Alternativas. Metalurgia

Murcia: con industria sí­ se sale de la crisis.

Mientras el Gobierno sigue apostando con 10.000 enérgicos millones por la obra, el sector metalúrgico murciano aumenta a contracorriente más de un 20% sus exportaciones

0
0 votos
31-01-2009
Publicidad
Para realizar la exigencia cada vez más extendida de remodelar el sistema productivo español apoyándose en la industria es necesario crear un debate nacional. Si el Gobierno de España no quiere llevar la iniciativa de industrializar el paí­s, la sociedad tendremos que plantearnos que pasos hemos de seguir. Para realizar la exigencia cada vez más extendida de remodelar el sistema productivo español apoyándose en la industria es necesario crear un debate nacional. Si el Gobierno de España no quiere llevar la iniciativa de industrializar el paí­s, la sociedad tendremos que plantearnos que pasos hemos de seguir.
El sector de metal en avance a contracorriente
En el último informe presentado por la Federación Regional de Empresarios del Metal de Murcia (FREMM) se reveló que las exportaciones de este sector habían aumentado cualitativamente. Así las ventas al extranjero de metales aumentaron un 26%, las de maquinaria un 22,5% y las de transporte un 12,5%. En cambio las exportaciones regionales en total solo lo hacían un 3,7%.

        Este sector, que en la región de Murcia agrupa a nueve mil trescientas empresas, da trabajo a cincuenta y cinco mil quinientos obreros.
La FREMM, que como plataforma agrupa a un a tercera parte de las empresas del sector, ya planteó, meses antes de el inicio de la crisis, que estaba preparada para ser el recambio de la construcción en Murcia. Casi dos años después los datos están aquí. Si todos los sectores avanzaran en exportaciones como la metalurgia no habría ninguna crisis.
A las reiteradas demandas de los metalurgicos de ser este sector el que relevara a la construcción nunca se le dio una respuesta clara y contundente. La construcción llevaba años siendo el único motor de desarrollo de la región levantina y meses antes de llegarnos la crisis se veía venir.

           Ahora mismo se crean empresas en este sector productivo, a pesar de que dentro de este gremio entren, por ejemplo, empresas de venta y reparación del automóvil. Es decir este sector crece incluso añadiendo en la media a talleres y ventas de coches, que es de los sectores más afectados por la crisis.
Estos datos vienen a fortalecer la exigencia latente de una inversión en industria productiva como forma de crear riqueza y empleo empezando así a salir de la crisis.

               Cada vez más estratos sociales lo ven claro, para salir de la crisis necesitamos a la industria.
Lo plantean desde confederaciones y agrupaciones empresariales hasta sindicatos como USO o partidos como UPyD o IU.
Pero las instituciones hacen oídos sordos, en Murcia se siguen desarrollando macro urbanizaciones de súper lujo para decenas de miles de habitantes. Pero por la metalúrgica Zinsa no se hace nada, a pesar de tener uno de los proyectos más interesantes para el desarrollo nacional. Zinsa tiene la propuesta de producir placas solares para abastecer al mercado europeo.

         La cuestión es ¿cual sería el resultado de invertir los 10.000 millones del plan de fondo local en sectores tan estratégicos como este último? La respuesta es sencilla, en primer lugar el empleo sería estable a diferencia de la inversión en obra pública. En segundo lugar se generaría riqueza a medio y largo plazo por lo que se podría generar más trabajo. En tercer lugar el país dejaría de enviar plusvalías multimilmillonarias al extranjero en concepto de compra de energía; las cuales revertirían en España y el desarrollo nacional inevitablemente.

        Nada que decir si el plan de aval a la banca de 150.000 millones de euros fuera imitado por un plan de inversión en la industria. ¿De cuantos millones de puestos de trabajo estaríamos hablando?
Pero el Gobierno de la Nación no está por este proyecto, ni la mayoría de poderes políticos de este país, así que nos toca a nosotros.
En una situación así, es determinante que este debate tome forma en la sociedad.
Y esta vez es un debate de todos, aquí tenemos que sentarnos todas las confederaciones empresariales posibles, la sociedad civil a través de sus asociaciones, los trabajadores y sus sindicatos, todas las organizaciones políticas posibles, etc. para discutir el cambio de modelo productivo de España.

              Si los metalúrgicos de Murcia pueden aumentar un 20% sus exportaciones a contra corriente, creando más empleo y más empresas, ¿Qué podemos conseguir en España si la sociedad nos ponemos de acuerdo en un cambio de modelo productivo?.
 
¿Qué te ha parecido el artículo?
Publicidad