Ciencia

Silencio cientí­fico

Hasta que Marie Curie no descubrió el radio a comienzos del siglo XX pocas cientí­ficas aparecen a lo largo de la historia.

0
0 votos
29-01-2009
Publicidad
Si hacemos un recorrido a lo largo de la historia tenemos grandes cientí­ficos que han contribuido de manera notable al desarrollo de la ciencia: Euclides, Pitágoras, Newton, Einstein….. tantos. La lista es muy larga. Pero ¿y las mujeres cientí­ficas?¿qué no han existido nunca? Hasta que Marie Curie no descubrió el radio a comienzos del siglo XX pocas cientí­ficas aparecen a lo largo de la historia Si hacemos un recorrido a lo largo de la historia tenemos grandes cientí­ficos que han contribuido de manera notable al desarrollo de la ciencia: Euclides, Pitágoras, Newton, Einstein….. tantos. La lista es muy larga. Pero ¿y las mujeres cientí­ficas?¿qué no han existido nunca? Hasta que Marie Curie no descubrió el radio a comienzos del siglo XX pocas cientí­ficas aparecen a lo largo de la historia
 
    No pretendo abrir una guerra de sexos pero actualmente donde a más de uno se le llena la boca de palabras grandilocuentes hablando de igualdad de sexos creo que es el momento de echar la vista atrás mirar objetivamente la historia y que todos los científicos, independientemente de su sexo, tengan su lugar por sus aportaciones y desarrollos.
    Podemos empezar por las mujeres en Mesopotamia hacia el año 1.200 a.d.c. Estas mujeres fabricaban perfumes. Ellas fueron las primeras químicas y así aparece en una de las tablillas de la época.
    Hypatia de Alejandría (Egipto 370-415) se dedicó, durante veinte años, a investigar y enseñar Matemáticas, Geometría, Astronomía, Lógica, Filosofía y Mecánica. Creó el astrolabio y la esfera plana. Inventó un aparato para destilar agua, uno para medir el nivel del agua y otro para determinar la gravedad específica de los líquidos. A esto se le llamó más tarde aerómetro o hidroscopio.
    En la época griega tenemos un nombre propio Aspasia de Mileto pareja del gran Pericles fue especialista en obstetricia, cirugía y ginecología. Ella fue una excepción dentro de las mujeres de la época que no eran educadas de ningún modo. Tuvo una influencia en grandes hombres de la época como Platón, Cicerón, Plutarco, y por supuesto Pericles.
    Podemos pasar al siglo pasado, el siglo XX, sin olvidarnos de Marguerite du Coudray, Hidegarda Bingen, Mary Wortley Montagu, Anne Finch, Maria Sybilla Merian, Margaret Cavedios, Hildergard de Bingen, Jacoba Felicie, Maria Gaetana Agnesi, Mary Agnin, Emilie de Breteuil, Ada Augusta Byron Lovelace, Mary Fairfax Somerville, Sophie Germain, Lucretia Caroline Herschel, Irene Jolot-Curie, Sonya Kovalevsky………
     Como descubrimientos realizados en las últimas décadas cabe destacar a Rosalind Elsie Franklin Bióloga inglesa. A comienzos de 1953 Wilkins mostró a Watson (que junto con Crick recibieron el premio Nobel en 1962) una de las fotografías cristalográficas de Rosalind de la molécula del ADN. Rosalind murió en 1958 y no pudo recibir el Nóbel ya que no se concede a título póstumo por el descubrimiento del ADN.
¿Qué te ha parecido el artículo?
Publicidad