Rafael Reig (Sec. Acc. Sindical)

El Mayo Verde

Tarde o temprano, los ciudadanos van a intentar tomar las riendas de todo esto"

0
0 votos
21-06-2012
Publicidad
El pasado 26 de mayo el Sindicato de Enfermerí­a (SATSE) concentró a más de 10 mil personas frente al Ministerio de Sanidad. Se reunieron con la ministra y le entregaron medio millón de firmas contra los recortes recogidas en 12 dí­as.
 El Mayo Verde
El pasado 26 de mayo el Sindicato de Enfermerí­a (SATSE) concentró a más de 10 mil personas frente al Ministerio de Sanidad. Se reunieron con la ministra y le entregaron medio millón de firmas contra los recortes recogidas en 12 dí­as.

Después de concentrar 10 mil personas en Madrid y un compromiso de diálogo del Ministerio, ¿sabéis en qué se traduce esto, o en qué se debe traducir?

Lo que queremos es un canal estable de comunicación y negociación, como establece la ley, y es un canal que se llama ámbito de negociación, como establece el Estatuto Marco. El Ministerio se comprometió a convocarnos a través del ámbito de negociación y empezar a hablar de todos los temas. No somos nuevos en esto y no nos confiamos con que el Ministerio cumpla su palabra, que esperamos que sí, pero conocemos la trayectoria de los anteriores gobierno.

Queremos un ámbito en el que todos los sindicatos podamos hablar de la Sanidad y sobretodo de cómo va a quedar después de estos años e recortes indiscriminados.

No sabemos al Gobierno pero a nosotros nos preocupa mucho cómo va a quedar el sistema sanitario, sobretodo para los profesionales y los ciudadanos.

¿Cómo valoráis las actuaciones de lo que habéis llamado el Mayo Verde?

Muy positivamente, porque se ha llegado a concentrar 10 mil personas y a recoger 500 mil firmas en 12 días. Los ciudadanos y los profesionales saben que están ocurriendo cosas muy graves en Sanidad y se oponen a ello.

Además hemos difundido muchos vídeos en las redes sociales que han tenido cientos de miles de visitas. A quien no hemos llegado con las firmas, hemos llegado a través de las redes, con el objetivo de que llegase la verdad de lo que está ocurriendo en Sanidad.

Hemos visto como un paciente se salvaba porque en unas urgencias cerradas habían profesionales sanitarios encerrados en huelga. ¿Realmente está en juego no solo la calidad de vida, sino la vida de la gente?

Sí, claro. Lo que pasa es que a cada uno le llegan los casos que le pasan a la gente que le rodea. Lo difícil es poner todo eso en un mismo lugar para que se visualice la realidad de los recortes. Pero todo el mundo está sufriendo cómo te dan cita más tarde, te atienden más tarde... y todo por falta de medios. Y luego está el ahorro en sueldo que repercute en el empleo. Se han perdido, solo en enfermería universitaria, 20 mil puestos de trabajo. Eso, al final, se traduce en menos atención, con menos tiempo, menos humanizada. Y todo esto teniendo la mitad de enfermeras que la media de la OCDE.

¿Recortes o privatización, es decir, que el capital se apropie de nuestro dinero a través de la Sanidad?

El tema está claro. Primero se ha hecho una gran campaña durante años para hacer ver que el sistema sanitario es insostenible, porque el resto de la sociedad no estaba viviendo la crisis, y cuando se ha conseguido se han dado más pasos. Y la realidad es que en los últimos dos años, el crecimiento de la contratación de seguros privados y de la sanidad privada, ha sido tremendo. Un 4% más, en época de crisis, cuando la gente está ahorrando todo lo que puede. "Ahora tenemos que demostrar que estamos mal económicamente, lo que significa un sistema de beneficencia"

Realmente están expulsando a la gente de la Sanidad. El Real Decreto de sostenibilidad del sistema sanitario expulsa a los mayores de 26 años del sistema público. Y para continuar en él tienes que demostrar que no tienes recursos. El principio que nos unía a todos los españoles en el derecho a la salud se ha roto. Ahora tenemos que demostrar que estamos mal económicamente, lo que significa un sistema de beneficencia. Es decir, solo quien tenga más dinero podrá estar bien.

Estas fundaciones privadas y seguros están ligados a los mismos intereses que después se encuentran presionando a España con la deuda. Hace semanas vimos a Rajoy aprobar un recorte de 10 mil millones de euros en Sanidad y Educación, 24 horas después de que se lo exigieses el FMI. ¿No crees que hay que exigir la defensa de la soberanía del país frente a las imposiciones de los principales centros de poder?

Claro, lo que pasa es que dudo mucho de que fueses capaz de resistirse a esas presiones. Están alcanzando un extremo impensable.

Hoy mismo he leído en prensa que, desde la UE, se está pidiendo la reducción de un 5% de lo que ya se gastaba en Sanidad. Cuando estamos hartos de repetir que España se gasta en sanidad pública, que hasta ahora era universal, un 6% del PIB, cuando la media de los países europeos es el 12%, por no hablar de EEUU, que ni si quiera tiene sanidad pública y gasta un 17%.

Y ahora quieren que se reduzca un 5% de ese 6,5%. Estos son datos de antes de la crisis, por lo que ahora estaremos gastando menos de un PIB que también se ha reducido.

Si hemos estado gastando menos que los demás países lo que es una prueba evidente que la deuda sanitaria, que se decía que era culpa del derroche de los profesionales, se debe a una infradotación del presupuesto sanitario. Se ha querido dar la idea de que teníamos un buen presupuesto y que los profesionales hemos estado tirando el dinero y gastándolo de cualquier manera. Todo y que tenemos muchas propuestas para mejorar la gestión sanitaria.

¿Es esto consecuencia de la Reforma e la Constitución aprobada por PP y PSOE, en la que se introducía la obligación de devolver la deuda antes que cualquier otro gasto, como la salud de la gente?

Yo creo que sí. Aunque si no la hubiesen hecho también se habrían lanzado a recortar. Cuando la política es de austeridad quien tiene un duro se lo guarda, por lo que la economía se contrae. Está claro que está fórmula no es buena.

Están avanzando los gestos y las acciones unitarias en la lucha contra os recortes en Sanidad, en Educación... ¿crees que vamos hacia un frente de unidad de la mayoría de los sectores que sufren los recortes que de una alternativa?

Está claro que los ciudadanos estamos despertando. Las organizaciones intentamos hacer de punta de lanza, aún con nuestras diferencias. Las cosas están cambiando hacia una situación que no hemos vivido nadie, y eso va a significar que, tarde o temprano, los ciudadanos, a través de sus organizaciones y por sí mismos van a intentar tomar las riendas de todo esto. No podemos permitir que esto pase sin hacer nada. Están cambiando las reglas del juego.

¿Qué te ha parecido el artículo?
Publicidad



COMENTARIOS