó al presidente De la Huerta a ordenar su asesinato en 1923. Augusto C. Sandino Nacido en 1895, desde niño trabajó en las plantaciones cafeteras del Pacífico nicaragüense. A comienzos de 1927, desde su refugio de Las Segovias se lanza en victoriosa campaña militar contra el ejército de los terratenientes apoyado por las tropas norteamericanas desembarcadas en Corinto. Se niega a firmar ningún armisticio hasta que las tropas yanquis abandonen el país, hecho que finalmente ocurre, tras 6 largos años de guerra de guerrillas, en 1933. Justo un año después, él y su hermano son asesinados en una emboscada perpetrada por la Guardia Nacional a cuyo frente estaba Anastasio Somoza, fundador de la dinastía de dictadores que durante más de 4 décadas hicieron de Nicaragua una explotación más de la United Fruits. Getulio Vargas Fundador del Estado Novo, Getulio Vargas (Rio Grande do Sul, 1882) puede considerarse, con toda propiedad, el padre del Brasil moderno. Encabezó la revolución de 1930 dirigida contra la corrupta y decadente oligarquía cafetera y el dominio del imperialismo inglés sobre Brasil. Sus reformas democráticas y nacionales comenzaron con la suspensión de las transferencias de recursos a los bancos externos que constituían una auténtica sangría para el país, poniendo fin a los privilegios de la oligarquía cafetalera que desangraban el Tesoro. Sobre esta base, inició un amplio programa de transformaciones: creación de la Seguridad Social, puesta en marcha de una potente industria nacional, nacionalización de los principales recursos del subsuelo, creación de Petrobras,... Derrocado por un golpe proyanqui en 1945, cinco años después ganaría las elecciones con el Partido Trabalhista Brasileiro (PTB). Sin embargo, la virulenta oposición de la oligarquía y el imperialismo yanqui, orquestando una campaña de denuncias de corrupción, escándalos, sabotajes y amenazas de golpe lo condujeron, finalmente, al suicidio. Juan Domingo Perón Nacido en la provincia de Buenos Aires, la vida política de Perón estuvo íntimamente ligada a los trabajadores más desfavorecidos (“los descamisados”) que constituirían la columna vertebral de su movimiento político justicialista. Su popularidad entre ellos le enfrentó a la cúpula del ejército y el gobierno, que en octubre de 1945 lo destituyó de todos sus cargos y lo encarceló. Una huelga general espontánea se desató en todo el país mientras multitudinarias manifestaciones exigían su libertad. En sólo 4 meses Perón organizó su candidatura que arrasaría con el 52% de los votos, frente al candidato de la oligarquía terrateniente y la embajada norteamericana dirigida por Spruille Braden. La disyuntiva para las masas populares estuvo clara: “Braden o Perón”. Su gobierno, renovado en 1951 con el 62% de los votos, otorgó el derecho al voto a la mujer, los derechos sociales de los trabajadores fueron incorporados a la Constitución, impulsó la creación de una industria nacional y dio los primeros pasos en la integración iberoamericana con Brasil y Chile como alternativa a la influencia norteamericana en el Cono Sur. Sin embargo, ni su inmensa popularidad y apoyo de masas consiguieron crear la fuerza necesaria para disminuir el poder de la oligarquía terrateniente. 4 años después fue derrocado por un golpe de Estado inspirado por Washington y los sectores más reaccionarios del país. Ernesto Ché Guevara Nacido en Rosario (Argentina) en 1928, Ernesto Guevara –el Ché como pasarían a llamarle en México, donde el capitán republicano español Alberto Bayo le instruyó junto al grupo de revolucionarios cubanos del Granma en las tácticas guerrilleras– recorrió toda Iberoamérica en la década de los 50. Estuvo en Chile (donde conoció a Salvador Allende), en la Colombia de la guerra civil tras el asesinato de Gaitán, en Venezuela, en la Bolivia de la revolución nacional de Torres, en la Guatemala revolucionaria y antiimperialista de Jacobo Arbenz,... Enrolado en las filas de la revolución cubana se destacó como uno de sus mejores comandantes. En el nuevo gobierno revolucionario organizó la reforma agraria, participó en el Departamento de Industria y en la creación del Banco Nacional. En pleno auge de las luchas de liberación del Tercer Mundo y del Movimiento de Países No Alineados visitó el Egipto de Nasser, la India de Gandhi, la Indonesia de Sukarno, la Yugoslavia de Tito y luchó en el Congo de Lumumba. Tras renunciar a todos sus cargos en el gobierno cubano, partió con su ejército guerrillero hacia Bolivia con el objetivo de “crear dos, tres... muchos Vietnam”, siguiendo la consigna que Mao tomó de la guerra civil española: “crear dos, tres,... muchos Madrid”. Allí fue asesinado por tropas bolivianas dirigidas por la CIA. Salvador Allende Nacido en 1908 en Valparaíso, a los 25 años participa en la fundación del Partido Socialista Chileno, del que sería Secretario General desde 1942. Tras dos intentos fallidos, en noviembre de 1970 es elegido Presidente de Chile con el apoyo de la Unidad Popular. Desde ese instante, una “célula de crisis” formada en la Casa Blanca inicia la trama para derrocarle: atentados terroristas, huelgas patronales salvajes, climas de opinión en los medios de comunicación, estrangulamiento de la economía chilena,... Conspiración que culmina, finalmente, en el sangriento golpe de Estado de Pinochet en septiembre de 1973.


kenobi (invitado) 10-11-2017 01:22

Aquí,un patriota español de la guerra de Cuba,a punto de ser fusilado por las tropas yankees invasoras --> https://www.youtube.com/watch?v=50VJtYwaTRc


green hornet (invitado) 12-10-2017 03:46

¡¡Pero cuanta memoria histórica nos ha robado el PSOE e Izquierda Unida!!.Os vuelvo a dejar éste "peazo" artículo --> http://www.fgbueno.es/hem/2000nuce.htm ......" es nuestra responsabilidad no sólo como patriotas, sino también como revolucionarios. Pues el proletariado internacional o la revolución proletaria mundial son conceptos abstractos, que no existen en la realidad. Lo que nosotros debemos saber es a qué plataforma, a qué estructura real pertenecemos, porque es apoyándonos en ella como podremos desarrollar un proyecto universal. Y si hay alguna plataforma desde la que, a largo plazo, podamos desarrollar un proyecto revolucionario, ésta es la plataforma hispánica que formamos los países que compartimos una historia, un idioma, una cultura, unos valores y unas raíces comunes. ".............." Que España ha servido para entrar en Europa, pero una vez que hemos entrado podemos olvidarnos de ella. Que ya está bien de hablar de España, que ya estamos en Europa, que ya ÔsemosÕ europeos. ¡Y esto lo dicen en sus documentos PSOE e IU!». "........." «avanzar en la liberación de EE UU, desde la independencia política y cultural de los pueblos hispano-americanos, desarrollando la cultura y la lengua común, y defendiendo los intereses que ellos puedan tener en vivir dentro de una comunidad hispánica frente al imperialismo yanqui». La constitución de una Confederación hispánica o iberoamericana, con un Mercado Común del orden de 500 millones de habitantes, es, para el profesor Bueno, la única alternativa que los pueblos americanos, así como España y Portugal, tienen abierta para liberarse del Imperio angloamericano. «Es necesario, concluyó, darnos cuenta de dónde estamos y las posibilidades de actuar desde esta plataforma sobre todo el género humano». Ahondó en esta tesis desarrollando sus ideas acerca de las características del imperio español como un «imperio generador» frente a los «imperios depredadores» como los anglosajones. "......Y es quela España actual debe de dejar de ser una semi-colonia de Alemania y mirar hacia Iberoamérica

felix sanz roldán(cni) (invitado) 12-10-2017 03:46

Como director general del CN,general españolI y lacayo de la CIA,os digo ¡¡no hagáis caso,que está loco!!,lo que se lleva es lo norteamericano.Viva el PP,viva Esperanza Aguirre,viva los yankees!!

green hornet (invitado) 12-10-2017 03:46

Jojojo,a Rajoy y al tio Felix,se les pone dura con éste vídeo -> https://www.youtube.com/watch?v=fc3G_f34Wrc .Hala,Rajoy,deja en paz a Venezuela

green hornet (invitado) 12-10-2017 03:46

Sobre los orígenes del nacionalismo catalán,comentar que tiene una base económica.Proviene de 1898 y la guerra de Cuba.La burguesía textil catalana tenía su principal mercado en Cuba,y eran los más furibundos opositores a su independencia.Perdida la guerra por parte de España,y arruinado su negocio,se cabrean contra el gobierno central por no haber defendido sus intereses y se hace nacionalista "anti-hispana".Lo que pasa es que la burguesía catalana ha cambiado mucho y tiene un fuerte mercado en el resto de España,como se ha visto estos dias,ahora sólo queda la Generalidad y prensa como la Vanguardia.Sobre el nacionalismo vasco,mejor lo cuenta éste vídeo(que encima te ries)--> https://www.youtube.com/watch?v=rVlpC-D3DoM .Tiene una muy fuerte influencia el imperio británico(la Ikurriña es una cópia de la bandera inglesa) y el nacionalismo alemán de Bismarck

green hornet (invitado) 12-10-2017 03:46

Sobre ETA,mejor lo explica Carrillo --> https://elpais.com/diario/1979/11/22/espana/312073212_850215.html

felix sanz roldán(cni) (invitado) 12-10-2017 03:46

Aaaaargh,¡¡me vengaré Green Hornet!!¡¡me vengaré!!


charlie pirata (invitado) 07-10-2017 07:53

"Una profunda unidad y cohesión dentro de la Comunidad Hispánica"...es que la hispanidad tiene fuertes lazos de sangre,como una anécdota de la Guerra Nacional Revolucionaria,cuando los republicanos trituraron a los italianos en la batalla de Guadalajara,y le dicen los legionarios de Franco a los italianos:"os jodéis,que menda paliza os hemos dado los españoles" jajajaja.....Estoy muy de acuerdo con ésto " Frente a la gélida Europa y el individualismo del mundo anglosajón imperante, el Mundo Hispano representa una forma de vivir y de relacionarse, unos principios y unos valores contrarios, que encuentran un gran punto de unidad "

charlie pirata (invitado) 07-10-2017 07:53

A mí,lo que nunca se me olvidará,fue una anécdota en el trabajo,ahora que está de moda el tema de Cataluña,con un compañero del currelo,cubano él,y le pregunto:¿sabes catalán?(y llevaba 9 años viviendo en Barcelona) ,me dice:"pues no shiquillo",le pregunto :¿y eso a qué se debe?" y me responde:"mira shico,somos 500 millones de hispanos,como para aprender el dialecto de 4 gatos,aaaanda y que hablen ellos en castellano"...pero qué razón tenía el cubano.Me dije:"estos si que son listos,por eso hicieron la Revolución"

charlie pirata (invitado) 07-10-2017 07:53

Y ésto no es ningún secreto "Tras el fallecimiento de Franco, el corresponsal de la Agencia Efe en La Habana envió un despacho del que se hicieron eco algunos de los más prestigiosos periódicos del mundo y que decía lo siguiente: “Pocas horas después de conocerse la muerte del general Franco, el Gobierno revolucionario de Cuba decretó luto oficial por tres días. Desde el jueves las banderas ondean a media asta en todo el territorio cubano. El Presidente de la República, doctor Osvaldo Dorticós, ha enviado un mensaje de condolencia al presidente del Gobierno español, Carlos Arias Navarro (…)”. Cuando se lee esto da la impresión de que o no se ha entendido bien o hay una errata en el texto. No es así. La Cuba de Fidel Castro homenajeó al dictador como ningún otro país hizo, si bien quiso mantener la comunicación del decreto en niveles privados para quedar bien con España y evitar, a la vez, un escándalo internacional. Este gesto adquirió con el tiempo aún mayor relieve pues al año siguiente murió Mao Tse Tung y el Gobierno de Cuba no tuvo el mismo detalle con el líder comunista chino. Se trataba del último capítulo de una peculiar y chocante relación de dos dictadores en las antípodas ideológicas que decidieron actuar con un ‘subterráneo’ pragmatismo y una complicidad que ha generado un enorme interés entre historiadores y politólogos. Desde 1959 los acontecimientos fueron forjando un mutuo respeto que acabó llegando a la admiración. El vínculo común a Galicia fue un factor que favoreció esa aproximación. Franco creció, al igual que los militares de su generación, con un sentimiento antiamericano que venía de la derrota contra EE UU en Cuba en 1898. En palabras del propio Fidel, recogidas en Biografía a dos voces de Ignacio Ramonet (Debate), “Franco tiene que haber crecido y haberse educado con aquella amarga experiencia (…). Y lo que hizo la Revolución Cubana, a partir de 1959, resistiendo a Estados Unidos, rebelándose contra el imperio y derrotándolo en Girón, puede haber sido visto por él como una forma de revancha histórica de España. En definitiva, los cubanos, en la forma en que hemos sabido enfrentarnos a Estados Unidos y resistir sus agresiones, hemos reivindicado el sentimiento y el honor de los españoles.” " -->http://www.elespiadigital.com/index.php/tribuna-libre/8235-franco-y-fidel-enemigos-cordiales

charlie pirata (invitado) 07-10-2017 07:53

https://www.youtube.com/watch?v=iIlB-PNwGFg


francisco f. (invitado) 18-09-2017 15:31

Hermoso y necesario, aunque olvidado (transitoriamente).


kenobi (invitado) 18-06-2017 23:34

Sobre la Alianza Socialista Iberoamericana --> http://www.nodulo.org/ec/2008/n082p04.htm


kenobi (invitado) 18-06-2017 23:32

Ésto es de Indalecio Prieto,de cuando el P$OE era socialista de verdad :"Abogamos por un imperialismo español, pero un imperialismo puramente interior, que es el que consiste en imperar sobre nosotros mismos. El pacifismo típico de nuestras ideas socialistas nos hace repugnar todo afán de imperialismo bélico, de dominio sobre otros pueblos, sobre otras razas, sobre otras tierras; pero, aun sin ese espíritu pacifista, la propia realidad económica y social de España empuja a la convicción de que España no puede tener un ideal internacional que no sea el de vincular fraternalmente con lazos más fuertes aquella solidaridad racial con los pueblos de América que España creo, y con respecto a los cuales era evidentemete una dificultad, un obstáculo un entorpecimiento, el régimen monárquico; que sobre esas apetencias de mayor solidaridad con los hombres de nuestra raza que habitan extensiones inmensas de territorios al otro lado del Atlántico, nosotros tenemos también la ilusión, la esperanza, de vivir en relaciones de franca y cordial amistad con los pueblos más próximos a nosotros, con aquellos que nos circundan."