Entrevista a Rosa Dí­ez

Diputada de UPyD en el Parlamento (Primera Parte)

"La vida, la libertad de expresión, de movimiento, las relaciones laborales...muchos polí­ticos, a izquierda y a derechas, han renunciado a defender esos principios por el oportunismo polí­tico."

0
0 votos
22-01-2009
Publicidad
 Rosa Dí­ez
Rosa Dí­ez
El viernes 2 de enero, se hicieron públicas varias encuestas con un elemento común; se mantiene la tendencia a multiplicar por tres los votos que recibió UPyD en las Elecciones Generales, y hasta por seis en alguna de ellas. ¿Cómo valora estos resultados?
 
Teniendo en cuenta que las encuestas solo expresan una intención en este momento, pienso que es la expresión de que en España hay mucha gente que quiere una fuerza política que haga política de otra manera, libre de sectarismos y prejuicios. Que diga siempre la verdad, es decir, que en cualquier lugar de España en el que estén defiendan siempre la misma posición, y que trate a los ciudadanos como personas mayores de edad. Yo creo que hay millones de ciudadanos en España que buscan esa opción política, alguien que haga política de otra manera. Eso hace que nuestra opción política esté obteniendo una valoración muy positiva cada vez que se pregunta a la gente
 
¿No crees que la consolidación de este espectacular crecimiento se corresponde con vuestra posición por la regeneración democrática, la firmeza ante el terrorismo, y la defensa de la unidad de España?
 
Yo creo que si, son tres elementos básicos que son claves para una sociedad que se llame a sí misma democrática.
 
Porque defender la unidad de España es defender la igualdad de todos los españoles, no es defender un mapa. Es un instrumento que ha de ser capaz de defender la igualdad de todos los ciudadanos ante la ley, y también la igualdad de oportunidades. Es de primero de EGB de democracia, y es algo irrenunciable.
 
Nosotros lo hacemos en un momento en que está mal visto, parece terrible decirlo así, pero no está defendido por quienes tradicionalmente, aquellos que se llaman a sí mismos de izquierdas, deberían tener mas interés que nadie, o por lo menos tanto como los demás, en defender la igualdad.
 
Por otra parte la Regeneración Democrática no es ni más ni menos que defender que los ciudadanos recuperen el control sobre la política. Antes lo he dicho de otra manera, es tratar a los ciudadanos como personas adultas, como mayores de edad. Renunciar al eslogan fácil y empeñarse en argumentar las posiciones políticas, en pedir a la gente que piense críticamente sobre las cosas que les estamos planteando, eso es regenerar la democracia.
 
También ser coherente con esta posición política es defender valores y principios que son pre democráticos, pre constitucionales, y en todo caso que están por encima de la ideología, porque son aquellos en los que nos reconocemos quienes defendemos los Derechos Universales; el derecho al vida, la libertad de expresión, la libertad de movimiento, la dignidad en el trabajo y las relaciones laborales. Quienes nos reconocemos hijos de la Declaración Universal de Derechos Humanos tenemos que insistir en la necesidad de defender esos valores y lo tenemos que hacer en una situación, como es la que se produce en España, en la que muchos políticos, a izquierda y a derechas, han renunciado a defender esos principios y esos valores por el oportunismo político
 
Respecto al origen de los votos los analistas están muy divididos, votos del PP, del PSOE, e incluso de IU, ¿cuál crees que es su origen?
 
 
Empiezo por negar la mayor. Los votos no son del PSOE del PP y de IU. Los votos son de los ciudadanos. Cada uno de nosotros somos personas con cada vez mas capacidad autocrítica, que elige. Esa imagen de que los ciudadanos son votantes del PSOE, del PP o de IU, es una imagen muy poco respetuosa con el libre albedrío, que es la gran apelación democrática. Es verdad que las grandes formaciones políticas, las más tradicionales, tienen un suelo electoral. Hay gente que vota por tradición lo que votó toda la vida, y que no se resigna a dejar de votar a alguien que ya le ha defraudado. Y cada vez hay más gente que tiene de su libre albedrío su forma de comportamiento.
 
A nosotros nos vota gente que a lo largo de su vida a hecho de todo desde el punto de vista electoral, salvo votar nacionalismo. Pero es gente que lleva mucho tiempo refugiada en el voto en contra, que vota una opción por no votar la otra - aunque no le gusta nada lo que esta votando -, gente que ha votado IU, PP, PSOE… gente que está en la abstención, en el voto en blanco y nuevos votantes.
 
En nuestro partido se da una circunstancia que empiezo a encontrar mucho cuando me habla la gente: Es gente mayor que me dice “a nosotros nos llevaron a votaros nuestros hijos”. Son los jóvenes los que arrastran el voto de los padres. Al contrario de lo que suele ocurrir con los partidos tradicionales que, sobre todo al principio, cuando los jóvenes no tienen todavía un criterio político formado, a veces votan por mimetismo lo que han votado sus padres históricamente. También he encontrado mucha gente que te dice “yo no me atreví pero mis hijos en casa te votaron todos”. Ese voto reflexivo, ese voto crítico - como se decía mucho desde la izquierda apelando al voto crítico - ese voto ilustrado de la gente que no lo entrega sin condiciones, “esto no es un cheque en blanco”. Gente que pone condiciones y que además revisa.
 
A nosotros ese es el voto que nos interesa, porque ese es el tipo de ciudadano para el que hacemos política, para que cada vez sean más los ciudadanos críticos y los ciudadanos comprometidos.

 
ATENCIÓN: La segunda parte de la entrevista se publicará el sábado 24. Rosa Díez contesta a preguntas sobre las Elecciones Autonómicas y Europeas, el terrorismo y la posición de UPyD ante la crisis.

 
¿Qué te ha parecido el artículo?
Publicidad