El Congreso de EEUU confirma al nuevo Secretario del Tesoro

Who is Timothy Geithner?

Geithner no sólo es un profundo conocedor del sistema financiero y de sus instituciones económicas. Estamos ante un erudito en relaciones internacionales, ante un discí­pulo de… Henry Kissinger.

0
0 votos
27-01-2009
Publicidad
¿Qué mejor prueba de que para EEUU los inmensos problemas internos -el cataclismo financiero- están indisolublemente unidos a los gigantescos retos externos -la necesidad de una nueva lí­nea internacional que detenga el declive nortamericano- que el nombramiento como Secretario del Tesoro de Timothy F. Geithner?. El que será desde hoy máximo responsable de la economí­a norteamericana ha tenido que atravesar no pocas trabas -por el impago de impuestos hace años- en el Congreso para que sea aceptado su nombramiento por el Congreso. Y ha sido el el senador republicano Orrin Hatch el que mejor ha expresado las razones de su nombramiento: "Prefiero tener al mando a un veterano curtido en estas batallas que conoce el terreno antes que un neófito que debe sumergirse en aguas picadas por primera vez". Pero ¿en que aguas es experto Geithner?
 El nuevo Secretario del Tesoro de EEUU, Timothy Geithner. EFE
El nuevo Secretario del Tesoro de EEUU, Timothy Geithner. EFE
¿Qué mejor prueba de que para EEUU los inmensos problemas internos -el cataclismo financiero- están indisolublemente unidos a los gigantescos retos externos -la necesidad de una nueva lí­nea internacional que detenga el declive nortamericano- que el nombramiento como Secretario del Tesoro de Timothy F. Geithner?. El que será desde hoy máximo responsable de la economí­a norteamericana ha tenido que atravesar no pocas trabas -por el impago de impuestos hace años- en el Congreso para que sea aceptado su nombramiento por el Congreso. Y ha sido el el senador republicano Orrin Hatch el que mejor ha expresado las razones de su nombramiento: "Prefiero tener al mando a un veterano curtido en estas batallas que conoce el terreno antes que un neófito que debe sumergirse en aguas picadas por primera vez". Pero ¿en que aguas es experto Geithner?
Nadie puede poner en duda la enorme experiencia de Timothy Geithner en el terreno económico. Su carrera en el Departamento del Tesoro, de la mano de Lawrence Summers –otro importante asesor de Obama en materia financiera- ha sido meteórica. Y después de varios años como alto cargo en el Fondo Monetario Internacional, fue nombrado presidente del Banco de la Reserva Federal de Nueva York, puesto desde donde organizó el rescate y venta de Bearn Stearns el año pasado. Geithner también es otro de los artífices del plan de rescate bancario que hubo de elaborar en el mes de septiembre el anterior Secretario del Tesoro, Henry Paulson.
 
Pero Geithner no sólo es un profundo conocedor del sistema financiero y de sus instituciones económicas. Estamos hablando de reputado experto en política financiera global, de un erudito en relaciones internacionales, de un discípulo de… Henry Kissinger.
 
De casta le viene al galgo. Timothy es hijo de Peter F. Geithner –asesor del Centro de Asia de la Universidad de Harvard, del Centro Nacional de Relaciones China-EEUU, del Centro de Estudios Avanzados de India, de la Fundación Ford, de la Fundación Rockefeller…- Un directivo de los más prestigiosos think tanks de la superpotencia.
El joven Timothy siguió pronto los pasos de papá. Acabó la secundaria en la Escuela Internacional de Bangkok. Tiene un master en Economía Internacional y Estudios de Asia Oriental de la Universidad John Hopkins de la Escuela de Estudios Internacionales Avanzados. Ha vivido en India, Tailandia, Zimbabwe, China. Domina a la perfección el mandarín, el japonés y tres idiomas asiáticos más...
 
Criado para ser un cuadro de élite del hegemonismo norteamericano, y con semejante dinastía y currículum, Geithner no tardó en ser fichado por Kissinger Associates. Y de ahí al Estado norteamericano, a la División de Asuntos Internacionales. Como cargo destacado en el Tesoro, Geithner participó en los bruscos movimientos financieros sobre las bolsas de Indonesia, Corea de Sur o Tailandia que provocaron la debacle de los “Tigres del Pacífico”  y con ellos, el proyecto de un por entonces emergente Japón -que hasta la fecha no ha vuelto a levantar cabeza-.
 
No es casualidad la elección de una figura así. Los centros de poder estadounidenses saben bien que no es posible hallar la salida a la grave crisis económica de EEUU sin dar respuesta al declive de la hegemonía norteamericana. Siendo más precisos, de la conducción que se haga de una dependerá la resultante de la otra. Y viceversa. La administración Obama ha puesto al frente de la economía a un experto en Asia, en particular en China, el principal rival geoestratégico de la superpotencia y al mismo tiempo el principal poseedor de bonos del tesoro norteamericanos.
 
Tampoco eso es nuevo. En el nombramiento del anterior Secretario del Tesoro, George W. Bush no sólo sopesó el inmenso conocimiento de Paulson del sistema financiero, sino la especial relación de proximidad y amistad personal de éste con destacados miembros de la dirección del PCCh, como con el presidente Hu Jintao, con quien Paulson disputa regularmente animadas partidas de golf.
 
Finanzas y hegemonía. Capital y geoestrategia. Poder económico y mecanismos de poder político y militar. Todo ello está unido íntimamente en la mente de Timothy Geithner. Los instrumentos de poder global de la superpotencia forman un engranaje armónico en su pensamiento, pues él los conoce bien.  Al fin y al cabo él es un niño prodigio se crió al calor de sus entrañas.
 
 
 
¿Qué te ha parecido el artículo?
Publicidad