Caixa Catalunya convierte en capital la deuda de la inmobiliaria Alcalá 120

Banca + construcción = atraco perfecto

La intervención de la banca mantiene artificialmente los precios de la vivienda

0
0 votos
19-01-2009
Publicidad
¿Por qué los precios de la vivienda nueva, a pesar de que existe una bolsa de pisos sin vender que supera los dos millones, no se desploman?
La respuesta a este interrogante no está en las “leyes del mercado”, sino en la intervención de la banca para mantener artificialmente los precios.
Caixa Cataluña ha transformado los 410 millones de euros en créditos concedidos a la promotora inmobiliaria Alcalá 120 en capital de la empresa, pasando a ser propietaria del 100% de acciones.
Alcalá 120 acabó 2007 con unos beneficios de 5,7 millones de euros, un patrimonio de 57 millones... y una deuda acumulada de 513 millones, de los que 410 correspondían a los créditos de Caixa Catalunya.
Mientras duró el boom inmobiliario, Alcalá 120 fue una rentable fuente de beneficios para la caja catalana. Estallada la crisis, cayó en picado el valor de los activos inmobiliarios, las inmobiliarias se declararon incapaces siquiera de devolver los plazos de los préstamos contraídos, y los bancos –que habían invertido el 65% de su cartera crediticia en la construcción- intentan tapar el agujero adquiriendo constructoras e inmobiliarias, y convirtiéndose en dueño de los inmuebles.
Pero si el banco vende ahora los pisos al precio que el mercado dicta, ni siquiera recuperaría el capital concedido en préstamo. Por eso acaparan los pisos, sin ponerlos en venta, intentando mantener un precio mínimo que minimice las pérdidas.
¿Qué te ha parecido el artículo?
Publicidad