Madrid: Crece el "tsunami" contra los recortes en sanidad

La gestión privada nos cuesta el doble

Detrás de los recortes a la sanidad y a nuestra salud hay un inmenso negocio del que sólo se benefician unos pocos.¡La sanidad pública no se vende, se defiende!

5
6 votos
12-12-2012
Publicidad
Desde hace semanas se suceden las huelgas, manifestaciones y encierros, convocadas por todos los sindicatos y organizaciones del sector, médicos, enfermeras, auxiliares, especialistas, investigadores La Plataforma de Trabajadores y Usuarios de la Sanidad Pública ha entregado ya en la Consejerí­a de Sanidad de Madrid casi un millón de firmas.
 Madrid se ha convertido en la capital de la lucha en defensa de la sanidad pública.
Madrid se ha convertido en la capital de la lucha en defensa de la sanidad pública.
Desde hace semanas se suceden las huelgas, manifestaciones y encierros, convocadas por todos los sindicatos y organizaciones del sector, médicos, enfermeras, auxiliares, especialistas, investigadores La Plataforma de Trabajadores y Usuarios de la Sanidad Pública ha entregado ya en la Consejerí­a de Sanidad de Madrid casi un millón de firmas.

El 19 de diciembre la Mesa Sectorial han convocado otra marcha desde el campo del Rayo Vallecano hasta la Asamblea de Madrid.


Frente al plan del gobierno madrileño, que pretende entregar a empresas privadas (Capio, Ribera Salud, Sanitas, Hospitales de Madrid y Quirón) la gestión de seis hospitales y 27 centros de salud, los profesionales denuncian que la sanidad privada no sólo no es más barata, sino que es peor. "Un estudio publicado por la UGT, demuestra que “a cada madrileño la sanidad privada le cuesta el doble que la pública”"


Las denuncias llueven de todos los lados. Desde un portavoz del 12 de Octubre, “Quizá haya que gestionar mejor, pero vender a empresas privadas, no es gestionar mejor, sino gastar más dinero de los ciudadanos”. Al reumatólogo JL. Andreu, del Hospital Puerta de Hierro: “¿Por qué quieren pagar 440 euros per capita vendiendo hospitales que están ahora mismo a 375 euros, con 80 euros de diferencia que no sabemos dónde van?”


Un estudio publicado por la UGT, demuestra que “a cada madrileño la sanidad privada le cuesta el doble que la pública”. Así, mientras la gestión pública del Clínico tiene un presupuesto de 333 millones de euros (casi 340.000 euros/cama), la empresa sueca Capio gestiona ya 927 camas por 494 millones de euros (casi 535.000 euros/cama), ¡195.000 euros más! En la Fundación Jiménez Díaz que gestiona Capio, la cama cuesta a la Comunidad 650.000 euros, el doble que una cama de gestión pública.


Detrás de los recortes a la sanidad y a nuestra salud hay un inmenso negocio del que sólo se benefician unos pocos.


¡La sanidad pública no se vende, se defiende!

¿Qué te ha parecido el artículo?
Publicidad



COMENTARIOS