Empresa gallega construye hidroeléctrica en Guatemala

Persecución polí­tica a la población

Una empresa de energí­a gallega ha impuesto la construcción de una hidroeléctrica en el municipio de Barillas, en Guatemala. Hidralia Energí­a, propiedad de empresarios gallegos vinculados al PP, ha desatado una violenta represión contra las comunidades que se oponen a su construcción.

5
3 votos
12-04-2013
Publicidad
A dicho proyecto se han opuesto desde el 2007 los y las vecinas de Barillas dejando constancia de ello a través de la Consulta Comunitaria de Buena Fe, donde más de 47.000 personas se manifestaron en contra de los proyectos mineros e hidroeléctricos, además de actas municipales, constancias, reuniones, manifestaciones y tantos otros mecanismos legí­timos para oponerse a dicho proyecto.
 Al proyecto hidroeléctrico se han opuesto desde el 2007 los y las vecinas de Barillas
Al proyecto hidroeléctrico se han opuesto desde el 2007 los y las vecinas de Barillas
A dicho proyecto se han opuesto desde el 2007 los y las vecinas de Barillas dejando constancia de ello a través de la Consulta Comunitaria de Buena Fe, donde más de 47.000 personas se manifestaron en contra de los proyectos mineros e hidroeléctricos, además de actas municipales, constancias, reuniones, manifestaciones y tantos otros mecanismos legí­timos para oponerse a dicho proyecto.

El 1 de mayo del 2012 es asesinado Andrés Francisco Miguel, y heridos de bala Pablo Antonio y Esteban Bernabé. Por dicho crimen fueron vinculados a proceso dos miembros de la empresa de capital gallego relacionados con el área de seguridad.

A raíz de este suceso la empresa interpuso denuncias contra líderes comunitarios a partir de las cuales se emitieron no menos de 43 órdenes de captura, entre las cuales se ejecutaron aproximadamente 13, que llevaron a prisión a 11 líderes comunitarios de manera injusta durante 8 meses aproximadamente.


"Más de 47.000 personas se manifestaron en contra de los proyectos mineros e hidroeléctricos" La persecución política por parte de la empresa y de los organismo públicos pertinentes, no ha cesado, a consecuencia de ello, el pasado 15 de Marzo, Rubén Herrera fue detenido cuando salía de su residencia en Huehuetenango.

Existen alrededor de 21 personas más, que en la actualidad se encuentran con órdenes de captura por este caso, por lo tanto imposibilitadas de regresar a sus comunidades y hogares, siendo víctimas del miedo infundido a través de la persecución política judicial y extrajudicial impulsada y dirigida por los intereses del proyecto hidroeléctrico.

La persecución política en Guatemala ha aumentado desde la toma de posesión del actual presidente el 14 enero de 2012, el General Otto Pérez Molina. En poco más de un año la represión y la judicialización de defensores y defensoras de derechos humanos, especialmente vinculados a la defensa del territorio, ha incrementado considerablemente.

La judicialización en los casos de Barillas ha sido utilizada como un mecanismo de ejecución de castigos, que no de justicia, ya que los presos políticos pasaron en su mayoría 11 meses en la cárcel sin ser sentenciados de delito.

Este mecanismo de criminalización es utilizado, como en el caso de Rubén Herrera, contra los y las que en pleno derecho, reivindicamos el derecho a resistir y debatir que tipo de desarrollo queremos para nuestras vidas y las generaciones futuras.


"La mayoría de los detenidos pasaron 11 meses en la cárcel sin ser sentenciados de delito" La negativa de la población a la construcción de la hidroeléctrica Q’amb’alam I y II en Barillas está suponiendo un pulso de poder entre la voluntad de los pueblos que defienden el cauce de Q’amb’alam como un lugar sagrado y necesario para la reproducción de la vida; y los intereses económicos extranjeros vinculados a grandes corporaciones energéticas del Estado Español.

La visita del general Otto Pérez al Estado Español le hizo adquirir compromisos para proteger las inversiones españolas, lo que se traduce en los territorios en violencia, no hay otra forma de asegurar imponer proyectos extractivos o energéticos, a los que la población se opone de forma legítima.

En el marco del viaje realizado por el mandatario se organiza la Feria de Inversiones del 30 y 31 de mayo del 2013, donde el país será prácticamente subastado, puesto que se ofertarán entre 500 a 1500 proyectos como Hidro Santa Cruz.

La judicialización de Rubén Herrera es uno de los mecanismos utilizados para desmovilizar la resistencia pacífica y legítima en Santa Cruz Barillas, lo que pone sobre la mesa, una amenaza explícita, para los y las que como él, se atreven a exigir su derecho legítimo de poner en cuestión qué modelo de desarrollo queremos y qué pretendemos construir.



Empresas, gobiernos y ejércitos en Santa Cruz Barillas
Andrés Cabanas
Hidro Santa Cruz es una empresa gestionada y participada por Hidralia Energía, de origen español. Ecoener es empresa matriz de Hidralia Energía. En las tres forman parte de la representación legal, la dirección corporativa o el accionariado los hermanos Castro Valdivia. Hidro Santa Cruz es propietaria del proyecto hidroeléctrico sobre el río Cambalam, en Barillas.

En la serie de reportajes que ahora inicio propongo una lectura de la conflictividad reciente en Santa Cruz Barillas (concretada en el establecimiento de un Estado de Sitio) a partir de:

· Historia y caracterización del grupo empresarial que actúa en Barillas (Hidro Santa Cruz) y sus estrategias de actuación.
· Los intereses económicos transnacionales presentes en el conflicto y el mapa de actores coincidente con estos intereses.
· Las vinculaciones del conflicto en Barillas con la conformación de un Estado progresivamente autoritario y neo militar.

A partir de estas lecturas, concluiré que Hidro Santa Cruz (publicitada como una empresa pequeña, con pequeños y legítimos intereses) forma parte de un complejo entramado empresarial que desarrolla sus acciones en varios países, de forma directa o a través de conexiones políticas y/o familiares. Una red económica que vincula a decenas de empresas e intereses de corte similar y que involucra asimismo a importantísimas corporaciones financieras internacionales (International Finance Corporation-World Bank Group, entre otras).

Desvelaré un entramado político conexo, sustento de esta red económica, construido a partir de lazos partidarios y con gobiernos, en esferas estratégicas de toma de decisión (igualmente, en diferentes países). Como podrán apreciar en los reportajes, este entramado se construye a partir de procedimientos legales o de la ilegalidad criminal.

Compartiré con ustedes formas de trabajo y estrategias de expansión basadas en la negociación y el otorgamiento de beneficios sociales, pero también la compra de voluntades, sobre todo de autoridades; el desprecio de la opinión de las comunidades; el uso de mecanismos informales y paralelos (paralegales); la imposición; el neocolonialismo. Estas formas de trabajo, repetidas en muchos de los países y proyectos impulsados por este conglomerado, conforman un modus operandi y una cultura organizativa.

Cuestionaré la calidad medioambiental y social de los proyectos de Hidro Santa Cruz: mientras la empresa se presenta como amigable con el ambiente, oferente de soluciones energéticas comunitarias y alternativas, ubicaré la responsabilidad social empresarial y los mecanismos de desarrollo limpio como nuevos espacios para la acumulación; las micro centrales como táctica de expansión multinacional, no como respuesta social; y el agua (privatización, gestión de servicios) como ámbito fundamental de acumulación para los próximos años. El control de este recurso determina espacios de lucha y nuevas estrategias de penetración a las que no es ajena Hidro Santa Cruz.

Evidenciaré la inserción de Hidro Santa Cruz en los esquemas de expansión transnacional: es decir, Hidro Santa Cruz como parte de un modelo corporativo y no como alternativa empresarial.
Por fin, concluiré que la fuerza de la expansión y la dureza de los planteamientos de Hidro Santa Cruz solamente pueden entenderse a partir de la magnitud de los intereses, los apoyos y las redes de poder involucradas. En este marco, el Estado de Sitio recientemente decretado en Barillas no es consecuencia de hechos aislados de violencia, sino una condición para la acumulación (...)


Puedes leer el reportaje completo en:


http://olca.cl/articulo/nota.php?id=101797

¿Qué te ha parecido el artículo?
Publicidad



COMENTARIOS